Cuál es el mejor momento para pasear al perro

Virginia Duque Mirón · 13 mayo, 2018
Las rutinas son positivas para los canes y, de la misma manera, hay que tener en cuenta la energía que tendrá según el momento del día

Los perros son animales de rutina, por lo que establecer un horario es importante para que su vida sea tranquila y sea un animal equilibrado y feliz. ¿Qué dueño no quiere eso para su mascota? Es cierto que solemos establecer horarios para las comidas, pero, ¿cuál es el mejor momento para pasear al perro? ¿También tienes un horario para ello?

El mejor momento para pasear al perro es…

Los paseos son una parte esencial en la vida diaria de un perro, y estos no deben ser simples paseos rutinarios de pocos minutos en los que el animal hace sus necesidades y volvéis a casa. El paseo para ellos es como un ritual, un modo de deshinibirse y soltar energía, y de relacionarse con otros congéneres y personas.

Realmente, no hay una hora establecida para pasear al perro y, de hecho, el animal se acostumbrará a los horarios que tu le establezcas. Por tanto, establece unos horarios que puedas cumplir y en los que no tengas que pasear a tu mascota con prisa, sino que puedas tomarte tu tiempo y darle lo que necesita en sus paseos.

¿Qué tener en cuenta para establecer los horarios entonces? Piensa que los perros se guían por el horario de la propia naturaleza, así que como a nosotros –si no tuviéramos que ir a trabajar– nos gustaría dar un paso al amanecer, con el buen tiempo, a ellos les gustará lo mismo. Piensa, además, que después de haber estado toda la noche sin salir, estará deseando de hacerlo, y posiblemente tenga ganas de hacer pis.

Cuándo es la mejor hora para pasear al perro

Lo normal es que un perro salga tres veces al día, así que repartir estos paseos a lo largo del día será la mejor opción. El próximo paseo será al mediodía, y tú escoges si quieres hacerlo antes o después de la comida.

Lo más recomendable es que sea después, ya que así el animal podría defecar y no tener que esperar al próximo paseo, pero esto realmente no es tan importante, ya que la digestión de los perros es larga y posiblemente aguantará hasta la siguiente salida.

La tarde o tarde-noche, dependiendo de tus horarios, será el último paseo. Este debería ser el más largo e incluir sesiones de juegos y ejercicios. Permitirá que el animal suelte energía antes de dormir y le aportará la dosis de ejercicio necesaria.

Cómo disfrutar más de los paseos con tu perro

La vida que llevamos suele ser estresante y no nos llega el tiempo para nada, así que podemos caer en el error de que los paseos se vuelvan rutinarios y ni nuestra mascota los disfrute ni nosotros tampoco. Pues bien, toma nota de estos consejos para que eso no suceda.

Cuándo pasear al perro: antes o después de comer

Permite que olisquee

Las glándulas olfativas del perro son unos de los mayores elementos de la socialización de tu mascota, por lo que olisquear es muy importante para él. Las prisas pueden llevarnos a impedirle que lo haga, pero tómate el tiempo necesario para permitir que tu perro lo haga, pues de ello dependerá el disfrute de los paseos.

Deja que socialice

Cuando hay otros perros es normal que sintamos miedo de que pueda surgir una pelea, pero si no lo dejas relacionarse con otros congéneres estarás frenado uno de sus instintos más innatos.

Para quitarte el miedo, podrías permitir que primero se acerquen y se huelan sin soltarle la correa y, una vez que te cerciores de que todo está tranquilo y marcha bien, podrías soltarlo y dejar que jueguen.

Llévalo a un lugar adecuado

Un parque para perros, la montaña o la playa, dependiendo del lugar en el que vivas, son los sitios ideales para que tu cn pasee. Piensa que necesitará correr, poder estar sin correa y encontrarse con otros animales.

Quizá llevar a tu perro a uno de estos lugares te cueste un esfuerzo extra, pero si lo haces merecerá la pena, pues tu disfrutarás con tu mascota y ella será feliz porque has tenido ese gesto con ella.

Sin importar la hora en que decidas pasear a tu perro, tómate el tiempo necesario y disfruta de momentos únicos con tu mascota, porque los paseos son más que tiempo de hacer pis, son momentos que pueden estrechar vuestro vínculo y hacer de tu perro un animal más feliz.