¿Cuál es el animal vertebrado más viejo del mundo?

Se trata de un pez que vive a 2 000 kilómetros de profundidad y del que fue encontrado un ejemplar del que se calcularon 392 años de vida

La muerte es una realidad que afecta tarde o temprano a los seres vivos y, si bien hay hongos, plantas o invertebrados que tienen una longevidad milenaria, el vertebrado más viejo del mundo no tiene esa suerte. 

Conoce al vertebrado más viejo del mundo

El animal vertebrado más viejo del mundo nos recuerda que este grupo de animales también puede llegar a tener varios siglos de edad y, aunque poco conocido, se trata del tiburón boreal o tiburón de Groenlandia (Somniosus microcephalus).

Fue Julius Nielsen y su equipo de la Universidad de Copenhage quienes descubrieron al vertebrado más viejo del mundo: un ejemplar de tiburón boreal de 392 años de edad, aunque el estudio subraya que su ciclo de vida le podría llevar a los 512 años, lo que suman más de cinco siglos.

Antes de este estudio se pensaba que el vertebrado más longevo del mundo eran las ballenas boreales, que conviven con el tiburón boreal, y que pueden llegar a los 200 años, mientras que hay tortugas en Galápagos que se acercan a esta longevidad.

El estudio es cuanto menos sorprendente: se usaron pruebas de carbono catorce en el cristalino del ojo de animales capturados de forma accidental, lo que evidenció trazas radioactivas de las primeras pruebas atómicas.

El título del vertebrado más viejo del mundo probablemente tenga detrás la lenta vida del tiburón de Groenlandia, pues los tiburones boreales pueden tardar 150 años en alcanzar la madurez sexual, ya que a temperaturas tan bajas el metabolismo es lento y, por tanto, todo el ciclo de vida también.

Tiburón de Groenlandia

Curiosidades del vertebrado más viejo del mundo

El tiburón boreal también llega a dimensiones colosales: el tiburón más longevo del estudio, de casi cuatro siglos, también medía cinco metros de longitud.

Sin embargo, no solo es conocido por ser uno de los animales más longevos del mundo, porque lo cierto es que el tiburón boreal está rodeado de decenas de características únicas.

Y es que este animal vive en el abismo polar, que se encuentra a profundidades de hasta dos kilómetros bajo el nivel del mar. En estos abismos se alimenta de calamares y peces, aunque en sus estómagos también se han encontrado osos polares, caballos o caribúes.

Otra de las mayores curiosidades del vertebrado más viejo del mundo es un parásito conocido como Ommatokoita elongata que se aloja en la córnea de estos animales, y que les deja prácticamente ciegos.

Aunque se desconoce del todo esta relación, se cree que para el tiburón boreal podría ser positivo: su sentido de la vista es escaso y usa para cazar su olfato. Sin embargo, este parásito posee bioluminiscencia, por lo que podría atraer a las presas de este tiburón directas a su boca.

El consumo de tiburón boreal: veneno y leyenda

Otra de las curiosidades del vertebrado más viejo del mundo es que ha sido consumido por el hombre, a pesar de que la carne de tiburón boreal posee óxido de trimetilamina, un tóxico que causa una toxicidad parecida a la de una borrachera extrema.

Tiburón boreal

Y es que tras varias cocciones cambiando el agua, congelaciones o desecados, la carne del tiburón boreal se puede comer y, de hecho, es considerada una comida de lujo en Groenlandia, mientras que los esquimales suelen cazarlos mediante señuelos.

Este tiburón forma parte de la mitología del pueblo inuit, y su peculiar y fuerte sabor a urea ha llevado a las leyendas más estrafalarias y a un especial protagonismo en su cosmología. Para este pueblo, el primer tiburón boreal fue Skalugsuak, y su origen está en que una mujer se bañó el pelo con un paño bañado en orina y lo arrojó al mar.

Otra de sus leyendas es que un padre ahogó a su hija y le cortó mientras los dedos, los cuales se convirtieron en varias bestias marinas, entre ellas Skalugsuak. Por último, los inuit de Igloolik, en el norte de Canadá, creen que este tiburón vive en el orinal de Sedna, la diosa del mar y de las criaturas que lo pueblan.

Te puede gustar