Cosas graciosas que hacen los perros

6 febrero, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el abogado Francisco María García
Determinados comportamientos de los canes se convierten en cosas graciosas para los humanos; los perros son seres realmente juguetones y divertidos

Cada perro es un ser único, con su propia identidad y forma de ser. Sin embargo, todos los canes comparten ciertas expresiones y acciones que, para nosotros, resultan muy divertidas. A continuación, te invitamos a divertirte con nosotros repasando las cosas graciosas que hacen los perros.

5 cosas divertidas que hacen nuestros perros

A medida que observamos a nuestras mascotas, veremos en ellos diferentes gestos y juegos que nos parecerán muy graciosos. Estos son algunos ejemplos:

  • Dormir en posiciones nada tradicionales

Las posiciones de un perro al dormir dicen mucho sobre su estilo de vida, estado de ánimo, entorno, e incluso sobre su salud. Para nosotros algunas de estas posturas pueden resultar poco extrañas y muy graciosas.

Descanso de un perro

¿Cuántas veces has pillado a tu perro dormir bocarriba y no pudiste contenerte la risa? Seguramente ha despertado tu curiosidad ver a tu amigo totalmente relajado con la barriga al aire, la cara arrugada y las patas abiertas.

Además de resultar muy divertida, esta posición es una excelente señal. Para dormir bocarriba, los perros deben sentirse completamente seguros y a gusto en su entorno.

  • Sacudir frenéticamente un objeto al agarrarlo

En su día a día, una de las cosas graciosas que hacen los perros es sacudir frenéticamente su cabeza al agarrar un objeto. Probablemente tu mascota ya ha tenido esta conducta con uno de sus juguetes y has asociado eso a su entusiasmo.

Perro sacude sus juguetes

No obstante, se trata de un comportamiento primitivo de los perros, que se asocia a su natural instinto cazador. Al capturar una presa en la naturaleza, los canes hacen exactamente este movimiento de sacudirla fuertemente con su cabeza.

Por estas razones, no debemos asustarnos o confundir su conducta instintiva con un problema de comportamiento, como la agresividad en los perros.

  • Perseguirse la cola

El acto de perseguir a la propia cola es bastante común entre los perros y puede resultar muy gracioso para sus dueños. Si tu perro presenta esta conducta eventualmente, puede hacerlo para llamar tu atención o cuando se pone ansioso para salir a pasear o jugar.

Sarna en perros

Sin embargo, cuando ello se convierte en un hábito, los dueños deben estar muy atentos. La repetición cotidiana o constante de esta conducta es una señal de estrés crónico, ansiedad o nerviosismo en los perros.

De hecho, perseguirse o morderse la cola es una de las curiosidades más comunes en los perros. Estas conductas compulsivas pueden llevar a la automutilación y a dañar la salud física y mental del animal.

Por ello, al observar que tu perro persigue su cola de forma constante o repetitiva, te aconsejamos llevarlo inmediatamente a un veterinario especializado en etología canina.

  • Atrapar al juguete

El juego de buscar a la pelota –u otro juguete– también nos deja una de las cosas más graciosas que hacen los perros. Esta actividad tan clásica y cotidiana se convierte en un motivo de risas cuando tu perro intenta atrapar al objeto que no le tiraste.

Mi perro no me entrega la pelota

Ya sabemos que todos los canes son enérgicos y les encantan los juegos; cuando le tiramos una pelota u otro objeto, despertamos su instinto cazador. Por esta razón, el clásico juego de buscar y traer la pelota es uno de los favoritos de todos los canes.

¿Alguna vez has ‘engañado’ a tu perro y la has hecho creer que has lanzado la pelota? Muchos canes salen disparados con toda su energía para perseguirla, hasta que perciben que no hay pelota para atrapar. Mientras, otros nos miran con una cara de extrema confusión, como si no entendieran exactamente qué deben hacer.

En ambos casos, la actitud de nuestros mejores amigos nos resulta muy graciosa. Sin embargo, no es aconsejable repetir este ‘engaño’, ya que puede terminar generando un sentimiento de frustración en el animal.

El objetivo de perseguir la pelota, así como cualquier otro juego, es estimular el cuerpo y la mente de tu mascota, y no confundirlos o aburrirlos.

  • Sacar la cabeza al viento durante un paseo en coche

Al entrar en un coche, casi todos los perros buscan inmediatamente sacar su cabeza por la ventanilla. Este comportamiento es totalmente natural y se debe a la curiosidad que el can siente por detectar los olores y estímulos del ambiente.

Planificar vacaciones con tu perro

La imagen de un perro con las orejas y los pelos al viento suele transmitirnos una impresión de disfrute y libertad. No obstante, es esencial respetar las medidas de seguridad, las leyes de tráfico y las regulaciones para viajar en coche con animales.

Además, debemos evitar que el perro se exponga excesivamente a los rayos solares, al viento o a condiciones climáticas adversas. Entre otras cosas, para evitar enfermedades y diferentes patologías.