Alimentación para perros a partir de 7 años

Alba Muñiz · 21 julio, 2015

La alimentación de un perro debe adecuarse a cada etapa de su vida. La mayoría de los canes entran en la llamada tercera edad a partir de los 7 años.

Por eso, además de tener en cuenta cuidados en otras áreas, consulta al veterinario sobre cuál es la dieta correcta para que tu amigo de cuatro patas transite la vejez sano y feliz.

Cómo debe ser la alimentación para perros a partir de 7 años

perros mayores

Si bien un can senior requiere los mismos nutrientes que uno joven, lo que hay que variar es la cantidad de los mismos. Un animal mayor debe reducir la ingesta de grasas, aumentar la cantidad de proteínas y fibras y consumir algunas vitaminas que retarden su envejecimiento.

Existen en el mercado alimentos balanceados diseñados para perros ancianos y que tienen en cuenta, incluso, su raza o su tamaño.

Además, como a medida que envejece tu mascota quizá vaya perdiendo el olfato y el gusto, necesitará que le proporciones opciones más sabrosas de comida.

Puedes darle piensos húmedos o bien prepararle comida casera, siguiendo las indicaciones de tu veterinario.

Una dieta adecuada debe contemplar la reducción del número de calorías. Al mermar su actividad física, el animal tiende a padecer problemas de sobrepeso si no puede quemar adecuadamente la energía que le proporciona el alimento.

Entonces, aunque de todas formas el perro anciano necesite ingerir grasas para mantener su temperatura corporal y el buen estado de su piel y su pelaje, su comida debe contener una menor concentración de las mismas para evitar que engorde y no corra el riesgo de sufrir diabetes o agravar problemas óseos y articulares.

Además, la dieta debe ser alta en fibras, para darles sensación de saciedad y favorecer su digestión, y rica en proteínas para contrarrestar el deterioro de sus músculos.

También debes proporcionarle a tu viejo compañero vitamina C, para retrasar el envejecimiento celular. Esta vitamina actúa como antioxidante, retardando el desgaste cerebral.

Por su parte, los lípidos como la fosfatidilserina contribuyen a mantener activas sus neuronas.

Ten presente que los perros de raza más grande pueden entrar en la vejez desde los 5 años y que, por lo tanto, debes comenzar el cambio de su dieta desde entonces. Seguramente podrás corroborarlo observando la disminución de su actividad física y las canas alrededor de su boca y sus ojos.

Consejos a la hora de alimentar a un perro anciano

perros mayores 2

Te contamos algunos detalles para que tengas en cuenta a la hora de alimentar a tu mascota anciana:

  • Salvo recomendaciones específicas de tu veterinario, dale de comer dos veces al día.
  • Manténlo alejado de dulces y abstente de dejarle probar lo que la familia está comiendo y que no está pensado para cubrir necesidades nutricionales.
  • No olvides que incluir en su dieta fibras de moderada fermentación favorecerá el máximo aprovechamiento de los nutrientes del alimento y le evitará problemas gastrointestinales como la diarrea o la constipación.

Estos signos suelen aparecer a medida que los animales envejecen, debido a que en sus intestinos aumenta la cantidad de bacterias patógenas en relación a las benéficas. Recuerda que unas deposiciones firmes y pequeñas son la mejor señal de que tu perro asimila bien lo que come.

  • Trata de darle piensos premium, para asegurarle una nutrición de calidad que también le ayude a mantener cuidada su dentadura y sus encías.
  • Un buen balanceado debe incluir, además, suplementos naturales como la glucosamina y la condroitina, para ayudar a sus articulaciones, y antioxidantes como el betacaroteno y la vitamina E, para elevar sus defensas.
  • Procura que en los alimentos que le proporcionas también esté presente el triptófano, que es un aminoácido que puede contribuir a mejorar su ánimo y a que duerma mejor.
  • Puedes hidratar el pienso con agua caliente o caldo, para tornarlo más apetitoso.
  • Si quieres completar su menú con algún plato casero –siempre bajo la supervisión del veterinario– recuerda que debe ser bajo en sodio y grasas y rico en fibras y proteínas.

Una sopa a base de carnes magras y vegetales puede convertirse en una opción ideal.

Además de una rica y saludable comida, recuerda darle a tu mascota grandes dosis diarias de cariño y atención para que transite feliz esta etapa de su vida.