Alimentación del león

Su magnífica melena lo hace parecer un rey y su alimentación y sus estrategias de caza también. Conócelo todo sobre la dieta y la letalidad del león.
Alimentación del león
Samuel Sanchez

Revisado y aprobado por el biólogo Samuel Sanchez.

Última actualización: 27 diciembre, 2021

El león (Panthera leo) es originario de África e India. Es el único gran felino que vive en manada, pues es una especie social. De esta manera, trabaja en grupo para defender el territorio y cazar. 

Las hembras del grupo tienden a realizar la mayor parte de la caza. Utilizan tácticas inteligentes en conjunción para atrapar presas más rápidas que ellas y que, por lo tanto, no podrían subyugar por sí solas. ¿Te has preguntado qué comen estos felinos? Aquí podrás descubrir en qué se basa la alimentación del león. 

Características generales del león

La manada del león consiste en algunos machos adultos, hembras y cachorros. Este gran gato habita en pastizales, sabanas, matorrales y bosques caducifolios secos y suele ser más diurno que otros felinos salvajes.

Por otra parte, la leona es una madre cariñosa que incluso se ocupa de cachorros abandonados. Según One Kind Planet, dos o más hembras en un grupo tienden a parir casi al mismo tiempo y los cachorros (que son extremadamente juguetones) se crían juntos. 

Otra característica general es que el león se comunica a través de una variedad de comportamientos y movimientos expresivos. Al igual que los gatos domésticos, este gran felino realiza acciones táctiles pacíficas, como lamerse y frotarse la cabeza con otros miembros de la manada, para saludarse y establecer vínculos afectivos.

Además de esto, el león se comunica a través de una variedad de vocalizaciones que incluyen ronroneos, gruñidos y maullidos, los cuales varían en intensidad y tono. Su rugido, el más fuerte de todos los grandes felinos, sirve para hacer notar su posición ante otras manadas. 

Uno de los tipos de felinos.

La imponencia del león en la cultura

La melena del león macho es una característica distintiva, pues ningún otro gran felino la tiene. Esto hace que el macho parezca más grande e intimidante que el resto de los miembros de su manada. Además, indica madurez sexual y un buen estado de salud. Por esto, la hembra tiende a preferir a los machos con las melenas más densas y oscuras.

El león ha sido símbolo de fuerza y ​​coraje y se ha reconocido a lo largo de la historia por estas características que te citamos. También ha representado a la realeza y la majestuosidad, de ahí viene su reconocido apodo como «rey de la selva».

Los antiguos egipcios veneraban a este felino como una deidad de guerra debido a su fuerza, poder y ferocidad y se han creado representaciones suyas en casi todas las culturas antiguas y medievales en el rango histórico (y actual). También se ha materializado en esculturas y pinturas, en banderas nacionales, en el cine y en la literatura. 

Tal vez es debido a todo este simbolismo que los leones se han mantenido en zoológicos desde la época del imperio romano y representan a una especie clave para exhibición en jardines zoológicos de todo el mundo desde finales del siglo XVIII. Sin duda, el peor enemigo de este fascinante animal somos nosotros. 

Llegó la hora de cazar

El león disfruta de relajarse y holgazanear. Pasa entre 16 y 20 horas diarias descansando y durmiendo, sin embargo, cuando llega la hora de caza saca provecho de su excelente visión nocturna. Es 6 veces más sensible a la luz que los humanos, lo cual le da una clara ventaja sobre algunas presas cuando caza de noche.

Este rey es conocido además por ser codicioso a la hora de cazar, pues suele capturar animales incluso cuando no tiene hambre. Sin embargo, también es famoso por ser un cazador muy inteligente, debido a que no es el más rápido de todos los felinos. 

Al no poder correr mucho tiempo sin quedarse sin aliento, el león se acerca lo más lento que puede a su presa antes de comenzar la persecución. Discreto, y agachado cerca del suelo, se asegura de no haber sido visto ni escuchado para saltar sobre el animal muy rápido y tomarlo por sorpresa.

¿En qué consiste la alimentación del león?

Al león le encanta la carne, se alimenta de muchos tipos de animales y puede comer cantidades asombrosas, cuenta la organización Alert. El macho ingiere un promedio de 7 kilogramos de comida al día y la hembra unos 4,5 kilogramos. Ambos son capaces de consumir hasta el 15 % de su peso corporal en una sola sentada.

¿Qué animales suele cazar el león?

Un animal carnívoro obtiene sus necesidades a partir de energía y nutrientes provenientes de una dieta que se basa en el tejido animal, ya sea mediante estrategias de depredador o carroñero. En el caso del león, algunas de sus presas son las siguientes:

  • Antílopes.
  • Búfalos.
  • Cebras.
  • Elefantes jóvenes.
  • Rinocerontes.

Los hipopótamos, los jabalíes, los cocodrilos e incluso las jirafas suelen servir de alimento para el león. Además, también aves, liebres, tortugas, ratones, lagartos, perros salvajes, guepardos y hasta leopardos forman parte de su menú. 

Se cree que el león se alimenta cada 3 o 4 días, pero puede pasar más de una semana sin comer y luego atrapar a sus presas ingiriendo hasta 50 kilogramos de carne a la vez. Una gran ventaja de este felino es que es un depredador ápice, lo que significa que caza a la mayoría de los animales que se encuentra en su hábitat, otra razón más para ser el rey.

Por otro lado, cabe destacar que ningún depredador caza al león para comérselo. Sin embargo, tiene algunos enemigos naturales, como hienas y guepardos. Las hienas compiten con él por la comida y, a menudo, intentan robar sus presas. 

Estado actual

Durante el período Neolítico el león se extendió por África, el sudeste de Europa, el Cáucaso, el oeste y el sur de Asia. Sin embargo, la distribución de la especie se ha reducido a poblaciones fragmentadas en el África subsahariana y a una población en el oeste de la India. 

Por esta razón, este majestuoso felino ha sido incluido como “Vulnerable (VU)” en la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN) desde 1996. Las poblaciones en los países africanos han disminuido aproximadamente en un 43 % desde principios de la década de 1990. 

Un león se pelea con unas hienas.

Ahora que sabes un poco más sobre la alimentación del león, llegó la hora de no favorecer su maltrato y su cautividad en zoológicos. Al rey de la selva le corresponde su hábitat natural, al igual que todos los demás animales del planeta.

Te podría interesar...
¿Cómo y por qué evitar el tráfico ilegal de especies?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Cómo y por qué evitar el tráfico ilegal de especies?

Si te preguntas cómo evitar el tráfico ilegal de especies, hay varias opciones que, aunque pequeñas, tienen relevancia. Conócelas aquí.