10 especies de peces que pueden criarse para consumo

Francisco María García · 5 julio, 2018
Las piscifactorías permiten que los usuarios consuman pescados a unos precios más asequibles, si bien es cierto que la textura y el sabor no son tan agradables

10 especies de peces que pueden criarse para consumo

Se llama acuicultura a la cría de peces para consumo humano. Actualmente, la mitad del pescado comercializado procede de estos criaderos. Las especies de peces de mayor empleo para esta industria son la merluza y el atún; no obstante, la variedad se ha ampliado con un buen número de especies.

Los consumidores de pescado encuentran diferentes ventajas y desventajas en la compra de peces provenientes de la piscifactoría a la hora de valorar su posible adquisición.

Los peces de criadero resultan más económicos que los que crecen de manera natural en las aguas del mundo. A pesar de que la textura y el sabor pierden cierta calidad, estos animales conservan el Omega-3 recomendado para la salud cardíaca.

La cría de peces para consumo

Hacen falta al menos 10 años de investigación y pruebas antes de lanzar una nueva especie de pez al mercado. A lo largo de los años, se ha ido evolucionando e incorporando nuevas especies a la cría en piscifactoría.

En el caso de los lenguados, su fácil reproducción y su capacidad de adaptación al cautiverio hizo de ellos los primeros candidatos a ser peces de cultivo. Las investigaciones fueron complejas, dado que las segundas generaciones no prosperaban en la granja marina.

Algunos peces que hace algún tiempo resultaban costosos, como el atún rojo o el besugo, se encuentran en el camino de ser comercializados de manera masiva. Los consumidores podrán degustar en sus fiestas y banquetes un pescado fresco a un menor precio y en mayor cantidad.

Cría de peces para consumo humano

Las especies que veremos a continuación se producen de a tres a cuatro millones de toneladas anuales. Son las más comercializadas y las de una distribución más sencilla en todo tipo de mercados.

Variedad y características de peces para criadero

  • La carpa hervíbora o Ctenopharyngodon idellus es nativa del río Amur y se distribuye por aguas dulces de poca profundidad y abundante vegetación. Estos peces son de tonalidad verde oscuro y pueden alcanzar 150 centímetros de largo, con un peso de hasta 50 kilos.

Para su cultivo, se realizan lagunas artificiales y jaulas si se trata de aguas abiertas. Se trata de uno de los peces con mayor demanda y de mayor producción en el mercado.

  • La denominada carpa plateada o Hypophthalmichthys molitrix es originaria de China. En su espacio natural alcanza el metro de largo y los 50 kilos de peso. Se alimentan de zooplancton en su infancia y de fitoplancton en su juventud y adultez; su hábitat típico son las aguas templadas y dulces asiáticas.

Actualmente, la carpa plateada posee una distribución a nivel global; su presencia reduce el nivel de las algas en los ríos y lagos. Se trata de otra de las especies empleadas en criaderos para consumo humano más extendida de Europa.

  • La Catla también se clasifica dentro de la variedad de las carpas. Es endémica del norte de India y Medio Oriente, y encuentra su hábitat entre los 20 y los 30°C. En condiciones naturales, estos peces pueden llegar a medir casi dos metros de largo: pesan unos 40 kilos.
  • Dentro de la categoría de peces de criadero entra también la Ruditapes philippinarum o almeja japónica. Su tonalidad varía ente el gris y el verde claro, dependiendo del sustrato en que se base su alimentación.
  • La Cyprinus carpio es la carpa típica europea. Esta variante es propia de temperaturas de entre 17 y 24ºC en agua dulce; su procedencia original es asiática, aunque se ha distribuido por todo el mundo.
Peces para criadero

Otras especies de una sencilla producción

  • En sexto lugar de producción y ventas se encuentra el camarón Penaeus Vannamei. Se trata de un crustáceo oriundo del Pacífico que se distribuye desde Perú a México. Estos animales se hallan en profundidades de hasta 100 metros; en situaciones naturales, pueden alcanzar los 25 centímetros de largo.
  • Otro tipo de carpa nativa de China es la Hypophthalmichthys nobilis o carpa cabezona. Se conocieron ejemplares de hasta 40 kilos.
  • El Oreochromis niloticus es un pez que surge como especie en el río Nilo, de ahí que también se le conozca como Tilapia del Nilo. Se trata de peces tropicales de reproducción masiva.
  • Conocido como carpín, el Carassius carassius es otro de los peces procedentes de China. Suele criarse en jaulas directamente en los cauces naturales, donde se garantiza su alimentación a base de algas.
  • Por último, puede mencionarse el Salmo salar. Se trata del típico salmón atlántico; estos peces se distribuyen por todo el norte del océano Atlántico hasta el mar Negro.