Uso de limón para eliminar las pulgas

Eliminar las pulgas de tu perro con una solución de limón es posible, pero a veces no basta con esto. Sigue leyendo para descubrir cómo aplicar este tratamiento.
Uso de limón para eliminar las pulgas

Escrito por Luis Orozco

Última actualización: 18 enero, 2022

Una situación muy desagradable con nuestro canino se produce cuando tiene pulgas, no solamente por el asco que se pueda sentir por estos insectos, sino también porque la presencia de ellos en el cuerpo de nuestra mascota es algo muy perjudicial para su salud. Aquí te ofrecemos una peculiar solución para eliminar las pulgas con limón.

A lo largo de los años, se han ingeniado numerosos métodos para acabar con estos pequeños invertebrados del orden Siphonaptera. El uso de limón para eliminarlos puede sacarte de un aprieto como tutor en momentos específicos, pero nunca suplantará un tratamiento veterinario. Ten esto en mente antes de seguir leyendo.

El limón para eliminar las pulgas en el perro

Las pulgas son insectos holometábolos pertenecientes al orden Siphonaptera. En específico, la especie que infecta a los perros es Ctenocephalides canis. Se alimentan de la sangre de sus hospedadores y una hembra reproductivamente viable puede llegar a poner hasta 4000 huevos en la superficie del perro. Pasan por 4 estadios vitales: embrión, larva, pupa e imago (adulto).

En primer lugar, es importante hablar de este detalle antes de explicar las virtudes del limón para acabar con las pulgas. Por desgracia, muchos dueños han optado por la opción de utilizar el jugo que puedan preparar con él para untarlo en la piel del canino y de esta manera solucionar el problema rápidamente.

Sucede que esta es una de las peores cosas que se pueden hacer. El jugo directo de esta fruta puede provocar daños en su piel, los cuales son capaces de complicarse peligrosamente en el can si se hace muy a menudo o si simplemente no se le trata adecuadamente una vez que ya se ha cometido el error.

Es por esto que más allá de lo que algunas personas pueden recomendarte acerca de este cítrico, no debes utilizarlo en la piel de tu mascota, ya que de lo contrario estarás atentando contra su salud, aún cuando logres eliminar las pulgas de su cuerpo.

Una pulga vista bajo una lupa. Eliminar las pulgas de tu can no es fácil.

La solución más eficaz, ¿o no?

Aunque el limón tenga ciertas propiedades insecticidas, no se ha demostrado su eficacia a la hora de acabar con infestaciones de pulgas en todos los casos. Solo debe usarse como repelente y tras el tratamiento eficaz brindado por un veterinario.

Ante esta situación, la clave es emplear esta fruta sin aplicársela a tu perro tras su tratamiento médico. Solo hace falta hervir en un recipiente con agua y 10 limones con sus respectivas cáscaras, cortados por la mitad, y luego dejados en reposo durante 6 horas. Aplicar esta solución en la superficie de tu can puede ser un tratamiento muy eficaz, pero no vale como abordaje único para acabar con la infestación.

Una vez que haya pasado el tiempo señalado, solo tendrás que colocar la preparación que acabas de conseguir en un pulverizador, y luego rociar cada una de las zonas de tu casa en las que suela estar tu pequeño amigo de cuatro patas. Sé concienzudo y aplica el tratamiento varias veces, ya que existen posibilidades de que algunos ejemplares sobrevivan en las primeras pasadas.

¿Qué hace el limón sobre las pulgas?

Aunque no lo parezca, es bastante difícil que el zumo de limón acabe con las pulgas de tu can. A menos que se ahoguen en él, no se ha demostrado que los componentes presentes en esta fruta acaben con los insectos. Veamos por qué.

Estudios científicos han demostrado que el principio activo del limón en el que se basan algunos tutores para usarlo, el limoneno, tiene una propiedad insecticida extremadamente limitada. Sí que funciona para repeler a invertebrados como las pulgas de la superficie de tu perro, pero no para acabar con ellas a corto o largo plazo.

Otros métodos efectivos para repeler pulgas

El zumo de limón funciona hasta cierto punto para repeler a las pulgas si es utilizado en formato spray, pero existen opciones algo mejores. Te las mostramos en las siguientes líneas.

Zumo de limón y romero

Otra receta que ha resultado efectiva para repeler a estos molestos insectos es mezclar el jugo con algunas especias. Resulta tan sencillo como preparar un jugo de limón con un poco de romero. Al combinarse, ambos ingredientes se convierten en un compuesto disuasorio que podrás emplear de diferentes maneras.

Para conseguir la mezcla, solo debes verter 2 tazas de agua y dos rodajas de limón con sus cáscaras en una olla, y ponerla a hervir durante poco más de 20 minutos. Luego, añade media taza de romero seco y dejar que continúe hirviendo durante 5 minutos más.

Una vez que hayas hecho todo esto, deberás retirar la olla del fuego y cubrirla con la tapa para luego dejar reposar esta mezcla durante toda la noche en temperatura ambiente. A partir de aquí, podrás emplear el mejunje para repeler a las pulgas de la superficie de tu can, pero no para acabar con ellas.

Pañuelo antipulgas

Esta es una de las más fáciles, y consiste en añadir algunas gotas de esta mezcla en el interior del collar de tu pequeño amigo, lo cual no afectará su piel y le proporcionará un aroma que servirá como repelente para los insectos.

El único problema de esta solución es que este efecto no suele durar más de 3 horas, por lo que tendrás que realizarlo al menos en 3 ocasiones diarias. De todas formas, siempre puedes hacerte con un collar antipulgas comercial recomendado por tu veterinario de confianza. Los efectos serán similares o directamente mejores.

Champú mezclado con jugo

Otra opción bastante eficiente es combinando esta mezcla de limón y romero en el champú que utilices para bañar a tu can, ya que de esta manera el aroma durará más y no dañarás ni su piel ni su pelaje. Tampoco abuses de estos baños a la hora de higienizar a tu perro, puesto que podrían provocar desajustes en el pH de su piel.

Consideraciones antes de aplicar los tratamientos

Antes de finalizar, es necesario dejar claro que el tratamiento con zumo de limón diluido siempre debe ser un accesorio, no una solución única. Si solo aplicas estos remedios caseros, lo más probable es que la infestación sobre tu can cada vez vaya a peor. Además, debes tener en cuenta las siguientes recomendaciones antes de decidirte a ello:

  1. Nunca confundas el limón (fruta) con el aceite de limón. El concentrado de aceite de limón tiene una concentración excesivamente alta de limoneno, por lo que puede resultar tóxico para perros y gatos.
  2. No utilices el tratamiento en perros con heridas o rozaduras. El limón es extremadamente ácido y puede dañar a tu perro si entra en las heridas, aunque sea a concentración baja.
  3. Implementa el tratamiento poco a poco. No intentes aplicar la solución de forma directa sobre tu perro sin saber cómo va a reaccionar. En caso de que no responda bien o se muestre muy reticente, abandona y llévalo al veterinario cuanto antes.
baño perro

Si bien todas estas soluciones dan muy buenos resultados y no ponen en peligro la salud de tu pequeñín, siempre es importante conversar con el veterinario antes de optar por alguna de estas opciones, ya que él sabrá determinar cuál es la mejor para el perro. Recuerda que no solo importa que esté sin pulgas, sino también que se mantenga sano.

Te podría interesar...
¿Es normal que mi perro se rasque mucho las orejas?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Es normal que mi perro se rasque mucho las orejas?

Si tu perro se rasca mucho las orejas, puede que estés ante un caso de otitis, infestación de parásitos, micosis, entre otras dolencias.