Tener mascota de hará una persona más feliz

Francisco María García · 21 septiembre, 2018
Los animales domésticos ayudan a combatir la depresión, el sedentarismo o el estrés, entre otros múltiples beneficios

Cuando se es el dueño de un animal doméstico llegará el momento en el que se note la felicidad que una mascota trae al hogar y a todas las personas con quien tiene contacto.

Está comprobado científicamente que una mascota puede hacer a su dueño más feliz. Se trata de olvidar el sinfín de problemas a los que se enfrentan las personas en su día a día, como el estrés y la depresión.

¿En qué aspectos nos pueden ayudar las mascotas?

Algunos psicólogos de la universidad de Miami han descubierto que los dueños de mascotas tienen una mayor calidad de vida. Además, son personas más sociables, pues están acostumbrados a interactuar continuamente con otro ser vivo, y ello les hace ser más empáticos y amigables.

El mismo estudio ha revelado que las personas que tienen mascotas desarrollan una mejor autoestima y suelen ser más fiables a la hora de construir una relación.

Las mascotas y los niños

Gracias a este aporte de la tenencia de un animal, también es muy recomendable la inclusión de mascotas en la vida de los niños. Según estudios, los niños dueños de perros y gatos son más sociables que aquellos que no tienen mascotas.

Hay que recordar que dejar el cuidado de los animales a cargo de los niños, como puede ser la limpieza y alimentación de las mascotas, ayuda a desarrollar un sentido de responsabilidad en ellos.

Ir de comprar con el perro

También se estima que un 63% de los dueños de mascotas considera a los animales que viven junto a ellos miembros de su familia. Esto fortalece el vínculo que existe entre las personas que se encargan de la mascota.

Mascotas y salud mental

Es un hecho que acariciar a un perro puede aumentar los niveles en los neurotransmisores. También en hormonas como la endorfina, dopamina, la oxitocina y la prolactina, principios activos que consiguen que la persona se sienta feliz.

También se ha demostrado que pensar en las mascotas y demás animales que nos hacen compañía en la vida diaria aleja de la tristeza que se genera tras el rechazo o el aislamiento social.

En la práctica, los animales y las mascotas pueden ser empleados como terapia por personas en estado de depresión, personas autistas o con síndrome de down. También se utilizan perros con personas mayores para fines terapéuticos, y así ofrecer compañía a estas personas, en lo que se conoce como zooterapia.

Las mascotas también son útiles en la recuperación de alguien tras una mala experiencia; se ha probado que las personas que conviven con animales se recuperan más rápidamente de una mala experiencia que cuando están con un amigo o sus parejas.

Estas son las principales razones por las cuales una mascota nos hace sentir mejor:

  • Los animales atraen nuestra atención, lo que nos distrae y nos ayuda a relajarnos.
  • Una mascota ofrece apoyo social, lo que regula nuestro estado de estrés.
  • Ofrecen contacto físico con otro ser viviente, lo que es bueno para el cuerpo y la mente.
Ejercitar y educar a tu mascota

Una mascota puede ayudar incluso a un estudiante universitario o a personas que trabajan desde casa, pues les ayuda a sentirse acompañados y menos deprimidos.

Las mascotas y el bienestar físico

El hecho de tener una mascota puede ayudar a combatir el sedentarismo; los dueños de perros tienen un 54% más posibilidades de hacer la cantidad diaria de ejercicio recomendada para una persona. Los niños también se benefician de la actividad física cuando tienen un perro.

La adopción de un perro o un gato puede reducir los niveles de presión en la sangre en personas que sufren de ataques de estrés, incluso mejor que la medicación. En Estados Unidos esto se ha probado en un estudio realizado en corredores de bolsa hipertensos que viven en la ciudad de Nueva York.

Otro estudio realizado por investigadores suizos dio como resultado que interactuar con un perro puede reducir la frecuencia cardiaca y la hormona del estrés cortisol.

Por todas estas razones, tener una mascota en tu hogar hará que nuestra vida sea mucho más amena. Una mascota te ayuda a mantenerte saludable física y mentalmente; por otra parte, y aunque representan una gran responsabilidad, ellos estarán agradecidos continuamente y nos lo demostrarán con todo su cariño.