¿Qué sabemos sobre la visión nocturna en gatos?

Yamila · 7 septiembre, 2017

Los felinos suelen estar más activos por las noches que durante el día. Esto se debe a su instinto cazador y a que pueden ver con muy poca luz. En el siguiente artículo te contaremos todo lo que debes saber sobre la visión nocturna en gatos.

¿Cómo es la visión nocturna en gatos?

A simple vista podemos darnos cuenta de que los ojos de los gatunos son diferentes a los nuestros. Sus pupilas son de forma elíptica y están orientadas de manera vertical. Se pueden abrir más que las redondas de los seres humanos, por lo tanto, permiten un mayor ingreso de luz a través de ellas. Es por ello que la visión nocturna en gatos es superior que la de otros seres, como por ejemplo los perros.

Por otra parte, debemos destacar que los ojos felinos contienen una membrana llamada Tapetum Lucidum. Se trata de una capa de tejido localizada en la parte posterior de los globos oculares y refleja los rayos luminosos para que alcance la retina sin problemas. ¡Por eso vemos que los ojos le brillan en la oscuridad! Es nada menos que la luz reflejada en el Tapetum.

Además, la retina de los felinos está diseñada para ver también en condiciones con poca luminosidad debido a que está compuesta por más bastones que conos. Los primeros son más efectivos en cuanto a absorción de luz se refiere. Los segundos se encargan de absorber los colores (esta capacidad es más limitada en los gatunos que en los humanos, ya que ven mejor los tonos azules y violetas que los rojos).

Todas estas características inherentes a los felinos en general y a los gatos en particular trabajan en conjunto para poder enviar una señal desde el nervio de la retina hasta el cerebro, sin importar que haya oscuridad.

¿Qué sucede durante el día?

Ahora que sabes sobre la visión nocturna en gatos, seguro te estés preguntando qué sucede cuando hay plena luz o sol. Pero no te preocupes, porque tu mascota no se quedará ciega ni nada por el estilo. Al igual que nos ocurre a nosotros, las pupilas de los gatos también pueden cerrarse o abrirse en función a la luminosidad o claridad del ambiente. Si hay mucha luz, se contraen hasta quedar como sólo una línea vertical. A medida que oscurece, se van abriendo.

Lo más interesante de todo es que ellos no necesitan cerrar los párpados por completo cuando tienen plena luz frente a su cara. El sistema ocular gatuno es como si fuese una cortina que se va corriendo parcialmente. Ante un sol radiante, reduce al mínimo la apertura de la retina sin por eso dejar de ver bien.

¿Qué más saber sobre la visión de los gatos?

Realmente los ojos de los felinos son fascinantes. ¡Son tan diferentes a los de los humanos! Entre las curiosidades de la visión gatuna encontramos:

1. Tienen un campo visual mayor

Las personas podemos ver hasta en un ángulo de 180°. Los gatos tienen la posibilidad de mirar hasta 200° sin mover la cabeza.

2. Ven mejor por la noche

Se dice que tienen la vista 8 veces más desarrollada que el ser humano porque no necesitan la misma cantidad de luz que nosotros para ver de noche. Aunque no pueden ver en absoluta oscuridad, sí pueden tomar la escasa luminosidad del ambiente, por ejemplo, si la luz de la luna o de una lámpara de la calle atraviesa la ventana.

3. Perciben el movimiento

Los ojos gatunos son una herramienta muy usada para proveerse alimento. Pueden distinguir cuando un objeto o animal pequeño se mueve cerca. Para reaccionar, el movimiento debe ser rápido, porque de lo contrario lo consideran como algo estático.

4. Ven bien en media distancia

Los felinos tienen un campo de visión óptimo entre los 3 y los 6 metros. Pasando esta distancia, tienen miopía, y antes de los 300 cm hipermetropía.

5. Ven borroso de día

En situaciones de mucha luminosidad la vista de los gatos no es tan buena, aunque tengan sus métodos de tapar la claridad. Las imágenes durante el día les resultan algo borrosas.