Litoria caerulea: cuidados en cautiverio

La rana Litoria caerulea se encuentra catalogada como uno de los anfibios más populares en el mercado de animales exóticos. Es un animal resistente, dócil y de aspecto divertido.
Litoria caerulea: cuidados en cautiverio
Samuel Sanchez

Escrito y verificado por el biólogo Samuel Sanchez.

Última actualización: 09 febrero, 2022

La rana arborícola verde de Australia (Litoria caerulea) es uno de los anfibios domésticos más populares del mundo. Su aspecto bonachón, su carácter dócil, sus fáciles cuidados y su larga esperanza de vida hacen de este anuro una de las mascotas perfectas para introducirse en el mundo de los animales exóticos.

A pesar de todas las características positivas que acabamos de listar, es necesario tener en cuenta que los cuidados de cualquier animal exótico sobrepasan, por mucho, los de un pequeño vertebrado doméstico —hámsteres o ratones—. Por ello, si planeas adquirir una de estas ranas, debes informarte antes sobre sus requerimientos. Aquí te los contamos.

Consideraciones iniciales

Litoria caerulea es una especie de anfibio nativa de Australia y Nueva Guinea, que ha sido introducida de forma artificial en Nueva Zelanda y Estados Unidos. Debido a su bajo potencial invasor, no se considera una especie peligrosa en el mercado de animales exóticos, como sí que es el caso de la rana toro americana.

Esta rana presenta una morfología bastante similar a otras especies dentro de su género —como Litoria aurea, Litoria splendida o Litoria infrafrenata—, por lo que hay que asegurarse bien acerca de qué animal se está comprando. Antes de adquirir un animal exótico, lo mejor es siempre preguntar por su nombre científico.

Como consideración inicial final, es esencial destacar que esta especie no se encuentra recogida en el tratado CITES —convención sobre el comercio internacional de especies—, por lo que no hay que tener ningún permiso especial para poseer un ejemplar.

Esto es un arma de doble rasero pues, por desgracia, una especie que no está incluida en el tratado CITES puede ser sustraída de su medio natural para su venta si la ley del país lo permite. A pesar de que el gobierno de Australia protege a esta rana frente al comercio, asegurarse de que el animal procede de cría en cautiverio es una obligación del tutor.

La compra de animales exóticos capturados en su medio natural es éticamente condenable. Por ello, nunca debemos fomentar estas prácticas como tutores.

Una rana australiana.

Cuidados en cautiverio de Litoria caerulea

Una vez nos hemos quitado de en medio consideraciones éticas y legales, es hora de descubrir los cuidados de la especie. Como ya hemos dicho, las litorias son unos anfibios muy resistentes para tratarse de animales exóticos, pero requieren de ciertos parámetros específicos para sobrevivir.

En primer lugar, es necesario acotar que estamos ante una especie arborícola. Por lo tanto, el terrario deberá ser de tipo vivario y mucho más alto que largo. En general, unas medidas de 60 centímetros de alto por 40 centímetros de ancho y largo serán suficiente para un ejemplar.

Además, las ranas arborícolas australianas no son nada agresivas ni territoriales. Por ello, se pueden alojar varios ejemplares juntos, siempre y cuando se aumenten las dimensiones del terrario en consecuencia a ello. Hay que tener en cuenta que estos animales producen muchas heces, por lo que la limpieza se complica con cada nuevo individuo.

El terrario debe estar completamente naturalizado, es decir, contar con plantas vivas, ramas y escondrijos. El enriquecimiento ambiental es esencial para cualquier animal exótico, pues reduce su estrés en gran medida.

Parámetros ambientales

A continuación, te presentamos una lista con los parámetros necesarios para la especie. Los valores ambientales en el terrario que cualquier tutor debe cumplir son los siguientes:

  • Una temperatura de unos 26 grados por el día, que puede bajar hasta los 21-22 grados por la noche. Durante los meses más fríos, esto se consigue colocando una manta calefactora pegada al cristal —siempre por fuera del terrario—.
  • Una humedad ambiental que no baje nunca del 60-70 %. Esto se consigue rociando con agua la instalación un par de veces al día y colocando un plato con agua en el sustrato. Las plantas naturales también ayudan mucho a retener la humedad.
  • Una correcta ventilación. Con humedades tan altas, es usual que aparezcan hongos y otros patógenos si el terrario no está bien aireado. Las instalaciones que se pueden comprar en tiendas presentan rejillas ventilatorias para evitar esto.

La comida

La alimentación es el menor de los problemas con esta especie, pues se lanzará a todo lo que se mueva —incluso miembros de su especie si son muy pequeños—. Las litorias adultas comen cada dos o tres días, mientras que los juveniles deberán ser alimentados diariamente.

La dieta debe basarse en invertebrados vivos: grillos, cucarachas, gusanos y lombrices. Una vez a la semana hay que embardurnar al alimento vivo con suplementos vitamínicos —calcio y vitamina D3— para el correcto desarrollo del animal.

Como última consideración, hay que tener en cuenta que estos animales son bastante torpes a la hora de cazar. A veces se tragan el sustrato junto con su presa, por lo que es esencial que este sea orgánico. La fibra de coco es el sustrato perfecto para la base del terrario, pues además de ser comestible, retiene bien la humedad.

Una rana litoria está comiendo.

Como hemos visto en estas líneas, Litoria caerulea es una especie resistente y dócil, pero requiere de ciertos parámetros ambientales muy exactos para desarrollarse correctamente. Si le otorgas los cuidados adecuados, este simpático anfibio te acompañará por hasta 15 años.

Te podría interesar...
Rana Pacman: cuidados y características
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Rana Pacman: cuidados y características

La rana Pacman es de hábitos tropicales, por lo que una humedad y temperatura altas serán esenciales para su correcto desarrollo.