Leonberger

Virginia Duque Mirón · 27 octubre, 2017

Vamos a conocer a otro peludo amigo muy peculiar y que viene de Alemania, el Leonberger. Un coloso de pelo largo que nació del cruce de grandes razas. ¿Te gustaría descubrirlo mejor?

Todo lo que tienes que saber sobre el Leonberger

Historia

Este perro es, como muchos otros de los que se desconoce el origen exacto, de los sí se sabe que su aparición fue en tiempos muy remotos. Y no podemos hablar del Leonberger sin hacerlo del Dogo del Tíbet. Este can tiene su origen en la cordillera del Himalaya y fue una parte importante en el desarrollo de la raza, pues fue uno de sus descendientes.

Para el año 1844 había registros y escritos que definían muy bien las características de uno de sus descendientes, y que coincidía a la perfección con el Leonberger. Por tanto, esto deja claro que el animal proviene del dogo del Tíbet, y posiblemente mezclado con San Bernardo o Terranova.

Lo que sí está claro es que sus orígenes fueron en la ciudad alemana que lleva casi su mismo nombre, Leonberg. Para el año 1625 ya había registros de algunos ejemplares de esta raza en Austria. De hecho, es conocido que Maria Antonieta contaba con uno que medía un metro de altura.

Más tarde, este perro sería el preferido por las cortes imperiales de Austria y se extendería por toda Europa.

Características generales

El Leonberger es un perro de tamaño grande, muy corpulento y de buenas proporciones. Puede llegar a medir de 75 a 84 centímetros a la cruz en el caso de los machos, y de 65 a 75 en el caso de las hembras. Su peso oscila entre los 60 y los 75 kilos.

Cachorro de perro leonberger tumbado

Sus extremidades son musculosas, su cabeza muy estrecha en proporciono a su cuerpo, mostrando más profundidad que anchura, y sus ojos tienen una mirada tranquila que desprende ternura y bondad. Su cola siempre estará caída con mucho pelo, y sus orejas, colgadas y planas.

Este perro tiene dos capas de pelo, una exterior semisuave, tupido y muy largo y una interior, corto, denso y pegado a la piel. Ideal para protegerse de las temperaturas. Sus patas y hocico son cortos, mientras que en el resto del cuerpo será de largura media. Sus colores admitidos: el leonado, dorado a rojo con máscara negra y pardo.

Carácter

Es un perro tranquilo, algo que se denota en su mirada, como te dijimos anteriormente. Es inteligente y seguro de sí mismo, además de muy fiel y dócil, cualidades que permiten que entrenarlo sea muy fácil. No obstante, debido a su ternura, este entrenamiento deberá ser firme pero amable a la vez. No soporta regañinas ni gritos, se cerrará y no aprenderá nada.

Es ideal como perro guardián, ya que no tiene miedo de los extraños y no le gustan por norma general. Es familiar, por lo que estará dispuesto a dar su vida por los suyos si fuera necesario. Se lleva genial con los niños, pues aunque para ellos sean como un muñeco, a él le encanta que le hagan todo tipo de caricias y mimos.

Cuidados

Debido a su tamaño se hace necesario que tenga espacio, pues necesitará unas buenas dosis de ejercicio. No requerirá cuidados especiales, aunque sí que su pelo sea cepillado a menudo.

Por norma general son perezosos, así que deberás “obligarle” a hacer ejercicio o incluso hacer con él en casa unos movimientos que fortalezcan los músculos.

Debido a su tamaño, tienen tendencia a sufrir displasia de cadera y torsión de estómago.

Este ha sido nuestro artículo sobre este perro de origen alemán con mirada tierna y carácter bondadoso. ¿Te gustaría tener uno como mascota?