La empatía en los caballos: ¿pueden interpretar las emociones de otros animales?

9 febrero, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la bioquímica Luz Eduviges Thomas-Romero
A pesar de que se ha demostrado que los caballos son animales sumamente inteligentes, capaces incluso de percibir las emociones de otro animales a su alrededor, e incluso seres humanos, la empatía en ellos es un tema que se ha estudiado poco. 

Durante 5 000 años, los caballos han sido aliados siempre presentes en la vida del humano, en tiempos de guerra y de paz. Antes del desarrollo de la locomotora de vapor a principios del siglo XIX, la única forma de viajar en tierra, más rápido que el paso humano, era a caballo. Así, la historia del caballo es la historia de la civilización misma.

Podemos decir que el caballo es el animal más humanizado del mundo. Y aún en la actualidad, el vínculo entre hombres y caballos parece inquebrantable e imperecedero.

Los caballos son animales de manada, conocidos por sintonizarse con las emociones humanas. Sus respuestas a menudo reflejan los comportamientos de quienes los rodean.

Existe evidencia que sugiere que los caballos pueden llegar a reconocer las emociones humanas.

¿Los caballos pueden “leer” las emociones de las personas?

A menudo los caballos reflejan los comportamientos y las emociones de su entorno. De hecho, su comportamiento ante una persona puede servir como un barómetro de relaciones humanas increíblemente preciso. Esto rasgo ha sido empleado con éxito en las terapias equinas.

A diferencia de las personas, los caballos no se mienten a sí mismos o unos a otros. Los modos naturales de comunicación para los caballos son el lenguaje corporal y el estado del espíritu.

Ojo de un caballo marrón.

Aunque muchas personas no tienen idea de qué mensajes están enviando, los caballos no parecen tener problema identificándolos. Cada vez que un humano aparece, el caballo lo evalúa como seguro, peligroso o sin consecuencias.

La empatía en los caballos

La capacidad de empatía es un mecanismo psicológico general que desempeña un papel fundamental en el comportamiento cooperativo y social. El grado en que un individuo siente empatía en respuesta al dolor o al placer de otro depende de la situación.

Hasta hace poco, los investigadores consideraban la empatía y otros procesos cognitivos de orden superior como dominio exclusivo de la psicología humana. En la última década, los resultados de estudios científicos han desdibujado la línea entre los humanos y los animales no humanos.

La empatía parece ser más fuerte cuando “el otro” es socialmente cercano. Los caballos son susceptibles al “contagio emocional” y este estado puede afectar el comportamiento inmediato y futuro de un animal.

¿Cómo se expresa la empatía en los caballos?

Los estados internos son difíciles de estudiar porque no se pueden observar directamente. Hasta ahora, las conjeturas se hacen por observación del comportamiento.

Los expertos consideran a los reflejos emocionales, la mímica motora y los movimientos sincronizados como evidencia de empatía primordial. Las respuestas empáticas suelen ser inconscientes e inmediatas.

Los ejemplos que se han utilizado como evidencia de empatía animal incluyen el bostezo contagioso, el movimiento sincronizado y el seguimiento de la mirada.

El bostezo contagioso es un ejemplo bien estudiado de imitación motora que se ha relacionado con la empatía entre humanos, primates no humanos y carnívoros. Los babuinos incluso imitan con precisión diferentes tipos de bostezos.

En un estudio reciente que comparó caballos domésticos y de Przewalski, los investigadores informaron que los bostezos ocurrieron con mayor frecuencia en los sementales maduros y se asociaron con estrés social y ambiental, mas no con la empatía.

El movimiento sincronizado y el seguimiento de la mirada se observan comúnmente en caballos. Sin embargo no existen aún estudios sistemáticos de estos patrones motores imitativos.

Chica con su caballo

¿Tienen los caballos conciencia de sí mismos?

Diversos estudios han relacionado la autoconciencia con la empatía. Es decir, la empatía requiere la capacidad cognitiva de distinguirse a sí mismo. Los seres humanos, algunos primates no humanos, y otros como elefantes y delfines muestran autoconocimiento mediante la prueba del espejo.

La prueba del espejo implica aplicar una marca de pintura en el cuerpo o rostro del animal. Los animales con autoreconocimiento mirarán la imagen del espejo y luego tocarán la marca en su propia cara.

Aquellos sin autoreconocimiento tocarán la marca en la imagen del espejo o reaccionarán a la imagen de alguna otra manera. Esta prueba no es conclusiva en caballos.

La empatía en los caballos como ventaja

Como animal de presa que es, el caballo depende del escape como su principal método de supervivencia. Sus depredadores naturales son animales grandes como pumas, lobos u osos, por lo que su capacidad para superar a estos depredadores es fundamental.

En condiciones de libertad, los caballos dependen de la manada para sobrevivir. Se cree que han desarrollado habilidades especiales para leer situaciones en base a la actitud y expresiones físicas de los sujetos de su entorno.

Así, los caballos han desarrollado un tiempo de respuesta muy rápido. Un animal de presa debe reaccionar instantáneamente ante un depredador percibido para poder sobrevivir.

Origen y evolución del caballo

Al igual que los primates, los caballos comparten muchas de las características sociales y etológicas que se cree que favorecen la capacidad de experimentar empatía.

Para no pasar la vida entera huyendo, los caballos han desarrollado habilidades para discernir entre qué es perjudicial y qué es inofensivo.

El lenguaje corporal de un caballo es exclusivo de la especie equina. Como un animal altamente social, el caballo comunica sus emociones e intenciones a sus compañeros de manada a través de la vocalización y el lenguaje corporal. Así, ellos naturalmente leerán a sus compañeros de manada, incluidos a los humanos.

  • Baciadonna, L., Duepjan, S., Briefer, E. F., Padilla de la Torre, M., & Nawroth, C. (2018). Looking on the Bright Side of Livestock Emotions-the Potential of Their Transmission to Promote Positive Welfare. Frontiers in veterinary science, 5, 218.
  • Smith, A.V., Proops, L., Grounds, K., Wathan, J., Scott, S. K., & McComb K., (2018) Domestic horses (Equus caballus) discriminate between negative and positive human nonverbal vocalisations. Scientific Reports volume 8, Article number: 13052.
  • Górecka-Bruzda, A., Fureix, C., Ouvrard, A., Bourjade, M., and Hausberger, M. (2016). Investigating determinants of yawing in the domestic (Equus caballus) and Przewalski (Equus ferus przewalskii) horses. Science Nature (103): 72.
  • Fry, N. E. (2013). Equine-assisted therapy: An overview. In M. Grassberger, R. A. Sherman, O. S. Gileva, C. M. H. Kim, & K. Y. Mumcuoglu (Eds.), Biotherapy — History, principles and practice: A practical guide to the diagnosis and treatment of disease using living organisms (pp. 255-284). New York, NY, US: Springer Science + Business Media.