Ir al parque con tu perro: consejos para ser un buen dueño

En un lugar repleto de canes es fundamental que el amo y su mascota respeten a los demás; para ello, hay que recoger los excrementos y el animal ha debido ser educado para obedecer órdenes, y ha de estar vacunado y desparasitado

Cuando vamos al parque con nuestros perros, en ocasiones vemos algunos que se comportan mal y no podemos dejar de pensar en por qué su dueño no hace nada. Pero, ¿se preguntarán los demás lo mismo de nosotros? Al ir al parque con tu perro, debes intentar ser un buen dueño. ¿Cómo conseguirlo? Te damos unos tips para lograrlo.

Qué tener en cuenta al ir al parque con tu perro

Antes de sumergirte en la aventura de ir al parque con tu perro debes cumplir con varios requisitos que te harán un buen dueño y que evitarán que muchos piensen mal de tu perro o de ti. Estos son los consejos.

Debe estar desparasitado

Tu perro no será el único que esté en el parque, por lo que debes asegurarte que tiene una correcta desparasitación con el fin de que no puede contagiar a otros. Seguro que tú agradeces que los demás perros lo estén para mantener a salvo al tuyo.

En este sentido, podemos aplicar lo siguiente: “no hagas a los demás lo que no quieres que te hagan a ti”. Además, si tu perro está debidamente desparasitado, esto servirá como protección para él, pues evitará que los parásitos de la calle se peguen a su piel y su pelo.

Recoge sus excrementos

Sea que pases mucho o poco tiempo con tu perro en el parque, tu mascota puede tener ganas de hacer sus necesidades. Independientemente de en qué lugar las haya hecho, debes recogerlas. Esto no es solo una norma de civismo, sino que es una ley.

Tratar diarrea en perros: consejos

Además, hacerlo te ayudará a mantener buenas relaciones con los demás dueños, con los que tendrás que pasar el rato mientras vuestros perros juegan.

Si tu perra está en celo, mejor no vayas

Esto no solo será una protección para tu perra si no quieres tener cachorros, sino que además ayudará a que haya un buen ambiente en el parque. ¿Te imaginas lo que podría desatar una perra en celo en medio de un lugar lleno de perros? Podría llevar a peleas entre algunos, y podrían correr hacia la carretera o incluso morder a alguien que intentara separarlos.

Asegúrate de que te obedece

Antes de ir al parque con tu perro y permitir que este se relacione con otros congéneres, debes cerciorarte de que tu perro es capaz de cumplir unas órdenes básicas, como por ejemplo estarse quieto, ir cuando lo llamas o parar de hacer algo que no debe.

Aunque los perros que vayan al parque, incluido el tuyo, tengan buen carácter, a veces pueden haber malentendidos que podrían ser fácilmente solventables con una orden, siempre y cuando el perro la obedezca.

Educación del labrador

No lo pierdas de vista

No apartes la vista de tu mascota en ningún momento. No importa si sabes que se va a portar bien, o si ya conoces al resto de los perros. Pueden pasar mil y una cosas inesperadas, y es tu deber estar atento a ellas. Esto te permitirá acudir rápidamente en caso de que haya algún problema, e incluso cogerlo en brazos si fuera necesario para evitar que sea agredido.

Lleva todo lo que necesites

Recuerda que aunque el parque esté cercado, la correa de tu perro siempre debe ir contigo, pues podrías necesitarla en caso de enfrentamiento. Por otro lado, las bolsas para recoger excrementos, agua y algunos premios para darle un capricho mientras se divierte serán otros enseres necesarios al ir al parque con tu perro.

Vacunas

Las vacunas son otro aspecto importante a tener en cuenta, ya que además son una ley que debemos cumplir. Estas protegerán no solo a los demás perros, sino además al tuyo.

Ten en cuenta todos estos aspectos antes de ir al parque con tu perro y verás que todo irá como la seda. ¡Disfrutad del paseo!

Te puede gustar