Importancia de que tu perro aprenda a socializar

Yamila · 11 octubre, 2018
La socialización es clave para evitar episodios violentos con otros ejemplares, nerviosismo, miedos, fobias o comportamientos negativos

Los canes descienden de los lobos y, si bien han evolucionado bastante, todavía mantienen muchos de sus hábitos, entre ellos el de vivir en manada. Es muy importante entonces que un perro aprenda a socializar con otros de su especie: esto le permitirá vivir mejor y hasta ser más obediente.

¿Por qué es importante que un perro aprenda a socializar?

Estar en contacto con otros es imprescindible para la vida, sobre todo en los mamíferos. En el caso de los canes, relacionarse con sus congéneres les permite aprender cosas nuevas, desarrollar la empatía y hasta ser más equilibrados.

Este proceso –que comienza desde que nace con sus hermanos y madre– ha de mantenerse toda la vida, pero es muy importante que el perro aprenda a socializar desde cachorro. De esta forma, se llevará bien con otros animales y se evitarán problemas de comportamiento, como ataques en la vía pública.

Si la socialización es adecuada, el animal no considerará que los demás perros son un peligro o una amenaza y, por lo tanto, no querrá morderles ni gruñirles. Esto no significa que se convertirá en un animal totalmente pacífico, pero sí que no buscará pelea sin motivo.

Y no solo eso, ya que, además, un perro correctamente socializado que viva en una ciudad no se preocupará por otras cosas que le rodean, como puede ser el tráfico, el paso de mucha gente a su alrededor, etc.

Los perros y la socialización

La socialización es clave en la educación del animal, ya que reduce en gran parte algunos trastornos como pueden ser las fobias, los miedos, el nerviosismo o los malos comportamientos. Estas conductas agresivas o negativas evitan que el perro cumpla órdenes, pero también que sea aceptado por otros animales o personas.

Básicamente, si no socializas a tu perro, en el futuro tendrás una mascota que intente morder sin motivo aparente, que se convertirá en un problema cuando tengas visitas en casa o que no podrá ser llevado a un parque donde haya otros animales.

También es probable que no lo puedas llevar a la consulta con el veterinario, sacarle de paseo sin correa o incluso adoptar una nueva mascota. ¡Todo será un trastorno con él!

¿Cómo lograr que el perro aprenda a socializar?

La etapa crítica para la socialización comienza cuando el animal nace y hasta el cuarto mes de vida. Si llega a casa aproximadamente a los 45 días, después de dejar de alimentarse de su madre, tienes aún varias semanas para poner en práctica varios métodos.

Cómo hacer que un perro socialice

Apenas el perro es separado de su familia biológica es cuando el dueño debe socializarle. Es verdad que al principio los veterinarios afirman que no debe salir a la calle por una cuestión de salud, pero una vez que tiene el permiso del profesional, no dejes pasar un solo día. Algunas recomendaciones:

1. Hazle saber que tú eres quien manda

2. Permite que se sienta seguro a tu lado

3. Organiza pequeños acercamientos con perros y gatos

4. Llévalo para que conozca otros sitios (el parque, la playa…)

5. Fomenta experiencias positivas (por ejemplo, que no se ‘cruce’ con un perro agresivo que pueda traumarle)

6. Conócele muy bien y presta atención a su lenguaje corporal

7. Transmítele buena energía, humor y felicidad (los perros pueden identificar las emociones)

8. Busca ayuda con un adiestrador si no ves resultados

¿Cómo hacer que el perro aprenda a socializar si es adulto?

Si no lo has hecho cuando el animal era pequeño, o bien lo has adoptado de grande, no pienses que es imposible socializarle. Quizás lleve más tiempo, pero se pueden conseguir muchos cambios positivos para el animal.

Una buena idea para comenzar es ‘presentarle’ a otros perros que sean agradables y reciban a extraños de buen grado. Si tu mascota se siente temerosa, ladra o se esconde detrás de ti, respeta sus emociones y prueba otro día un nuevo acercamiento. Siempre que lo lleves al parque, hazlo con correa y no le dejes solo.

Es muy importante que un perro aprenda a socializar desde el primer momento que llega a casa, o cuando nos damos cuenta de que tiene conductas agresivas o temerosas. ¡Es por el bien de tu mascota!