Especies exóticas: qué son, cuáles son sus impactos y algunos ejemplos

Las especies exóticas pueden llegar a suponer un grave riesgo ambiental en el nuevo ecosistema en el que son introducidas.
Especies exóticas: qué son, cuáles son sus impactos y algunos ejemplos
Elsa M. de Arribas

Escrito y verificado por la bióloga Elsa M. de Arribas el 22 marzo, 2021.

Última actualización: 22 marzo, 2021

Los ecologistas y expertos en medio ambiente no dejan de señalar a las especies exóticas como uno de los grandes peligros a los que se enfrenta el planeta Tierra. Junto con la contaminación, el vertido de desechos a diferentes ecosistemas, la falta de protección de especies en peligro y otros muchos eventos, los animales introducidos pueden causar muchos daños.

Todos estos factores mantienen alerta a los científicos, que proponen diferentes soluciones para reducir o eliminar los impactos derivados. Como parte de la solución a todo problema es conocerlo, a continuación se expondrán detalles sobre las especies exóticas, incluyendo cuáles son sus impactos y algunos ejemplos para contextualizar lo explicado. ¡No te lo pierdas!

¿Qué son las especies exóticas?

En primer lugar, es necesario comprender qué animales pueden incluirse dentro de la categoría de especies exóticas y el porqué de este nombre. Con esta intención, la definición de «especies exóticas» recoge otras acepciones que pueden dar pistas sobre su importancia, como «especie introducida» o «especie no nativa».

Así pues, se consideran especies exóticas o no nativas a todas aquellas que no son propias del hábitat en el que se localizan. En definitiva, el términgo engloba a todos los seres vivos que provienen de un ámbito ecológico o geográfico diferente. Su llegada al lugar que las considera foráneas suele deberse a migraciones o a la participación del ser humano.

Un caracol gigante de frente.

¿Cómo se introducen las especies exóticas en el nuevo ecosistema?

La introducción de las especies exóticas en un ecosistema concreto puede ser accidental o intencional, pero en todos los casos se trata de un hecho muy preocupante. Seguidamente, se exponen cuáles son las formas más frecuentes de llegada de estas especies al nuevo ambiente:

  1. Caza y pesca deportiva: muchas especies, sobre todo de lagos y ríos, se sueltan por la resistencia y alta tasa reproductora que presentan. En muchos casos, se busca el beneficio económico en detrimento del bienestar ecosistémico.
  2. Comercio de especies: la compra y venta ilegal de especies posibilita que entren animales con potenciales invasores a regiones en las que ya está prohibida su tenencia.
  3. Liberación de mascotas: muchos animales parecen bonitos cuando son crías, pero alcanzan tamaños desorbitados en su estadio adulto. Las tortugas de agua invasoras son un ejemplo clásico de negligencia por parte de los tutores.
  4. Peletería y cultivos.
  5. Turismo.

¿Cuáles son sus impactos en la Tierra?

Aunque podamos creer que la llegada de unos cuantos especímenes de una especie no afecta al ecosistema receptor, por desgracia, puede modificarlo de forma irreversible. Además, normalmente es imposible predecir cuáles van a ser los efectos que van a provocar dichas especies exóticas en los ambientes en los que son soltadas.

A continuación, te presentamos algunos de los eventos que pueden propiciar las especies exóticas al colonizar un ambiente al que no pertenecen, si es que proliferan en él. No te lo pierdas.

1. Pueden convertirse en especies invasoras

Normalmente, pueden convertirse en especies invasoras, las cuales ponen en riesgo tanto a la fauna como a la flora del ecosistema. Esto supone un grave impacto medioambiental, que puede derivar en efectos irreversibles y permanentes. Así pues, la presencia de especies exóticas afecta a nivel ambiental, económico y social.

2. Carecen de depredadores naturales

En gran parte, el peligro de una especie exótica reside en que, al provenir de otro ecosistema, en el nuevo carece de depredadores naturales y no está incluida de manera normal en la cadena trófica. Esto, a su vez, implica que sin depredadores, no hay forma de controlar ni regular el crecimiento de la población.

3. Modifican la cadena trófica del ecosistema

Asimismo, su entrada en la cadena trófica puede llevar a la sustitución de especies nativas o a su depredación por parte de este nuevo invasor, contra el que no tienen mecanismos de defensa. La alteración de la cadena trófica, en cualquiera de sus niveles, pone en riesgo al resto de especies que la conforman. Además, esto altera al resto de elementos del ecosistema.

4. Las especies exóticas son la segunda causa de pérdida de la biodiversidad en el mundo

Aunque sus introducciones suelen ser accidentales, son especies capaces de adaptarse al medio y colonizarlo. Esto provoca que constituyan la segunda causa de pérdida de biodiversidad en el mundo.

5. Efectos beneficios si se controla su presencia en el ambiente

No obstante, en ocasiones estas especies se emplean de manera controlada con el objetivo de controlar o modificar un determinado hábitat. Normalmente, la intención final es que dicho hábitat pueda ser más productivo y rentable para los seres humanos. La ciencia detrás de esta metodología se denomina «ingeniería de ecosistemas».

Algunos ejemplos de especies exóticas

Por último, a continuación se exponen algunos ejemplos de especies exóticas que pueden ser las menos esperadas. Por ello, no debemos fiarnos y siempre debemos contar con información respaldada:

  1. Arce real: esta planta europea fue introducida en Estados Unidos y en Canadá por el hombre.
  2. Mapache: su introducción se produjo en el pasado, pero actualmente en España se ha convertido en mascota.
  3. Mariquita asiática: fue introducida intencionalmente desde Asia, con la finalidad de actuar como controlador biológico sobre los pulgones. Por desgracia, acabó perjudicado a especies nativas.
  4. Trigo: esta planta, imprescindible en nuestra alimentación, fue traída desde América por los colonizadores.
  5. Vaca: originarias de Asia, las vacas actualmente son esenciales en la ganadería y agricultura.
Un mapache termorregulando sobre el aire acondicionado.

Podemos concluir que las especies exóticas han sido introducidas de forma histórica en los ambientes, en mayor medida por el hombre, pero también han podido llegar de manera natural. Su presencia es extremadamente perjudicial para el ecosistema y hábitat receptores. Nuestro papel es evitar en lo posible que esto ocurra.

Una forma de contribuir en lo referente a esta temática es nunca soltar a una mascota en la naturaleza y evitar comprar animales potencialmente invasores. Así, poco a poco, podremos resarcir el daño causado hasta ahora por la irresponsabilidad humana.

Te podría interesar...
Listado positivo de mascotas en España: ¿en qué consiste?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Listado positivo de mascotas en España: ¿en qué consiste?

La creación de un listado positivo para saber qué mascotas exóticas son legales en España ya es casi un realidad, a pesar de las polémicas.