El cebú: hábitat, características y reproducción

El cebú es un pequeño bóvido originario de la India, apacible, sociable y cariñoso. Descubre aquí todas sus características.
El cebú: hábitat, características y reproducción
Sara González Juárez

Escrito y verificado por la psicóloga Sara González Juárez.

Última actualización: 16 octubre, 2022

El cebú podría pasar perfectamente por cualquier otro mamífero bovino, salvo por un detalle: la pequeña joroba que tiene sobre las escápulas. En la actualidad se le puede encontrar en casi la totalidad del globo, ya que se les explota como ganado, pero su verdadero origen es asiático.

En este espacio podrás conocer la historia de su origen, así como el resto de las características que le hacen especial. Se trata de animales sensibles, pacíficos y cariñosos, así que no te pierdas nada de lo que viene a continuación.

Historia del cebú

Lo cierto es que el origen de este bovino se ha discutido ampliamente, pues hubo un momento que se sugería que descendía del gaur (Bos gaurus) y del banteng (Bos javanicus), otros bovinos asiáticos. No obstante, los posteriores estudios de ADN demostraron que el cebú desciende, en realidad, del Bos primigenius namadicus, una subespecie de uro que habitaba lo que era la India.

Aun así, sigue sin descartarse que en algún momento de su historia evolutiva se cruzara con las dos primeras especies mencionadas.

Taxonomía y características

El cebú es un mamífero del orden de los artiodáctilos y la familia de los bóvidos. Su género, Bos, comprende 6 especies a las que se llama comúnmente bueyes. Aquí es donde se engloba la especie que nos ocupa, el Bos primigenius indicus.

La característica más llamativa de este animal es su joroba, una giba rellena de grasa. Además de ello, resalta su pequeño tamaño, de no más de un metro de altura hasta la cruz.

Poseen cuernos cortos, orejas caídas y largas y una papada que cuelga bastante. Tienen pelaje corto y duro, de colores variables entre el blanco y el marrón. Algunos incluso presentan manchas.

Hábitat del cebú

Este bóvido habitaba, originalmente, en la India, donde existen multitud de razas; algunas naturales, otras creadas por el hombre para explotarlas. Gracias a su pequeño tamaño y su carácter apacible se ha trasladado a prácticamente todo el mundo, especialmente a Sudamérica.

El cebú es el único bóvido que sobrevive a las altas temperaturas de las zonas tropicales, gracias a su reducido tamaño.

Si no fuese explotado como ganado, se le encontraría en amplias praderas de matorral y hierba, pues es ahí donde encuentra su alimento. Puede adentrarse en bosques, pero lo más seguro es que sea para buscar refugio o comida si escasea en las llanuras, pero no se mueven con la misma comodidad en ese medio.

Hábitos alimenticios

Los cebúes son estrictamente herbívoros. Su dieta está compuesta por hierbas, semillas y flores. En ocasiones pueden llegar a consumir ramas finas o raíces, dependiendo de cuánto abarque el bocado que le han dado al matorral o la planta alta.

Su aparato digestivo es como el de todos los rumiantes, pues el alimento pasa por una primera fase de digestión en el rumen, vuelve a la boca y se mastica de nuevo. A continuación pasará por el resto de las cavidades del estómago: el retículo, el omaso y abomaso.

Necesitan comer durante todo el día, pues, a pesar de que este proceso aprovecha al máximo la energía que se puede sacar de las plantas, estas tienen muy pocas calorías.

Comportamiento del cebú

Se trata de un animal diurno y gregario. Los grupos están conformados por un macho (y alguno juvenil si se da el caso), varias hembras y sus crías. La cohesión en el grupo es fuerte, respondiendo de forma coordinada ante las amenazas y protegiéndose entre ellos.

Por lo general, es el macho quien se encarga de ahuyentar posibles amenazas antes de que se conviertan en un peligro.

Su carácter tiende a ser apacible y pacífico. Usan la mayor parte de las horas del día en comer y descansar. Las hembras tienen un fuerte instinto maternal y protegen a su hijo a toda costa. No es raro encontrar que gritan y gimen durante días, llamando a su ternero, cuando se lo quitan en las explotaciones para el consumo humano.

Reproducción

Bos primigenius indicus.

La madurez sexual del cebú comienza a los 3 años y medio de edad. Es ahí cuando comienza su ciclo estral y es capaz de reproducirse. Por lo general, el olor que despide la hembra durante el período de celo atrae al macho y se produce la cópula si ella le acepta.

El período de gestación es de aproximadamente 9 meses. Si el feto es un macho, es posible que sea más corto, pero la influencia del medio, la salud de la madre y la raza pueden modificar ligeramente esta duración.

El cebú tiene una sola cría por año. El ternero nace bastante independiente, pues se levanta sobre sus patas nada más nacer. A partir de ese momento no se separará de su madre hasta que sea totalmente autosuficiente.

Estos animales, con su pequeña joroba y sus largas orejas, son sensibles y empáticos. Estas características pasan desapercibidas en las explotaciones, donde solo se les trata como fuente de recursos. Sin embargo, si alguna vez tienes el privilegio de tratar con una, descubrirás lo increíbles que pueden llegar a ser los cebúes.

Te podría interesar...
Los 10 animales más bellos de Perú
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Los 10 animales más bellos de Perú

Conoce aquí los animales más bellos de Perú, los cuales demuestran la riqueza de uno de los países más biodiversos del mundo.



  • Buxadera, A. M., Guerra, D., Planas, T., Ramos, F., & Chuairey, L. F. (2006). Parámetros genéticos del peso vivo de machos Cebú en prueba de comportamiento en condiciones de pastoreo de Cuba, mediante modelo animal univariado, multicaracteres y regresiones aleatorias. Revista Cubana de Ciencia Agrícola40(4), 397-408.
  • Barrera, G. P., Martínez, R., & Ariza, M. F. (2006). Identificación de ADN mitocondrial Bos taurus en poblaciones de ganado Cebú Brahman colombiano. Ciencia y Tecnología Agropecuaria7(2), 21-24.
  • Prayurasiddhi, T. (1997). The ecological separation of gaur (Bos gaurus) and banteng (Bos javanicus) in Huai Kha Khaeng Wildlife Sanctuary, Thailand. University of Minnesota.