Craspedacusta sowerbyi: la medusa de agua dulce que coloniza las aguas del mundo

Los integrantes del grupo de las hidromedusas no suelen tener una forma medusoide, solo pólipos, por lo que Craspedacusta sowerbyi es bastante especial.
Craspedacusta sowerbyi: la medusa de agua dulce que coloniza las aguas del mundo
Cesar Paul Gonzalez Gonzalez

Escrito y verificado por el biólogo Cesar Paul Gonzalez Gonzalez el 14 Abril, 2021.

Última actualización: 14 Abril, 2021

Descubierta en un estanque de lirios de agua en Londres, Craspedacusta sowerbyi se considera una medusa con una distribución bastante amplia. Este hidrozoo vive principalmente en lagos, lagunas, ríos y estanques de todo el mundo.

A pesar de ser una hidromedusa nativa del este de Asia, los reportes de su presencia en otros continentes han aumentado en los últimos años. Si quieres saber cómo ha logrado esta especie colonizar diferentes regiones del planeta, sigue leyendo.

Características físicas

Como todas las medusas, Craspedacusta sowerbyi presenta una fase pólipo y una fase medusoide. Su cuerpo esta compuesto principalmente de agua, por lo que ambas formas son transparentes y de textura gelatinosa.

Como medusoide, la especie tiene la típica forma de medusa, pues se observa perfectamente su campana en forma semicircular. También presenta varios tentáculos, 5 de ellos alargados y los demás de menor longitud. En total, puede llegar a tener hasta 500 tentáculos, mide de 5 -25 milímetros de diámetro y logra moverse por medio de movimientos de contracción.

La fase pólipo asemeja a una copa de vino, en la que la boca se encuentra en la punta. Los tentáculos rodean la boca y esto le permite a la especie atrapar su alimento. En esta fase, los ejemplares pueden estar agregados en colonias o ser solitarios, pero su tamaño es menor a 1 milímetro.

El ciclo de vida típico de las medusas.
La especie que nos atañe no presenta todas estas fases, pero sí se alterna de pólipo a medusoide.

¿Por qué es tan exitosa Craspedacusta sowerbyi?

Esta medusa puede reproducirse tanto sexual como asexualmente, lo que la hace versátil. Como cualquier organismo, reproducirse asexualmente le otorga una enorme capacidad para invadir nuevos ambientes, pues no se necesita más de un individuo para generar descendencia.

Su ciclo de vida sigue un patrón definido, donde el huevo fertilizado (plánula) se ancla al suelo para formar el pólipo. El pólipo crece y comienza emitir brotes de medusa que terminan dando lugar a un ejemplar completo. Durante el proceso, el pólipo no muere, lo que significa que la producción de brotes no termina.

El pólipo de Craspedacusta sowerbyi, es capaz de producir otros tipos de brotes, los de pólipos y los de frústulas. Los brotes de pólipo hacen crecer la población de pólipos en el mismo sitio del original. Los brotes de frústulas le permiten al pólipo mandar viajeros que flotan con la corriente y terminan formando uno nuevo lejos del original.

De esta forma, la medusa manda emisarios, se reproducen y vuelve a repetir el proceso. En otras palabras, esta hidromedusa es toda una colonizadora de ambientes.

¿Qué pasa si su ambiente se seca?

Hasta hace poco, esta pequeña especie había escapado a la mirada de los científicos durante mucho tiempo. No se lograba explicar cómo era posible que un día abundara en un estanque, pero al paso del tiempo desapareciese y volviese a aparecer. Esta desaparición y reaparición repentina era algo que no podía explicarse tan fácilmente.

Finalmente, la ciencia encontró la respuesta: los quistes. En algunas especies, existe un mecanismo de defensa que les permite enquistarse y protegerse. La enquistación consiste en replegarse y formar una barrera extremadamente dura. Con esto, se crean esferas resistentes a sequías que solo se liberan bajo ciertas condiciones.

En esta especie en particular, al quiste se lo denomina podoquiste. El hidrozoo se enquista cuando esta en fase pólipo así que, en el momento en el que se desenquista, lo que se forma es el mismo pólipo. De esta forma, los ejemplares superan las sequias y logran el efecto de desaparecer y reaparecer súbitamente.

Si solo es de agua dulce ¿Cómo le hace para llegar a otros continentes?

La mayor parte de su capacidad móvil es gracias a su forma de podoquiste. Con esta apariencia, Craspedacusta sowerbyi logra adherirse a plantas, peces, rocas y otras superficies. Finalmente, debido a la acción humana, los quistes llegan a nuevos cuerpos de agua cuando se transportan alguno de estos elementos.

Como te mencionábamos al inicio, esta especie se descubrió en un estanque de lirios de agua en Londres, pero su hábitat natural se encontraba en Asia. ¿Cómo llegó ahí? La respuesta es simple: pegándose a los lirios acuáticos que posteriormente acabaron en el hermoso estanque de Londres. Al menos, esa la versión más creíble por el momento.

¿Craspedacusta sowerbyi pica como una medusa?

Afortunadamente, gracias a su tamaño y la forma de sus nematocistos, la especie no supone ningún peligro. Esta hidromedusa no es capaz de atravesar la piel humana, es decir, sí que pica, pero si te la encuentras, no te dolerá. Podría matar pequeños peces, pero a ti solo te provocará cosquillas.

No es una gran amenaza para nosotros, sin embargo, se desconoce completamente qué efecto podría tener para el ambiente. Por ejemplo, los ejemplares en forma de medusoide podrían ser un banquete de comida para algunas tortugas, pero en general, es muy difícil saber cómo responderán los ecosistemas a una especie exótica.

Una medusa de agua dulce.

Una reflexión necesaria

Como te podrás imaginar, una especie se vuelve invasiva cuando se saca de su ambiente natural y se libera en otro diferente. En algunos casos, la especie es exitosa y sobrevive —como Craspedacusta sowerbyi—, pero en otras ocasiones no.

El problema radica en cómo cambia el ambiente cuando el ser humano introduce algo que no se encontraba en un ecosistema de forma natural. Ya sea que este cambie positiva o negativamente, la mejor opción siempre será no hacerlo, así que no introduzcas especies invasivas en ningún hábitat, sea cual sea el motivo.

Te podría interesar...
Lo que no sabías de las medusas
Mis AnimalesLeerlo en Mis Animales
Lo que no sabías de las medusas

Te contamos algunas cosas que seguramente no sabías de las medusas, unos animales que no nos agradan en demasía... ¡porque su picadura puede ser molesta!



  • Siquier, M. G., Alanis, W. S., & Debat, C. M. (2017). First record of Craspedacusta sowerbii Lankester, 1880 (Hydrozoa, Limnomedusae) in a natural freshwater lagoon of Uruguay, with notes on polyp stage in captivity. Brazilian Journal of Biology77(4), 665-672.
  • Marchessaux, G., & Bejean, M. (2020). Growth and ingestion rates of the freshwater jellyfish Craspedacusta sowerbii. Journal of Plankton Research42(6), 783-786.
  • Marchessaux, G., Gadreaud, J., & Belloni, B. (2019). The freshwater jellyfish Craspedacusta sowerbii lankester, 1880: an overview of its distribution in France. Vie et Milieu69(4), 201-213.
  • Fuentes, R., Cárdenas, L., Abarzua, A., & Caputo, L. (2019). Southward invasion of Craspedacusta sowerbii across mesotrophic lakes in Chile: geographical distribution and genetic diversity of the medusa phase. Freshwater Science38(1), 193-202.
  • Shanliang Xu, Danli Wang. (2009). Life cycle of Craspedacusta sowerbyi xinyangensisCurrent Zoology, Volume 55, Issue 3, 1 June 2009, Pages 227–234, https://doi.org/10.1093/czoolo/55.3.227
  • Schifani, E., Viviano, A., Viviano, R. et al. (2019) Different lineages of freshwater jellyfishes (Cnidaria, Olindiidae, Craspedacusta) invading Europe: another piece of the puzzle from Sicily, Italy. Limnology 20, 143–151. https://doi.org/10.1007/s10201-018-0560-4
  • Rayner, N.A. (1988) First record of Craspedacusta sowerbyi Lankester (Cnidaria: Limnomedusae) from Africa. Hydrobiologia 162, 73–77. https://doi.org/10.1007/BF00014334