Cómo desparasitar a tu pájaro

Pajaro comiendo de la mano de una persona

Los pájaros son mascotas que precisan de cuidados bastante sencillos. Sin embargo, hay que tener en cuenta sus enfermedades. ¿Cuándo desparasitar a tu pájaro? Su curación es más difícil que la de otros animales domésticos, como los gatos o los perros.

El clima influye la aparición de parásitos

El aumento de la temperatura ambiental debido a los cambios de estación genera las condiciones propicias para la aparición de parásitos. Durante la llegada de la primavera, y posteriormente del verano, los riesgos son mayores. Pueden llegar los piojos rojos, los ácaros, los pulgones y las garrapatas que se alojan entre su plumaje y causan malestar en su piel. Esos son parásitos externos.

 Los pájaros también pueden contraer parásitos internos que causan malestar estomacal e intestinal.

¿Cómo saber si es momento de desparasitar a tu pájaro?

Para saber si hay que visitar al veterinario a causa de los parásitos, es necesario observar al animal. Si presenta uno de estos síntomas, es recomendable acudir al profesional:

  • Nerviosismo sin explicación aparente.
  • Se rasca con el pico entre su plumaje repetidamente.
  • Presenta zonas del cuerpo sin plumas.

¿Por qué administrar antiparasitarios?

Los parásitos pueden producir malestar estomacal, dolores abdominales, alteraciones del estado de ánimo, incomodidad e incluso la muerte del animal. No es común que los pájaros transmitan enfermedades a los seres humanos. Pero ciertos tipos de parásitos pueden afectar a las personas más vulnerables. Es el caso de niños, ancianos o personas con deficiencias y enfermedades del sistema inmunológico. Lo mejor para las mascotas y sus dueños es que estén desparasitados.

Tipos de antiparasitarios

El veterinario es la persona adecuada para desparasitar a tu pájaro. Es él quien puede determinar el tipo de parásito que se ha alojado en su cuerpo. Y después indicar el tratamiento apropiado. En las tiendas de animales se encuentran dos tipos de antiparasitarios:

  1. Antiparasitarios internos. Son aquellos que se administran por vía oral. Estos antiparasitarios están indicados para limpiar el aparato digestivo del pájaro. Existen varios tipos de estos medicamentos, unos son de amplio espectro y otros para parásitos específicos. Para determinar la dosis y el tipo de producto, lo mejor es que lo indique el veterinario.
  2. Antiparasitarios externos. Son insecticidas especialmente creados para aves, de modo que no perjudican su salud. Se aplican sobre las plumas. Su función es eliminar los organismos intrusos y proteger al pájaro durante algún tiempo de su molesta presencia.

En las tiendas de mascotas se pueden encontrar varias modalidades de antiparasitarios para aplicación tópica:

  • Polvos. La mayoría de ellos son fabricados con ingredientes naturales inofensivos para los animales.
  • Sprays. Su aplicación es la más sencilla y menos traumática para el pájaro, ya que pueden ser colocados a cierta distancia, sin tocar al animal.
  • Pomadas. Su aplicación implica tomar al pájaro con las manos. Sus efectos son más amplios, como combatir infecciones, inflamaciones y dolor.

Sin importar qué tipo de antiparasitario se elija, se aconseja leer los prospectos de los productos. Y a continuación, seguir sus indicaciones igual que las del veterinario.

Cada cuánto tiempo desparasitar a tu pájaro

La frecuencia ideal es de dos veces al año. Una de esas veces debe ser al inicio de la primavera, debido al cambio de clima. Nuevamente, el veterinario, según las condiciones del pájaro, debe establecer el tiempo apropiado.

Prevención

La jaula del pájaro, además de ser apropiada para su tamaño, debe estar siempre aseada. Se recomienda una limpieza profunda semanal. En caso de que haya contraído parásitos, no es suficiente desparasitar a tu pájaro. También es necesario eliminar organismos intrusos de la jaula. Esto, además, elimina la posible presencia de los huevos y larvas a través de los que se reproducen.

Para mantener un pájaro saludable

Hay ciertas recomendaciones para tener pájaros sanos:

  • Usar una jaula amplia para que no se sienta incómodo. El pájaro debe tener libertad suficiente para moverse.
  • Poner la jaula en un lugar con buena luz natural y ventilación. Esto evita la sensación de encierro, lo cual puede producir nerviosismo e inquietud.
  • Instalar estructuras en la jaula para que pueda ejercitarse. Lo más común son los columpios y perchas. Así el pájaro tendrá patas más fuertes.
  • Cuidar que la alimentación sea apropiada para el tipo de pájaro. Cada ave tiene una alimentación apropiada para su peso y complexión física.

Vigilar que tenga agua. Diariamente el pájaro necesita tener agua limpia para beber cuando lo necesite.