Cómo alimentar a un polluelo

Alimentar a un polluelo es una medida de primeros auxilios fundamental para salvar la vida de un ave herida.  Con habilidades sencillas, es posible contribuir con la preservación de la vida animal. Por ello, veremos algunos consejos prácticos para saber socorrer fácilmente a un ave accidentada.

Accidentes más frecuentes en polluelos silvestres

Muchos pichones no consiguen desarrollar completamente la musculatura de sus alas en el tiempo esperado. Por ello, pueden caer al intentar volar o moverse más rápidamente.

De hecho, en aves silvestres de menor porte, la causa más frecuente de heridas son las caídas de los nidos. Y casi el 90% de estos accidentes ocurren con los polluelos de pocos días de vida.

Pajaro en una jaula
Fuente: Juan de Dios Santander Vela

Estas aves también pueden resultar heridas por ataques de depredadores naturales. Principalmente, cuando sus padres se ausentan del nido.

Desnutrición en polluelos: un peligro inminente con la llegada del invierno

La llegada del frío aumenta la preocupación con la malnutrición de polluelos silvestres.

Sucede que resulta más difícil para muchas especies, principalmente las no migratorias, encontrar alimento durante el invierno. Por ello, es tan común encontrar pichones desnutridos en los meses más fríos del año.

Estas “aves bebé” todavía están desarrollando su sistema inmunológico y son muy vulnerables. La escasez de alimentos sumada a la intemperie y al frío crea un contexto de riesgo extremo para su salud.

Encontré a un polluelo herido: ¿Qué debo hacer?

Cuando se encuentra un polluelo visiblemente débil, es fundamental proporcionarle los nutrientes correctos para fortalecerlo rápidamente. En caso contrario, sus opciones de sobrevivir serán muy bajas.

Es poco probable que llevemos comida adecuada o instrumentos para alimentar a un polluelo en la cartera o en el automóvil. Por ello, casi siempre será necesario rescatar al animal y llevarlo a un ambiente favorable. Habrá que ir con cuidado si hay otros animales.

Antes de moverlo, es recomendable envolverlo con una manta, toalla o alguna prenda de ropa liviana. Lo ideal es tapar sus ojos, pues el animal se calma al no ver la luz. Y ello hace más sencillo manipularlo con seguridad.

Tras envolverlo, se puede recoger suavemente. Es importante mantener la estabilidad y la firmeza para mover lo menos posible al polluelo.

Es necesario aclarar que estas maniobras son paliativas, cuyo objetivo es recuperar el animal rápidamente. Pero no sustituyen la atención veterinaria especializada. Por ello, es indispensable recurrir a un centro especializado de recuperación de animales con tu polluelo rescatado.

¿Con qué alimentar a un polluelo rescatado?

Resumimos 3 consejos prácticos para saber cómo alimentar a un polluelo de urgencia sin perjudicar su salud.

1. Evitar dar agua al polluelo

Las aves respiran por medio de un pequeño agujero presente en su lengua. Al ofrecer agua a un polluelo débil, puede ser que el pequeño se atragante o se ahogue.

Tu “ave bebé” rescatada obtendrá suficiente hidratación con la comida adecuada.

2. Conocer su especie y necesidades nutricionales

Para alimentar a un polluelo correctamente, es preciso conocer sus necesidades nutricionales e intolerancias alimentarias.

Las “aves bebé” poseen un sistema digestivo muy delicado y son sensibles a muchas sustancias. Algunos alimentos pueden intoxicar gravemente al polluelo, llevándolo al fallecimiento.

Por ello, lo ideal es reconocer la especie del polluelo antes de alimentarlo. Lo más adecuado sería recurrir inmediatamente a un veterinario especializado en aves o a un centro de rescate. Pero si no es posible, una simple búsqueda en internet puede revelar a qué especie pertenece tu pichón rescatado.

Este paso es fundamental y no debe ser saltado. Proporcionar una dieta incorrecta al polluelo puede llevarlo a fallecer.

3. Preparando la papilla de tu polluelo

Reconociendo la especie y la dieta adecuada para el polluelo rescatado, se puede empezar a hacer su papilla.

Agapornis en nido

En caso de que tu polluelo se alimente de insectos y gusanos, su dieta debe ser rica en gusanos de harina picados. Es posible encontrarlos fácilmente en tiendas de animales. Lo ideal es hacer una papilla mezclando los gusanos con huevo duro cocido y triturado.

Si tu “ave bebé” se alimenta de semillas, su papilla debe ser una mezcla de agua con cereal de bebé altamente proteico en polvo. También se puede adicionar la harina licuada de germen de trigo, maíz y avena.

Estos alimentos son altamente proteicos y fáciles de encontrar. Pero deben ser complementados con proteína animal fresca, como pequeños insectos vivos o gusanos de harina.

4. Utilizar una jeringa para administrar la papilla

El polluelo rescatado estará débil y puede tener dificultad para alimentarse. Por ello, es fundamental contar con una pequeña jeringa para ayudar a administrar su papilla.

Además de alimentar a un polluelo, es importante ofrecerle calor y un ambiente tranquilo donde pueda recuperarse. Con paciencia y dedicación, es posible ver tu pájaro bebé crecer fuerte y sano.

Categorías: Alimentación Etiquetas:
Te puede gustar