4 consejos para evitar que tu gato te muerda

28 mayo, 2021
Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga Sara González Juárez
Evitar que tu gato te muerda es solo cuestión de comprender un par de conceptos. Es más fácil de lo que parece: aquí tienes algunas claves para lograrlo.

Morder y arañar forma parte del juego de los felinos. No obstante, esto no quiere decir que no puedas evitar que tu gato te muerda: estas mascotas pueden adaptar su juego mediante el aprendizaje, como cualquier especie de mamífero.

Muchas veces, este comportamiento —agresivo o no— les otorga a los gatos la fama de ser ariscos o poco agradables. En este artículo, vamos a desgranar la conducta de morder en félidos, con el fin de entenderla mejor y proporcionarte consejos para evitarla.

¿Por qué tu gato podría morderte?

Morder, para los gatos, tiene varias utilidades: cazar, transportar objetos, defenderse, comer, jugar y un largo etcétera. Sin embargo, cuando los mordiscos son reiterativos y se centran en el humano con el que conviven, requieren de un análisis que permita corregir esta conducta. ¿Por qué un gato muerde a su humano? Existen múltiples razones:

  • Juego: los gatos juegan a cazar y, muchas veces, las manos o pies en movimiento son buenos candidatos a presas ficticias con las que practicar.
  • Causas orgánicas: un aumento atípico de la agresividad y los mordiscos pueden ser indicativos de dolor o enfermedad en el felino. Las patologías deben ser descartadas antes de emitir un diagnóstico causal de este comportamiento.
  • Miedo o estrés: un gato que tiene miedo, ansiedad o estrés continuos será un felino que araña y muerde ante gestos que debería reconocer como inofensivos.
  • Experiencias traumáticas: los gatos maltratados o recogidos de la calle, por ejemplo, son propensos a desarrollar agresividad. Una mala socialización de cachorros también lleva a este tipo de conductas.

Como ves, ninguna de estas causas recoge la personalidad del felino. Aunque bien es cierto que algunos gatos son más despegados que otros, respetar su espacio nunca será un desencadenante de mordiscos o agresividad.

La desungulación en gatos es un delito penado por la ley.

4 consejos para evitar que tu gato te muerda

Como en cualquier método verdaderamente efectivo para modificar la conducta de un animal, el castigo no es una opción. Existen multitud de cosas que puedes hacer para evitar que tu gato te muerda sin recurrir al enfado o la violencia. A continuación, te exponemos 4 de ellas.

1. Los beneficios del juego tranquilo

El juego tranquilo permite cambiar el foco de la atención de tu gato a algo que no seas tú, como un juguete. Esto, a su vez, es más útil para mantener los niveles de nerviosismo del felino en límites sanos.

Usar artilugios tipo caña de pescar, que le permitan cazar algo que no eres tú, fomentan que tu gato juegue contigo sin que tú seas el juguete. El enriquecimiento ambiental para el olfato o los retos de inteligencia complementan bien el juego tranquilo, pues mantienen a los félidos ocupados y evitan el estrés.

2. Evita reforzar la conducta de morder

Si tu gato ha cogido la costumbre de morderte cuando juegas con él, es importante que le hagas saber que tus manos no son un juguete ni una presa. Para marcar este límite, normalmente basta con parar el juego cuando te muerda. No es necesario regañarlo ni decir nada, ya que solo hay que ser consistente con esta pauta.

3. Crea un entorno tranquilo y seguro

Si el felino ha desarrollado esta conducta a raíz de un cambio brusco en su rutina, es posible que el entorno contenga algún estresor que lo perturba. Identifica de qué se trata y elimínalo, con el objetivo de crear un ambiente que favorezca la calma a la hora de jugar.

4. Evitar que tu gato te muerda también es cuestión de socialización

Cuando adoptas un cachorro de gato, es muy posible que pase su periodo de socialización contigo. Si convive con otros gatos, estos le enseñarán hasta dónde es correcto morder en el juego, pero si estáis solos humano y felino, deberás instruirle tú.

Es importante que no uses manos ni pies para jugar con él y que seas consistente a la hora de corregir las malas conductas. En este periodo, el comportamiento de tu felino será mucho más moldeable, así que no deberías tener muchas dificultades para conocerlo y entenderte con él.

Evitar que tu gato te muerda es más fácil de lo que parece.

Un último consejo para evitar que tu gato te muerda

Podría ocurrir que incluso respetando su espacio, llenando su vida de enriquecimiento y usando técnicas de modificación de conducta, el problema no se solucione. No desesperes: a veces se necesita la ayuda de un profesional y eso no es algo malo.

Tanto acudir al veterinario para descartar enfermedades como recurrir a un etólogo son opciones que ayudan en el inicio del proceso o cuando ya no sabes qué más hacer. Dominar la comunicación con tu gato es clave para una vida feliz para ambos y estos profesionales pueden ayudarte a conseguirlo.

  • Kitten Plays Too Rough. (2020). Best Friends Animal Society. https://resources.bestfriends.org/article/kitten-plays-too-rough
  • Cat Behavior Modification and Counter-Conditioning. (2015). Best Friends Animal Society. https://resources.bestfriends.org/article/cat-behavior-modification-and-counter-conditioning
  • Aggression in Cats Toward People. (2016). Best Friends Animal Society. https://resources.bestfriends.org/article/aggression-cats-toward-people