3 tratamientos para tratar la ansiedad en perros

07 Noviembre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la bióloga Silvia Conde
La ansiedad en perros puede estar causada por muchos factores distintos. Se puede tratar combinando la educación canina con algunos tratamientos relajantes.

La ansiedad en perros es un trastorno del comportamiento como respuesta a determinados estímulos tanto externos como internos o una situación prolongada de estrés. En este estado mental el animal puede mostrar nerviosismo, inseguridad e inquietud.

Este problema psicológico puede tener su origen en muchas causas distintas y existen tratamientos para reducir o eliminar la ansiedad. Estos se pueden consultar con el veterinario habitual o un educador canino. Aun así, aquí te presentamos tres tratamientos efectivos para abordar este estado emocional alterado en canes.

¿Qué causa la ansiedad en perros?

Conocer el motivo de la ansiedad es importante para tratar el problema. Son muchos los factores que pueden causar ansiedad en perros. Te presentamos algunos de los más frecuentes.

Falta de socialización

Dedicamos un par de párrafos especiales para este factor, pues una falta de socialización —o una socialización mal realizada— influye enormemente en la conducta del perro adulto. La forma en la que reaccione ante nuevos estímulos en la etapa adulta está condicionada por la socialización en su periodo como cachorro.

Es muy común que un perro muestre ansiedad en los encuentros con otros canes, durante los paseos o en situaciones cotidianas como el baño, debido a una habituación temprana al estímulo.

Otros eventos

Más allá de la falta de socialización, existen otros factores que pueden provocar un cuadro de ansiedad en el can. Te los mostramos:

  • Miedo: un estímulo o situación que le cause miedo al animal, como el ruido de los petardos. Eventos como este pueden desembocar en un cuadro de ansiedad y comportamientos destructivos.
  • Cambios radicales: los cambios repentinos, como la llegada de una nueva mascota, un nuevo miembro o una mudanza pueden generar estrés en los animales.
  • Ansiedad por separación: es la causa más típica de comportamientos destructivos por la ausencia del tutor, aunque sean por periodos cortos de tiempo.
  • Falta de ejercicio: aunque el tiempo y la intensidad del ejercicio pueden variar mucho de una raza a otra, los perros necesitan sus paseos diarios para moverse y descargar energía.
  • Falta de enriquecimiento: al igual que los paseos, los juegos de olfato y el enriquecimiento ambiental en casa son importantes para cumplir con las necesidades básicas de un perro.
Un perro con neumonía y su tutora.

Síntomas de ansiedad

Las manifestaciones de la ansiedad son muy evidentes, ya que es fácil reconocer a un perro que está sufriendo estrés por algunos de los motivos anteriores. Algunos de estos signos son los siguientes:

  • Vocalizaciones excesivas: ladridos, gemidos, aullidos en aumento.
  • Hipersalivación.
  • Jadeo persistente.
  • Comportamientos destructivos.
  • Orinar y/o defecar en casa.
  • Hiperactividad.
  • Vómitos y/o diarrea.

Tres tratamientos para controlar la ansiedad en perros

Si crees que tu mascota se encuentra en esta situación, antes que administrar un medicamento por tu cuenta, consulta con tu veterinario. Muchas veces el problema no es solo fisiológico sino conductual y, por este motivo, puede tratarse acudiendo a un educador canino que pueda controlar la ansiedad en el perro.

1. Terapia conductual

Si el problema tiene su origen en una experiencia traumática o una mala gestión emocional ante una nueva situación permanente, puedes acudir a un educador canino. Este proceso se basa en que el perro pueda disfrutar de todas las situaciones que se le presentan en su entorno.

El educador tratará de ayudar al animal a gestionar el motivo de su ansiedad, mediante ejercicios de confianza y habituación. Es necesario que participes y seas constante para que las sesiones sean eficaces.

2. Dedícale tiempo suficiente a tu can

Un perro necesita ciertas actividades diarias para mantenerse sano y equilibrado. Entre ellas, encontramos las siguientes:

  • Paseo: mínimo uno de larga duración, más otros más cortos repartidos durante el día.
  • Enriquecimiento ambiental.
  • Juegos de olfato.
  • Sesiones de vinculación con el tutor.
  • Entrenamiento de las órdenes básicas.

3. Tranquilizantes para perros

Puedes combinar estos fármacos con las terapias anteriores. No obstante, es posible que haya ciertas situaciones puntuales en las que se requieran solamente estos fármacos.

No es recomendable tener siempre al animal bajo este tipo de tratamiento y, siempre, debes seguir la indicación de un profesional veterinario en cuanto a dosis, tiempo de administración y contraindicaciones. Te presentamos algunos ejemplos de tranquilizantes para perros:

  • Fármacos: los más habituales como tranquilizantes para perros son las benzodiacepinas y las fenotiazinas. Se aplican de forma oral o inyectable bajo receta veterinaria. Este tipo de medicación provoca un efecto relajante y sedante de acción rápida. Por este motivo, se suele indicar en casos de ansiedad o miedo puntual.
  • Feromonas: aunque su efecto en perros está más discutido que en gatos, cada vez son más populares. Son análogos sintéticos de las feromonas naturales de los canes y sirven como un tratamiento apaciguante de apoyo ideal. No tiene contraindicaciones descritas y la aplicación es muy fácil, mediante difusores, sprays, en collares o comprimidos.
  • Sustancias naturales: la valeriana, la manzanilla o la avena pueden tener un resultado interesante, siempre que sean pautadas por un especialista. Recuerda que, aunque un compuesto sea natural, no significa que no pueda tener efectos adversos.
  • Suplementos naturales: se formulan a base de proteínas o aminoácidos como la L-teanina, el triptófano o vitaminas y plantas con efectos relajantes.
Un corgi asustado bajo una mesa.

Como hemos podido ver, existen múltiples tratamientos para abordar la ansiedad canina. No dejes que tu animal haga del nerviosismo un hábito pues, entonces, un estado transitorio podría convertirse en una situación crónica.

  • Affinity pet care. Cómo controlar la ansiedad en perros.
  • Affinity pet care. El uso de tranquilizantes para perros: tipos, administración y consejos.
  • AVEPA. Fisiopatología, diagnóstico y tratamiento de la ansiedad por separación en el perro, 2006.
  • Redcanina. Ansiedad En Perros: Causas, Síntomas Y Soluciones, 2020.
  • Habla con ellos - Educación y adiestramiento canino.