Qué hacer si somos testigos de una pelea entre perros

Las peleas entre perros son un conflicto que, si no se soluciona pronto, podría ocasionar serias consecuencias en la salud de ambos ejemplares. No obstante, también procura no exponerte al peligro a ti mismo.
Qué hacer si somos testigos de una pelea entre perros

Escrito por Luis Orozco

Última actualización: 20 octubre, 2022

Una de las situaciones más incómodas de las que podemos ser testigos es una pelea entre perros, debido a que estas generan muchísima angustia al saber que pueden hacerse mucho daño. Es normal querer interferir en este tipo de conflictos, pero si no se tiene cuidado, podrías lastimarte de gravedad.

De preferencia, interfiere en la pelea de los perros si sabes a conciencia qué es lo que vas a hacer. En caso contrario, es mejor pedir ayuda y formular en conjunto un plan. Si deseas saber qué hacer cuando te encuentres en un momento como este, aquí te dejamos una serie de recomendaciones que te serán útiles.

No pierdas la calma en la pelea

Al igual que ocurre en situaciones de máxima tensión, en esos momentos en los que ves a dos perros peleándose, lo más importante de todo es no perder la calma. En este contexto, el mínimo error puede ser parecido a derramar un bidón de gasolina sobre una fogata, por lo que es muy recomendable estar lo más sereno posible.

Este es el primer consejo y el más importante de todos. Cualquier acción que puedas tomar para separar a los caninos y evitar que se hagan daño, será obsoleta y lo podrá empeorar todo si actúas de manera nerviosa e impulsiva.

Autor: Mekanoide
Autor: Mekanoide

Por ejemplo, si la situación es que estás con tu perro en la calle y este empieza a pelear con otro, lo primero que se te vendrá a la mente por los nervios será jalarlo de su collar para alejarlo.



Sin embargo, esto es lo peor que puedes hacer, ya que al sentirse agresivo y a la defensiva, tu perro podría llegar a morderte. Por esta razón, es importante que no interfieras de manera directa en las peleas caninas, mejor utiliza alguna de las siguientes alternativas:

1. Haz mucho ruido

Si bien es algo que seguro has visto cuando se está intentando espantar a un animal por alguna razón, esto también es un método muy efectivo para separar a dos perros que se estén peleando. Un ruido fuerte no solo desvía su atención, sino que también puede ahuyentarlos por hacerlos sentir asustados.

Cuando notes que dos caninos pelean, debes proceder a realizar todo el ruido que puedas, ya sea aplaudiendo, gritando con mucha fuerza, golpeando fuerte un objeto con otro, lanzando algo hacia una pared o haciendo sonar tus zapatos en el suelo cerca de ellos.

2. Mójalos

Al igual que la recomendación anterior, este es un tip que podrías llegar a ver en diferentes tipos de anuncios, películas, series o dibujos animados. Sin embargo, no por esto deja de ser, según muchas personas, el truco más eficiente para separar a dos canes que se estén peleando entre sí.

Sucede que el agua es uno de los elementos que mayores sensaciones contradictorias producen en los caninos. Esto se debe a que puede molestarles muchísimo aun cuando suela calmarlos, lo cual es algo que se manifiesta en numerosas ocasiones cuando bañas a tu perro.

Cuando veas que dos canes se están agrediendo, mójalos con una manguera o con una cubeta. Esto los espantará y se separarán al menos por unos instantes, aparte de que no les generará ningún tipo de daño. Aprovecha este momento para retomar el control, así que llama la atención de uno de ellos y evita que reinicie el conflicto.

Así mismo, es recomendable que cada vez que vayas a salir a pasear con tu can lleves mucha agua tanto para hidratarse ambos, como para acabar con una posible pelea.

3. Usa una manta

¿No lo esperabas verdad?, pues si lo piensas bien, te darás cuenta de que este es un remedio muy eficaz e inofensivo que te puede ser de muchísima ayuda. El objetivo es intentar que ambos perros pierdan la noción de su ubicación, de manera que detengan su pelea por unos momentos. Recuerda que deberás intentar ponerla lo más cerca de su cabeza para tapar sus ojos y desorientarlo.

Cuando lanzas un objeto como una manta sobre dos perros que estén peleando entre sí, estos se sentirán muy incómodos por la suave sensación sobre sus cuerpos en esos momentos de adrenalina y agresividad, además de no poder ver nada, lo cual es algo que les genera mucho miedo y angustia.

4. Utiliza un spray con olor fuerte

En caso de que estés preparado, puedes utilizar un spray de citronela, jugo de limón o vinagre. Esto ocasionará molestias en los perros, lo que los distraerá lo suficiente para separarlos. Eso sí, evita emplear productos como el gas pimienta porque es demasiado abrasivo. De lo contrario, podrías lastimar bastante a tu can y complicar la situación.

5. Interrumpe la pelea con un objeto

Autor: Ana Fuentes
Autor: Ana Fuentes

Si cualquiera de las opciones anteriores no funciona, intenta utilizar un objeto largo y plano que puedas poner como barrera entre los dos perros. Lo único que debes hacer es acercar esta barrera poco a poco y ponerla justo en medio de los dos. Con un poco de suerte, separarás a los canes y podrás tomar el control de la situación.

Ten en cuenta que este objeto debe ser bastante grande para evitar que te expongas al conflicto. Si no estás seguro de conseguirlo, es mejor que evites usar este método y optes por alguno de los anteriores.

Evita intervenir de manera física

Si no puedes hacer nada de lo anterior, es probable que pienses que la última opción que te queda es involucrarte con tu cuerpo. Sin embargo, es lo peor y lo más peligroso que puedes hacer en estos momentos.

¿Por qué es la peo opción?, pues, en pocas palabras, porque los perros no miden sus acciones durante este frenesí, así que pueden redireccionar su agresión y morderte. Ten en cuenta que dicho ataque lo harán con toda su fuerza, por lo que podrías tener serías consecuencias en tu salud. Recuerda que existen varios casos de decesos por causa de mordidas de perros.

De hecho, es posible que con solo acercarte al conflicto, cualquiera de los canes intente atacarte. Si se ponen agresivos contigo, no voltees a correr ni los mires fijo, solo quédate quieto como si nada, esto les hará tranquilizarse. Los comportamientos anteriores desencadenan una respuesta instintiva de agresión y persecución de presa. Por ello, es importante que mantengas la calma.

Último recurso para separar a los perros

En caso de que todos los consejos anteriores no funcionen o no logres separarlos, existe una técnica que podría detener por completo la pelea. Sin embargo, debes ser consciente de que conlleva riesgos, por lo que debe ser el último recurso ante tal evento.

Como primera condición, se necesitan tres personas que se coloquen a una distancia prudente detrás de cada perro. Ambos deberán actuar al mismo tiempo y con precisión, así que necesitan mantener la calma en todo momento. En segundo lugar, se necesita preparar algún tipo de barrera o correa que evite el reinicio de la pelea. Este objeto deberá ser controlado por la última persona.

En cuanto se encuentren listos todos, las dos primeras personas agarrarán las piernas traseras de cada perro y los jalarán hacia atrás. Dicha acción creará inestabilidad en el can y lo distraerá lo suficiente para poner la barrera, el collar o incluso una manta, con lo que se pretende detener la pelea. Eso sí, ten en cuenta que el can podría redireccionar su agresión a la persona que lo jale, por lo que deberán actuar con mucho cuidado.

Esta técnica tiene que ser ejecutada bien, pues de lo contrario le podría dar ventaja a uno de los perros y empeorar las lesiones. Asimismo, las personas se exponen al riesgo de ser mordidos. Por esta razón, si no te sientes preparado, es mejor pedir ayuda o continuar los intentos con los consejos anteriores para detener la pelea de perros.

Recomendaciones para evitar una pelea entre perros

Las peleas entre perros son un conflicto difícil de solucionar, pero fáciles de evitar. Por ello, existen ciertas recomendaciones que podrían ayudarte a mantenerte lejos de estas peleas. Algunas de ellas son:

  • Esteriliza a tu mascota: la dominancia es una de las principales causas de conflictos entre los perros y es influenciado por diversas hormonas sexuales. Por esta razón, la esterilización reduce la agresividad y evita peleas innecesarias.
  • Educa bien a tu perro: adiestrar bien a tu perro te permite mantener el control en cualquier situación estresante y agresiva, de manera que reduce la probabilidad de conflictos entre canes.
  • Pasea con correa a tu mascota: es normal querer darle libertad a tu compañero mientras paseas, pero si sabes que aún no controla bien su temperamento, opta por sacarlo con correa.
  • Acude con un etólogo canino: los perros también pueden padecer problemas de comportamiento, por lo que si detectas alguno en tu mascota, lo mejor será que acudas con un profesional en la conducta canina para que lo atienda.


Como te podrás dar cuenta, no es fácil separar una pelea entre perros, pero con los cuidados necesarios podrías lograrlo y minimizar los daños. En caso de que no lo logres, pide ayuda de inmediato. Eso sí, recuerda no exponerte o acercarte demasiado, pues las consecuencias podrían ser incluso más graves.

Te podría interesar...
¿Por qué se pelean los perros y los gatos?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Por qué se pelean los perros y los gatos?

Si te preguntas por qué se pelean los perros y los gatos, en este artículo puedes encontrar los descubrimientos más recientes sobre el tema.




Los contenidos de Mis Animales se redactan con fines informativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza.