Perro de Groenlandia

Utilizado para la caza y el transporte por los inuit, esta raza es de gran resistencia física y muy dura ante las adversas condiciones climatológicas del ártico; un excelente can de trabajo, además de ser un buen guardián y muy familiar al mismo tiempo

Ya sabes que nuestra sección de razas esconde detalles de ejemplares caninos de esos que posiblemente nunca habías escuchado hablar. ¿Conoces ya al perro de Groenlandia? Pues también sobre él vamos a contarte todo lo que sabemos. ¿Te quedas con nosotros?

Conozcamos al perro de Groenlandia

Origen e historia

Es considerada como una de las razas más antiguas del mundo, y durante siglos fue usada por los inuit para la caza y el transporte. Los inuit son las personas que habitan las regiones árticas, en este caso en Groenlandia, de donde procede esta raza de perro.

Es un can que está preparado para el frío y, aunque siempre se ha usado como tirador de trineos, por alguna extraña razón ha sido el mayor desconocido de los perros de nieve. El husky, el samoyedo y el alaskan malamute le han ganado terreno en este aspecto, aunque es difícil entender las razones.

Su complexión física está preparada en extremo para soportar las situaciones climatológicas de esta zona, tanto o incluso más que las razas anteriormente mencionadas. De hecho, ha demostrado una gran resistencia al frío y la humedad.

Características físicas

Su cabeza presenta una forma más bien redonda, aunque en la parte superior resulta ser arqueada. Tiene un gran espacio entre sus orejas, las cuales son erectas y redondeadas en la punta.

Características del perro de Groenlandia: carácter

Sus ojos son redondos, pero con una ligera forma almendrada al final, sin estar hundidos ni ser saltones; le aportan una mirada profunda y misteriosa, pero amigable a la vez. Su nariz es larga y el pelaje de esta tiende a oscurecerse y presenta una forma recta y ancha, que unido a su color más oscuro llama la atención. La trufa es color chocolate, casi negra.

Respecto a sus medidas, puede alcanzar entre los 60 y 68 centímetros en el caso de los machos y entre 55 y 61 en el caso de las hembras. Su peso oscila entre los 28 y los 32 kilos y depende de su género.

Su pecho se presenta profundo y fuerte, su espalda es recta y su apariencia general denota fortaleza y resistencia. Sus extremidades son rectas, de músculos y huesos fuertes. Sus pies son característicos, ya que parecen gruesos en proporción al resto de su cuerpo.

Por último, tiene dos capas de pelos: una suave en el interior y otra exterior densa y lisa. Los colores admitidos para esta raza son varios, que resaltarán con el blanco que siempre debe tener su pecho. Aunque la mayor parte de estos colores sigue la línea de los marrones (arena, canela, tierra, beige…), en ocasiones podría presentarse el negro como aceptado por los clubes.

Carácter y temperamento del perro de Groenlandia

Este perro tiene una característica muy común en algunas razas japonesas: no ladra. Su forma de comunicarse es a través de aullidos, los cuales serán diferentes si lo que quiere transmitir es pena o alegría. Incluso los groenlandeses han puesto nombre a sus aullidos: ‘cry of the wild’.

Salud del perro de Groenlandia: cuidados

Es un perro enérgico, audaz, tenaz y con una gran fuerza mental. Es tranquilo y amable, con una gran independencia, lo que lo hace ideal para estar en familia, ya que no se apegará solo a una persona. También es excelente como perro guardián.

Asimismo, es austero, que es una de las principales características que definen su personalidad. Cuando efectúa su trabajo no entiende de remilgos: lo llevará a cabo sin importar cómo.

Cuidados específicos

Es un perro fuerte que presenta una salud excelente. No se le conocen enfermedades comunes o congénitas. Todo lo que se requiere es que tenga grandes dosis de ejercicio diarias, pues es lo que sus genes le exigen.

Hay que cepillar su pelo de continuo para eliminar restos muertos y revisar muy bien su pelo, ya que debido a su largura es fácil que se alojen parásitos.

A pesar de haber sido siempre considerado como un perro de trabajo, el perro de Groenlandia también es ideal para ser una mascota. ¿Te atreves a comprobarlo?

Todo sobre el Husky Siberiano

Te puede gustar