9 motivos por lo que es bueno adoptar un perro viejo

Tal vez adoptar un perro viejo no sea lo primero que viene a tu mente cuando quieres un perrito, pero después de leer lo siguiente lo pensarás dos veces.
9 motivos por lo que es bueno adoptar un perro viejo

Última actualización: 11 agosto, 2022

Adoptar un perro viejo no es precisamente el común entre quienes desean sumar un miembro más a su familia, sin embargo, son muchas las ventajas que conlleva darle hogar a uno. Hoy queremos decirte cuáles consideramos los mejores motivos para hacerlo.

¿Por qué adoptar un perro viejo?

Todos los perros son merecedores de pertenecer a una familia que los quiera y cuide de ellos, pero la verdad es que aunque muchas personas se decantan por un cachorro , lo lamentable es que muchos de ellos terminan siendo abandonados una vez que crecen.

Teniendo presente que no es la idea deshacerse de un animal de compañía, te diremos 9 motivos por los que adoptar un perro viejo es lo ideal para tu familia. ¡Toma nota!

1. Son más tranquilos

Perro toma el sol

La personalidad de un can se define desde temprana edad, pero independientemente de cómo sea a lo largo de su vida, un factor común que tienen los perros viejos es que se vuelven más pacíficos .

Siendo la calma su estado favorito, será la compañía perfecta para aquellas personas que se sienten mejor en un ambiente tranquilo .

2. Son más cuidadosos

Cuando son cachorros, los perritos suelen hacer desastres adondequiera que vayan, pues es parte de su naturaleza ser curiosos y querer explorar, oler y jugar con casi todo lo que encuentran a su paso.

Adoptar un perro viejo puede ayudarte a no tener cosas rotas en tu casa, puesto que conforme avanza la edad del animal, siente menos intriga por lo que le rodea.

3. Buenos compañeros para adultos mayores

Los cachorros demandan muchos más cuidados que un perro de edad avanzada, pues los primeros suelen adaptarse a su nuevo hogar y a sus nuevas costumbres de manera paulatina y, por lo general, a través de ensayo y error.

Aunque un perro no esté entrenado oficialmente, con el paso de los años él mismo aprende por medio del condicionamiento a detectar cuáles acciones están bien y cuáles no , por lo que casi todo lo que les rodea va perdiendo el lado novedoso para ellos y se amansan mucho.

Un adulto mayor, que por lo general lleva una vida más tranquila que en su juventud, apreciará más adoptar un perro viejo que pueda seguir su ritmo de vida , ahora más calmado.

4. Son más económicos de mantener

Al ser más tranquilos, los perros viejos no gastan tanta energía como en su juventud , por lo que comen menos porciones de alimento, especialmente si están castrados o esterilizados. Teniendo en cuenta que la comida para perros suele ser un poco costosa, la reducción de su ingesta supone un ahorro dentro del presupuesto de manutención de la mascota.

Por su edad, lo más seguro es que ya estén desparasitados, castrados y tengan sus vacunas al día, por lo que también disminuye los gastos.

5. Son casi inmunes a algunas enfermedades

Si bien es cierto que los perros viejos van debilitándose con el paso de los años, tienen la salvedad de no contraer fácilmente o de poder enfrentar con mucha entereza algunas enfermedades que son letales , como el parvovirus, para perros jóvenes.

Gracias al paso del tiempo, los perros viejos han adquirido autodefensas que reducen considerablemente su vulnerabilidad ante estas enfermedades, de modo que también serán menos las visitas al veterinario.

6. Conocen sus límites

Otro motivo para adoptar un perro viejo es que han aprendido cuáles espacios son seguros y permitidos para ellos y cuáles no. Por esa razón es mucho más sencillo acostumbrarlos a las reglas que haya en la casa.

7. No pelean con otros perros

Los canes son territoriales por naturaleza, de modo que es común que ante la presencia de otros de su misma especie actúen de manera desafiante. Sin embargo, los perros de edad avanzada suelen ser más amigables con otros perros y, en caso de que no lo sean, sentirán la necesidad de ahuyentarlos sin atacarlos directamente.

8. Casi no se escapan

De cachorros y aún siendo jóvenes, muchos perros tienden a salir de casa para buscar alimento en otros lados. Ni siquiera se debe siempre a que sus tenedores no los cuidan como deben, sino como parte de la curiosidad y el sentido de aventura presente en ellos.

Al ser perros viejos, y luego de haber visitado y explorado muchos lugares a lo largo de su vida, saben que el sitio más seguro para ellos es donde lo alimentan , lo atienden y lo cuidan.

9. Son los más agradecidos

Adoptar un perro viejo es brindarle la oportunidad a uno que tiene menos probabilidad de encontrar un hogar. Tras ser rechazados constantemente, los perros viejos se llenan de dolor conforme pasa el tiempo. No solo es devolverle un poco de vida y felicidad a un animalito que lo merece , es mucha la satisfacción que siente el adoptante al recibir como retribución ese cariño tan agradecido que solo ellos saben brindar.

Perro tumbado en el cesped

Si en tu casa buscan una mascota fiel, tranquila y muy amorosa, adoptar un perro viejo es la opción más oportuna. El nuevo miembro de la familia sentirá todo el cariño que quieren darle y ustedes mejorarán exponencialmente su vida acompañándolo para que tenga mejores años por delante.

Te podría interesar...
¿Cómo tratar los problemas articulares en perros ancianos?
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
¿Cómo tratar los problemas articulares en perros ancianos?

Los problemas articulares en perros ancianos son muy comunes, pues los tejidos se degradan con los esfuerzos físicos y el paso del tiempo.



Los contenidos de Mis Animales se redactan con fines informativos. No sustituyen el diagnóstico, el consejo o el tratamiento de un profesional. Ante cualquier duda, es recomendable la consulta con un especialista de confianza.