¿Los perros mestizos son más sanos que los perros de raza?

Laura Huelin · 4 abril, 2018
Hay estadísticas que apuntan a que hay canes de raza padecen enfermedades hereditarias; sin embargo, no hay estudios a que hagan referencia a los cruces por lo complicado que es clasificarlos

Es sabido por muchos que hay razas de perros que sufren enfermedades hereditarias, que pasan de padres a hijos. Por el contrario, se dice que los perros mestizos son sanos y que no tienen problemas genéticos. ¿Cuánto hay de verdad en estas dos aseveraciones?

Las enfermedades hereditarias de los perros de raza

Las razas de perros se crean por selección genética: se hace que se reproduzcan los perros que tienen las características más deseables. Con el paso de las generaciones, estas características se habrán convertido en definitivas de la raza. De esta manera es como se han creado todas las razas de perro, desde las primitivas hasta las más recientes.

Cualquiera puede ser la característica escogida: muchas razas actuales se seleccionan según su aspecto, pero también se han creado razas a partir de su inteligencia (como el border collie o el pastor alemán policía), de su velocidad (todas las razas lebreles) o de su carácter (el labrador). En estos casos el aspecto no es una característica relevante, aunque físicamente son similares todos.

Gracias a esta selección genética se consiguen potenciar las características que queremos que tengan las futuras generaciones, pero a veces también se transmiten enfermedades genéticas. En el último siglo se ha dado una explosión de razas de perro: hasta el siglo XIX las razas existían para cumplir con un trabajo.

Sin embargo, en estos últimos años se han multiplicado las razas seleccionadas por su físico y su aspecto. Los criadores irresponsables se encontraron con una demanda altísima de perros y empezaron a producir camadas con muy poco control sanitario. Así se extendieron enfermedades genéticas, ya que se iban pasando de padres a hijos.

Los perros de raza son más delicados

Es por esta razón que hay razas de perros que son propensas a tener problemas de salud que otros perros similares casi ninguno sufren. El porcentaje de dálmatas que son sordos, por ejemplo, es muchísimo más alto que en cualquier otra raza. El cavalier es propenso a sufrir siringomielia, una enfermedad terminal muy dolorosa.

Sin embargo, también se perpetúan enfermedades provocadas por el propio aspecto que se le da a los perros: los perros braquicefálicos, es decir, de morro chato, como el carlino o el bulldog inglés, suelen tener problemas respiratorios. Las razas toy o muy pequeñas tienden a a sufrir problemas cardíacos, ya que su corazón no es lo suficientemente grande y fuerte.

¿Los perros mestizos son más sanos?

Se dice que cuando se cruzan dos razas los genes más fuertes y sanos son los que prevalecen y que, por eso, los perros mestizos son más sanos que los perros de raza. Sin embargo, no necesariamente tiene por qué ser así.

Los perros mestizos pueden heredar, como lo haría un perro de raza, genes que les hacen enfermar. Eso sí, es menos probable, debido a que los genes que portan la enfermedad, en vez de ser aportados por ambos padres, solo aparecen en uno de ellos.

Sin embargo, en las estadísticas de enfermedades hereditarias, casi nunca se nombra a los perros mestizos. Esto se debe a que son un grupo muy difícil de clasificar y estudiar. Al hacer un estudio, es mucho más sencillo encontrar y controlar perros de una única raza, en vez de buscar a los mestizos concretos de dos o tres razas diferentes.

Perros de raza o mestizos

Pero que no aparezcan en los estudios estadísticos no significa que estén completamente sanos. De la misma manera que se sus padres heredan el color, la inteligencia o el aspecto físico, pueden heredar las enfermedades que porta su familia.

Acude al veterinario

En cualquier caso, el encargado de detectar las posibles enfermedades hereditarias y proponer un plan de tratamiento o prevención debe ser un veterinario de confianza. Si tu perro es mestizo de una raza con frecuentes problemas de salud, debes comunicárselo y así poder decidir un tratamiento preventivo.

De la misma manera, hay problemas de salud que tienen que ver con el tamaño del perro más que con su genética, como la displasia de cadera, que también necesitan evaluación y revisiones frecuentes.

Solo un veterinario puede diagnosticar y proponer un tratamiento para un problema de salud. Además, se pueden encargar exámenes genéticos para detectar las probabilidades de sufrir una enfermedad si hicieran falta. Puede parecer que los perros mestizos son más sanos, pero los análisis en profundidad desvelan la realidad.

En cualquier caso, no tiene por qué ser cierto que los perros mestizos son más sanos que los de raza. Tienen menos probabilidades de sufrir enfermedades genéticas características de las razas de las que proviene, pero no significa que haya que descuidar las visitas al veterinario y las revisiones preventivas.