Juegos para hacer en casa con tu perro

Virginia Duque Mirón · 17 noviembre, 2018
¿Hace mal tiempo y no puedes salir a la calle a jugar con tu mascota? ¡No te preocupes! Te traemos originales juegos para hacer en casa con ella.

Ahora que llega el invierno es posible que el frío y las inclemencias del tiempo no te permitan estar en la calle con tu perro tanto tiempo como te gustaría. Esto no significa que tu perro tenga que renunciar a su ejercicio y sus juegos, sino todo lo contrario.

Tus esfuerzos para lograr que sigan formando parte de su rutina deben doblarse. Para que lo consigas te hablamos de algunos juegos para hacer en casa con tu perro.

Por qué los juegos deben ser parte de la rutina del perro

Tanto el ejercicio como los juegos son una parte esencial en la vida de un perro, pues solo así el animal puede ser equilibrado y feliz. Estos deben ser a diario ya que le aportan muchos beneficios tanto en sentido físico como emocional y mental. Estos son algunos:

  • Le ayuda a evitar el estrés. Si tu perro pasa tiempo solo en casa mientras trabajas, es posible que el aburrimiento y la soledad le hayan generado un nivel de estrés que el ejercicio y los juegos pueden calmar.
  • Mejora sus articulaciones. Cuando los canes se hacen mayores, como sucede en el caso de las personas, una de las zonas de su cuerpo que más sufre son sus articulaciones. Permitir que tu mascota se ejercite y juegue durante su vida, hará que llegado a esta edad sus articulaciones y músculos sean más fuertes.
  • Desarrolla su inteligencia. Los juegos le incitan a averiguar cómo conseguir cosas, especialmente aquellos que están enfocados en incrementar su inteligencia.
  • Mejoran su agilidad y flexibilidad.
  • Crea un vínculo más estrecho contigo. Dicen que el roce hace el cariño, y por tanto, cuanto más tiempo pases jugando con tu perro, más estrecho se hará el vínculo que ambos ya habéis creado.

Estos son solo algunos de los beneficios que jugar con tu perro puede aportarle a tu mascota, pero te aseguramos que la lista sería interminable. No obstante, preferimos seguir este artículo con los juegos para hacer en casa con tu perro; solo unas ideas.

Cachorro con una pelota.

Juegos para hacer en casa con tu perro

¿Llueve? ¿Demasiado frío o viento? Pues apúntate estas ideas para jugar con tu perro en casa y ríete de las inclemencias del tiempo.

Escondite de comida

Este no solo será un juego que mantendrá entretenido a tu perro durante un tiempo considerable sino que además, fomentará su inteligencia e ingenio. Se trata de que escondas algunas piezas pequeñas de comida, de sus golosinas preferidas o de cualquier alimento que le encante en varios rincones de la casa.

Si aún quieres darle más emoción, podrías meter la comida en juguetes Kong y esconder estos por la casa. Tu mascota no va a tardar en oler que hay algo por algún lugar y comenzará a buscar como loco. Si no lo hace por él mismo, puedes enseñarle la comida, dejar que la huela y luego acercarte a un lugar en el que hayas escondido algo. ¡La búsqueda ha comenzado!

Al ataque

Este juego es muy divertido para ambos. Se trata de que aceches a tu perro como si fuera una presa. Camina hacia él lentamente mientras le miras a los ojos, y cuando menos lo espere, salta para cogerlo. Este juego ayudará a mejorar los reflejos y la capacidad de atención de tu mascota.

Jugar con tu perro.

Juego con una cuerda

No hay nada que guste más a los perros que tirar de cosas con su boca. Pues bien, coge una cuerda, enséñasela a tu perro, acercársela y aléjala. Deja que la coja de vez en cuando y que tire de ella. Puedes esconderla detrás de tu espalda y comenzar a caminar o correr por la casa para que tu perro te persiga. ¡Ya verás que bien lo pasáis jugando juntos!

Tú la llevas

Seguro que recuerdas este juego de cuando eras pequeño. Es tan sencillo como perseguir a tu perro y cuando le des un toque, deberás correr para que te persiga él a ti. ¿Tu perro entenderá el funcionamiento del juego? Prueba y verás, es muy sencillo.

Ya ves que las inclemencias del tiempo no deben impedir que tu perro juegue y haga ejercicio. Con estos juegos para hacer en casa con tu peludo, ¡estás salvado!