Gato Korat

Alba Muñiz · 13 enero, 2018
También conocido como Si-Sawat o 'Gato de la Suerte', este hermoso felino es una raza completamente natural; en esto caso, la mano del hombre nada tuvo que ver con su creación

Elegante, con las patas traseras más largas que las delanteras, nariz larga y cabeza en forma de corazón. Así es el Korat, un gato que integra las llamadas razas de pelo azul. Inteligente, afectuoso y juguetón, este minino –cuyo origen hay que buscarlo en Tailandia– es aún poco conocido en Occidente.

El Korat, un gato asociado a la buena suerte

Su nombre deriva de una provincia de la antigua Siam, hoy territorio tailandés. En Cao Nguyen Khorat abundaban estos felinos azules desde antes del siglo XIV. Pero es en esa época que se registran los primeros manuscritos que destacaban su gran belleza.

Pese al gran aprecio y popularidad en Tailandia y otros países asiáticos, el Korat recién llegó a Occidente bien entrado el pasado siglo. A EE.UU. arribó en 1959 y a Europa más de una década después.

También conocido como Si-Sawat o ‘Gato de la Suerte’, este hermoso felino es una raza completamente natural. En esto caso, la mano del hombre nada tuvo que ver con su creación.

Raza gato Korat: características

El Korat es la armonía hecha gato. De origen tailandés, este bello representante de las llamadas razas de pelaje azul es inteligente, juguetón y muy cariñoso con su dueño más cercano.

Un felino armonioso y de pelaje plateado

Esta hermosa raza gatuna, de líneas suaves y armoniosas y tamaño mediano, presenta también las siguientes características físicas:

  • Cuerpo musculoso y elástico, con la espalda arqueada.
  • Frente ancha y plana.
  • Ojos separados, redondos y bien abiertos. De color verde o ámbar y grandes en relación al tamaño de la cara. De mirada luminosa y expresiva.
  • Orejas grandes y erguidas, ligeramente redondeadas y de inserción alta.
  • Cola de longitud media. Es más gruesa en la base y presenta la punta redondeada.
  • Pelo corto a semilargo y fino, con una sola capa y sin pelusa. De aspecto lustroso y de color plateado uniforme, sin manchas ni rayas.

Además, es un gato que tiene gran facilidad para trepar y con un olfato excelente. El peso oscila entre los tres y los cuatro kilos y medio y la altura entre los 20 y los 35 centímetros. Las hembras son un poco más finas y pequeñas que los machos.

Conoce la forma de ser del Korat

Cariñoso y tranquilo, es un gato que vive sin problemas dentro de una casa. Se muestra muy sensible a los ruidos y a los movimientos rápidos y bruscos.

Tanto es así que, a pesar de ser muy afectuoso, sobre todo con su dueño más próximo, con los extraños y los niños puede resultar algo arisco. Tampoco se lleva del todo bien con otros mininos.

Comportamiento raza gato Korat

Es un animal muy juguetón y comunicativo y su sonido es suave y agradable. Y si quiere algo, encontrará la forma de hacérselo saber a sus humanos. De gran astucia e inteligencia, es especialista en encontrar objetos escondidos.

Cuidados que requiere la raza

Gracias a su pelaje corto, este gato no necesita mayores cuidados y basta un cepillado cada tanto para quitarle el pelo muerto. Por lo demás, como con toda mascota, se impone una alimentación adecuada y los cuidados veterinarios pertinentes en cuanto a vacunación y desparasitación.

Suele ser una raza sana, con una esperanza de vida de unos 16 años. De todas formas, es conveniente realizarle un análisis de sangre para determinar si sufre una enfermedad genética llamada gangliosidosis.

Se trata de una extraña dolencia que ocasiona problemas neuromusculares y que suele aparecer en animales menores de cuatro meses. Pero si el minino resulta solo portador, desarrollará una vida absolutamente normal.