Dibujos animados que nos ayudaron a conocer animales

Virginia Duque Mirón · 12 agosto, 2018
Los personajes de las series infantiles contribuyeron a que los niños conocieran mejor algunas especies exóticas desde un punto de vista entretenido y divertido

Los animales han estado presentes en nuestra vida desde que éramos niños. Ya los dibujos animados nos enseñaron sobre algunos de ellos y, cuando aprendimos que eran especies reales, nos sorprendimos. ¿Te gustaría hacer un recorrido por los dibujos animados que nos ayudaron a conocer animales?

Dibujos animados que nos ayudaron a conocer animales

Warner Bross

La factoría Warner estaba llena de animales que formaron parte de nuestros años más tiernos. Tom y Jerry, el gato y el ratón; Bugs Bunny, el conejo; el pato Lucas; el gato Silvestre y Piolín, y muchos más.

Demonio de Tasmania

Pero entre todos ellos queremos destacar uno especial que ni siquiera creíamos que existiera: el demonio de Tasmania. Este ‘bichito’, como lo llamábamos cariñosamente cuando éramos niños, ni siquiera hablaba, pero conquistó nuestros corazones. Cuando vimos el animal en sí procedente de Australia, ¡nos encantó! ¿Y a ti?

Coyote y correcaminos

No reímos tanto con todo lo que le pasaba al coyote mientras perseguía al correcaminos… pero después de unos años llegamos a un punto en el que hasta nos daba pena, ¿no te pasó lo mismo? Gracias a estos dibujos aprendimos la diferencia entre un lobo y un coyote, y también conocimos este animal cazador, que parecía un poco torpe.

Parque Nacional Yosemite en California

¿O sería que el correcaminos era muy hábil? Durante años muchos se preguntaron si el correcaminos era un personaje de ficción o un animal real. Aún hay quienes no lo saben. Pues bien, este pájaro es real, se conoce coloquialmente como cuco chaparral y puede alcanzar 40 km/h. Vive en México, razón por la que la mayor parte de sus carreras son en desierto mexicano.

Todo lo que le hacía al coyote no era ‘inventado’, pues parece que a este animal se le conoce por su crueldad con las presas, a las que mata a picotazos hasta que las hace papilla. Parece que el coyote hasta tuvo suerte.

Scooby Doo

Esta serie de dibujos animados fue la que nos hizo conocer a una de las especies más grandes de perros del mundo, el gran danés. En el personaje de Scooby se veía claramente el carácter y la personalidad que tiene este perro. Amable, noble, dócil y muy inteligente.

Animales famosos de los dibujos animados: Scooby Doo

Tintín

¿Recuerdas la serie del joven detective que luchaba contra el mal? Su perro, Lulú, era un precioso terrier de color negro que plasmaba muy bien la personalidad real de estos canes. Aunque era listo y cauteloso, también tenía mal genio y se enfadaba con frecuencia. Eso sí, siempre fue leal a su amo, del que no se separó nunca.

Raza Kerry Blue Terrier: carácter

Garfield

Si nos preguntaran quién es Garfield, solo podríamos decir que era un gato naranja, vago donde los haya, y al que le encantaba la lasaña. Pero, ¿existe una raza de similares características, aunque solo sean físicas?

Garfield

Sí, la hay, aunque con lo que les gusta comer a los gatos, estamos seguros de que a este también le gustará la lasaña, ¡aunque no sea de atún! Y sí, también es una raza muy floja, pues camina como si arrastrara los pies. Se trata del gato exótico proveniente de América, que nació de la mezcla entre gatos persas y británicos de pelo corto.

Aunque hay muchos colores admitidos para esta raza, el color de Garfield existe, ¡Garfield es real!

El Rey León

¿Quién iba a pensar que una película que hablaba sobre un pequeño león se iba a convertir en un éxito que traspasaría fronteras? Entre otras cosas, se debió a uno de sus personajes principales: Timón, un suricato que nos hizo conocer más a este animal.

Un mamífero como el suricato: hábitat

Los directores supieron plasmar, aunque de forma exagerada, la personalidad de este animal, valiente, nervioso y que no se achanta ante nada.

También conocimos al divertido Pumba que, si bien muchos lo confundieron con un jabalí, no lo es. Se trata de un facócero que solo vive en África y que, como a los credos, les encanta revolcarse en el barro. La amistad entre Timón y Pumba no era casualidad, pues ambas especies viven en la misma zona y no es difícil verlos untos tumbados al sol.

¿Recordabas todos estos dibujos animados que nos ayudaron a conocer animales? ¿Recuerdas alguno más? ¡Pues déjanos un comentario para que lo recordemos también!