6 curiosos mecanismos de defensa de los insectos

Librarse de un depredador puede llegar a ser un acto de creatividad insospechado cuando se trata de los mecanismos de defensa de algunos animales.
6 curiosos mecanismos de defensa de los insectos
Sara González Juárez

Escrito y verificado por la psicóloga Sara González Juárez.

Última actualización: 28 abril, 2021

La vida en libertad no es un camino de rosas, menos aún para los animales que usualmente son las presas de la cadena trófica. La evolución nos ha regalado verdaderas obras de arte cuando se trata de mecanismos de defensa.

Desde el camuflaje hasta formas únicas de repeler a un depredador, en este artículo podrás leer los ejemplos más curiosos de mecanismos de defensa del mundo animal. No te lo pierdas.

1. Mantis orquídea (Hymenopus coronatus)

La morfología de esta mantis imita casi a la perfección la forma de una flor: tanto es así que sus patas tienen una disposición de pétalo y su cuerpo varía en colores, que van desde el amarillo al rosa. Los entomólogos que estudian esta especie aseguran que les cuesta encontrar a los ejemplares mimetizados incluso en cautividad.

El mimetismo de la mantis orquídea no es solo su mecanismo para pasar inadvertida, sino también su arma. Efectivamente, su forma de flor también atrae a insectos polinizadores, que se acabarán convirtiendo en su comida.

Una mantis orquídea comiéndose a un insecto.

2. Maestros del mimetismo: mecanismos de defensa del insecto hoja

El mimetismo del género Phyllidae —o insectos hoja— es asombroso sea la especie que sea. Subido en una planta, este invertebrado no solo será indistinguible debido a la forma de su cuerpo, sino que además es capaz de imitar el movimiento de las hojas cuando las mece el viento.

El camuflaje de un insecto hoja.

3. Hormigas (Formica selysi)

Ante las amenazas externas, muchos insectos y artrópodos tienen que trabajar juntos para superarlas. No siempre se trata de depredadores: cuando eres muy pequeño, el entorno puede ser también tu peor enemigo.

Esta especie de hormigas sufre mucho cuando hay inundaciones dentro de sus hormigueros, que se ven arrasados por las corrientes de agua. Por eso, los integrantes han desarrollado una técnica que garantiza la continuidad de la colonia: las obreras se encadenan para formar una balsa flotante que lleva en su interior a la reina y a las larvas.

Hay muchos mecanismos de defensa en hormigas.

4. Abejas: mecanismos de defensa que requieren trabajar en equipo

Cuando se trata de defender la colmena, las abejas son grandes estrategas, además de luchadoras implacables. Un ejemplo curioso es el de la abeja asiática (Apis cerna japonica), cuyas guardianas forman una «pelota» alrededor del intruso, abrazándolo hasta que lo matan con el calor de sus cuerpos. Literalmente, lo cuecen.

Abeja reina con sus secuaces.

5. Araña campana de buceo (Argyroneta aquatica)

Aunque se trate de un arácnido y no de un insecto, esta araña no podía faltar en esta lista. Este asombroso animal ha desarrollado un modo de vida que le permite comer y protegerse al mismo tiempo, con la excepción de que es capaz de vivir bajo el agua.

La araña campana de buceo teje su tela bajo el agua, formando una burbuja de aire donde pasa la mayor parte del tiempo. Aun así, lo más increíble no es esto, sino que el oxígeno de dentro de la burbuja se renueva de manera automática, pues hace intercambio de gases con el agua circundante cuando se va consumiendo.

Uno de los mecanismos de defensa en arañas.

6. Mariposa hoja seca (Gastropacha quercifolia)

Como ya leías en párrafos anteriores, aparentar que eres parte del entorno es una de los mejores mecanismos de defensa. De hecho, no hay que defenderse si no te encuentran.

Es el caso de la mariposa hoja seca, una polilla que vive en los bosques de hoja caduca de Europa y Asia. Entre robles, encinas y árboles frutales, estos vegetales crean una masa de hojas en el suelo que es el lienzo perfecto para esta mariposa: tanto la forma de sus alas como la coloración la hacen indistinguible en la cama de hojarasca.

Uno de los métodos de defensa en insectos es parecerse a una hoja.

Los insectos y arácnidos llevan millones de años siendo la comida de animales más grandes. Por eso, muchos de sus mecanismos de defensa han inspirado a los humanos, lo que demuestra que conocerlos a ellos no solo es beneficioso para satisfacer la curiosidad: muchas veces, nuestro imaginario no alcanza el ingenio de la naturaleza cuando se trata de sobrevivir.

Te podría interesar...
Flor cadáver: la planta que atrapa insectos para reproducirse
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
Flor cadáver: la planta que atrapa insectos para reproducirse

La flor cadáver, conocida como la flor más grande el mundo, suelta un olor fétido en su floración, lo cual atrae a insectos.



  • EcuRed. (2021). Mantis orquídea - EcuRed. https://www.ecured.cu/Mantis_orqu%C3%ADdea
  • Purcell, J., Avril, A., Jaffuel, G., Bates, S., & Chapuisat, M. (2014). Ant brood function as life preservers during floods. PloS one9(2), e89211.
  • Ugajin A, Kiya T, Kunieda T, Ono M, Yoshida T, Kubo T (2012) Detection of Neural Activity in the Brains of Japanese Honeybee Workers during the Formation of a “Hot Defensive Bee Ball”. PLoS ONE 7(3): e32902. https://doi.org/10.1371/journal.pone.0032902
  • Gastropacha quercifolia (Linnaeus, 1758) in De Prins J, Heughebaert A (2019). Afromoths, online database of Afrotropical moth species (Lepidoptera). Version 1.7. Belgian Biodiversity Platform. Checklist dataset https://doi.org/10.15468/s1kwuw accessed via GBIF.org on 2021-04-27.