5 razas de perros que tienen barba

Mariela Ibarra Piedrahita · 19 abril, 2015

Los perros tienen características en ocasiones muy particulares y curiosas. Hoy queremos presentarte algunas de las razas de perros que tienen barba. Si lo que quieres es un perro diferente y que cause admiración, sigue leyendo.

Razas de perros que tienen barba

Llamamos barbas a la formación de pelo un poco largo que tienen algunas razas de perros alrededor del hocico. Este rasgo los hace parecer mayores y sofisticados, aunque puede llegar a ser un dolor de cabeza al momento de limpiarla, ¡no te puedes ni imaginar la cantidad de tiempo que hay que dedicar! Así que, si te gusta este look canino, te mostramos algunas razas de perros que tienen barba.

Airdale Terrier

Se trata de un perro de caza grande, de carácter astuto y con una bonita barba color café. De la familia de los Terrier, se caracteriza por tener un cuerpo atlético y fuerte, con una mordida similar a la del Rottweiler; a pesar de esto, suele ser un perro muy tranquilo y equilibrado. Su inteligencia lo hace ideal para ser entrenado, pues aprende con gran facilidad y sigue todo tipo de instrucciones simples sin ningún problema.

Actualmente, es usado para la caza de nutrias en buena parte de Europa y para la de ciervos y osos en Canadá. Los Airdale Terrier suelen ser muy confiados y de personalidad alegre, y rara vez reaccionan con agresividad, a menos que sean molestados o entrenados para ello.

Schnauzer

Posiblemente, uno de los perros que tienen barba más famoso del mundo. Este vivaz y enérgico can puede encontrarse en tamaños grande, pequeño y miniatura. Suelen ser perros muy cariñosos y amigables, lo que hace de ellos buenos perros de familia.

El Schnauzer es una raza de perros originaria de Alemania.

Suele ser un buen perro de vigilancia, aunque puede llegar a ser excesivamente ruidoso. Antiguamente eran usados para la caza, aunque los más pequeños se empleaban para cuidar establos, siendo especialmente persistentes en la cacería de ratas. Actualmente es común ver a perros de esta raza como animales de compañía ya que se adaptan bien a la vida en espacios pequeños.

Otterhound

Es una raza antigua de perros de caza. Se caracteriza por tener un manto largo y grueso. Los Otterhound han dado origen a una gran cantidad de perros cazadores, entre ellos el Airdale Terrier. El olfato del Otterhound es tan poderoso que puede llegar a igualar al del Bloodhound, por lo que también es utilizado como perro de rastreo.

Fue muy usado durante las épocas en que era popular cazar nutrias. Es un gran nadador, siendo un perro de trabajo fuerte y con gran capacidad de dedicación. Sin embargo, no es aconsejable como animal de compañía para la vida en un apartamento, pues necesita realizar mucha actividad física al aire libre.

Desafortunadamente, es una de las razas con más peligro de extinguirse. En el 2006 los ejemplares difícilmente sobrepasaban los mil ejemplares en todo el planeta, comparándose su riesgo de extinción con el del oso Panda. Sin embargo, se han implementado planes para salvar la raza y, aunque hoy todavía está en grave peligro, están surtiendo efecto.

Fox Terrier

Enérgico y listo, el Fox Terrier es un buen perro de compañía muy popular en los círculos de la alta sociedad. Sin embargo, por su pasado como cazador de zorros, puede llegar a ser agresivo con otros perros si no es socializado de manera adecuada.

El Fox Terrier es una de las razas de perro que tienen barba.

Cuando están bien educados, los Fox Terrier son perros con los que resulta fácil convivir. Además, gozan de una gran inteligencia, lo que facilita su entrenamiento. Eso sí, requieren de ejercicio para no desarrollar ansiedad.

Irish Wolfhound

En español conocido como el Lobero Irlandés, es un perro de talla gigante, llegando a alcanzar los 86 centímetros de altura. Usado anteriormente en las fincas para repeler y cazar lobos o para atrapar presas de gran tamaño, estuvo a punto de extinguirse durante el siglo XIX, siendo rescatado por el cruce con dogos y lebreles.

A pesar de su gran altura, es un perro muy dócil, por lo que los perros de esta raza son conocidos como “los gigantes amables”. Es ideal para la vida en familia, aunque su tamaño puede asustar a los más pequeños. También es un excelente perro de trabajo, y a pesar de que su talla puede intimidar a cualquiera, debido a su nobleza no se recomienda como perro guardián.

Es un buen perro pastor y tiene un alto nivel de adaptabilidad a la vida con otros animales y con niños. Debe cuidarse de la torsión gástrica, alimentándolo con platos ubicados en lugares altos. Su promedio de vida es solo de unos 7 años, aunque con buenos cuidados puede llegar a superar los 10.