Zary: perrita callejera que nadie quería por como lucía, ahora es la más hermosa

Una perrita en terrible estado de abandono había sido ignorada por su apariencia. Hasta que alguien la ayudó y todos quedaron impresionados con su transformación.
Zary: perrita callejera que nadie quería por como lucía, ahora es la más hermosa

Escrito por Jhoan Adrian

Última actualización: 16 junio, 2022

Muchas veces solemos ignorar la cantidad de animalitos que nos encontramos por las calles sin saber todo lo que han pasado. Es terrible ver como la cifra de mascotas abandonadas crece de forma alarmante.

Estos animalitos deben ingeniárselas para poder sobrevivir y terminan sufriendo más de la cuenta. Así le pasó a una pobre perrita callejera que, con tan solo 3 años de vida, estaba en tan mal estado que ni siquiera se podía apreciar que tipo de animalito era.

La perrita estuvo vagando por las calles, intentando sobrevivir, y con el tiempo comenzó a desarrollar varios problemas que cada día mermaban sus fuerzas.

Un rescate milagroso

Fue hasta que una voluntaria amante de los perritos la encontró y decidió ayudarla. Vanessa Torres se encontraba paseando cuando vio una criatura tirada en el suelo. La perrita suplicaba ayuda con la mirada y Vanessa decidió llamarla Zary pues su apariencia le recordaba a las zarigüeyas.

Zary presentaba un alto grado de desnutrición y un problema en su piel que la había dejado prácticamente calva. A penas podía mantenerse en pie, estaba muy debilitaba y evitaba el contacto visual a toda costa. Sin embargo, fue muy dócil y amable al rescatarla, era como si supiera que al fin alguien la notaba.

Vanessa la llevó de inmediato a su casa y compartió su historia en redes sociales para pedir ayuda. Una fundación de protección animal vio su caso y enseguida la contactaron para poder brindarle toda la ayuda que Zary necesitaba. El albergue donde Zary ingresó fue responsable de brindar quizá el primer cuidado que esta perrita había conocido en su vida.

La fundadora del centro de rescate estaba muy conmovida por su estado de deterioro. Incluso creían que se trataba de una perrita anciana por el desgaste en su dentadura. Pero quedaron impresionados al descubrir que apenas tenía 3 añitos de vida.

Un nuevo comienzo

A medida que Zary recibía su tratamiento y mejoraba su alimentación, comenzaba a recuperar fuerzas. Su estado de ánimo mejoró en tan solo unos días y su hermoso pelaje volvía a relucir.

Nadie se podía creer la transformación de esta perrita callejera. Había llegado tan sucia y ahora lucía como una perrita de revista.

El centro de rescate estaba muy feliz de poder comenzar la búsqueda de una familia adoptiva que le regalara todo el amor que se merece. Y, ¿adivinen qué? rápidamente fue contactada por la familia indicada.

Una historia con un final feliz y todo gracias a un simple gesto por parte de alguien que decidió no ignorarla. Por eso debemos estar siempre atentos a estas nobles criaturas que vagan por las calles. Un simple gesto podría incluso salvarles la vida.

Esperamos que Zary sea muy feliz y que su familia sepa lo que vale, ¡enhorabuena!