Razas de perros que parecen lobos

Yamila · 14 septiembre, 2017

Si bien todos los canes descienden del lobo, lo cierto es que hay algunas razas que han mantenido el aspecto de su antecesor. Por ello en este artículo te contamos cuáles son los perros que parecen lobos. Una semejanza que no necesariamente es genética ni ancestral, sino que está relacionada con las diferentes cruzas.

¿Cuáles son los perros que parecen lobos?

Con un ancestro en común, los lobos y los perros son parientes más que cercanos. Se trata de la misma especie que ha sido “dividida” hace siglos. Una parte se mantuvo salvaje y la otra se domesticó. Con el paso del tiempo, los entrenados por el hombre se fueron cruzando entre si, y en la actualidad tenemos cerca de 800 razas perrunas diferentes.

Si bien las diferencias están a la vista en cuanto a tamaño, hocico, orejas o pelaje, igualmente existen perros que parecen lobos. ¿Cuáles son? Los siguientes:

1. Wolfdog

Como su nombre indica, es una combinación lobo-perro realizada por el hombre en criaderos. Incluso hay tres subrazas según el porcentaje genético que aportó el animal salvaje (menos del 49%, entre el 50 y el 75%, y más del 75%). Es un animal “híbrido” prohibido en muchos países, pero que, por ejemplo, en Estados Unidos es elegido como mascota. En lugar de ladrar, aúlla o gruñe.

2. Alaskan Malamute

Es una de las razas más antiguas de perro que existe y fueron criados en la zona del Ártico para arrastrar trineos. Es parecido al Husky Siberiano, pero sus ojos no son claros. Se trata de un perro resistente a las bajas temperaturas, noble, leal y muy trabajador. Con pelo largo, de gran tamaño, robusto y cabeza ancha y profunda, el Alaskan Malamute es bastante tranquilo y sociable.

3. Tamaskan

Es uno de los perros que parecen lobos más longevos (pueden llegar a vivir 20 años) debido a su pureza genética. Originario de Finlandia, es una cruza entre el Alaskan Malamute y el Husky Siberiano. Tiene un aspecto realmente imponente, y su apariencia nos hace pensar dos veces antes de decidir si es un canino o un lobezno. Mide 70 cm a la cruz y pesa 40 kg (machos adultos). Se usa desde sus inicios para tirar trineos y como perro de trabajo en la nieve.

4. Perro Lobo Checoslovaco

Con su nombre podemos definirlo bastante. Se trata de una raza bastante nueva, más precisamente de 1955, cuando se cruzaron el Pastor Alemán con el Lobo Europeo. Este híbrido tiene el temperamento, la capacidad de entrenamiento y la mentalidad del primero junto a la resistencia, la fuerza y el físico del segundo. Se parece bastante al Lobo de los Cárpatos, puede vivir hasta 16 años y suele sufrir displasia de cadera.

5. Husky Siberiano

Entre los perros que parecen lobos, el Siberiano es de los más famosos. De gran contextura (aunque más pequeño que el Malamute), puede medir 60 cm a la cruz y pesar 30 kg. El pelaje grueso le permite soportar los climas adversos del norte de Rusia. Es preciso cepillarle periódicamente para eliminar el pelo muerto. Prefiere vivir en manada (como los lobos) y no soporta la soledad. Aunque no es demasiado obediente, el Husky Siberiano es muy afectuoso, cordial y activo (necesita una buena dosis de ejercicio cada día).

6. Utonagan

Para crear este perro parecido al lobo, se cruzaron tres razas: Pastor Alemán, Alaskan Malamute y Husky Siberiano. El resultado es un animal que aún no ha sido reconocido por ningún club oficial, de origen británico, y cuyo nombre proviene de un cuento tradicional de las tribus amerindias Chinook, que quiere decir “espíritu de lobo”. Es una mascota bastante grande (76 cm de altura y 42 kg de peso) que se lleva bien con niños y puede vivir hasta 15 años.

Otras razas de perros que parecen lobos son: Esquimal Canadiense o Qimmiq, Pastor Alemán, Perro Lobo de Saarloos (Holanda) y Samoyedo (Rusia).

Fuente de la imagen principal:  SCMW.