Por qué lloran los perros: conoce las razones principales

Antonia Tapia · 27 agosto, 2015
Tener un perro en casa es casi como tener un bebé, salvando las distancias. Mucha gente cae en el error de subestimar su capacidad de interpretación o de sentir diversas emociones. No lo hagas: si tu can llora o emite un quejido, debes saber que hay un motivo para ello.

En el lenguaje canino, no existe una traducción exacta para el tipo de llanto que los seres humanos hacemos. Los perros, cuando están tristes, no segregan lágrimas saladas y calientes. Pero, ¿pueden llorar? Cuando estamos hablando de un quejido o gemido, el grito canino puede significar una de un millón de cosas; te contamos por qué lloran los perros.

Al igual que con los ladridos, los perros, cuando lloriquean, están tratando de comunicar. Por la emoción, la ansiedad, el dolor o la frustración, quizás están tratando de llamar tu atención. Existen varias razones por las que los perros utilizan ese tipo de recursos.

En este artículo, compartimos algunos datos sobre el llanto de los perros y una serie de curiosidades sobre las capacidades sensitivas de estos pequeños.

Tratando de entender por qué lloran los perros

perro estresado

Por lo general, en los perros, esos sonidos que se parecen al llanto están dirigidos a transmitir el deseo por la comida, el agua o la atención a sus dueños. El gemido de los caninos es similar a cómo los cachorros interactúan con sus madres; los pequeños, por medio del quejido, suelen emitir algún tipo de sonido para llamar su atención.

Los perros adultos también emiten algún sonido y, por lo general, proviene de esa mismo sensación. Han aprendido a emitirlo desde pequeños. Después de todo, no toma mucho tiempo que los caninos entiendan que existe una conexión directa entre sus expresiones y la posibilidad de conseguir lo que quieren.

Los animales también, sobre todo adultos, muestran ese tipo de comportamiento parecido al llanto como parte de su declive cognitivo. Al pensar por qué lloran los perros, deben considerarse también factores como la demencia, desorientación y ansiedad. Estos problemas pueden hacer que los pequeños peludos ladren, y hasta incluso aúllen.

La ansiedad por separación es otra condición grave que puede hacer que los canes lloren. Cuando se sienten solos, pueden pasar todo el día ladrando.

Afortunadamente, existe solución para aplacar este tipo de comportamiento. En primer lugar, consulta con su veterinario para descartar problemas médicos como el dolor o el deterioro cognitivo.

Si el problema deriva de su comportamiento, un entrenador certificado bien recomendado o un veterinario conductista son opciones ideales para aquellos que buscan poner fin al llanto excesivo.

¿Qué capacidad sensitiva tiene este tipo de mascotas?

Autor: Soggydan Benenovitch
Autor: Soggydan Benenovitch

Los perros saben cuándo su dueño está triste. Si te sientes triste, tu perro no se mueve de tu lado y ajusta su comportamiento. Puede llegar a ser más calmos de lo habitual, perder interés en sus juguetes e incluso rechazar su comida.

Por lo general, cuando el propietario se encuentra triste, el perro suele observarlo en silencio desde un rincón de la habitación. Después de un tiempo, él puede llegar a dormir a sus pies o suavemente apoyar la cabeza en su regazo.

Muchos perros incluso tratan de lamer las lágrima de su dueño. Recordemos que, para los caninos, el amo es el centro de su mundo, por lo que los sentimientos de tristeza también tendrán un efecto sobre él.

En varios estudios y publicaciones se afirma que los investigadores encontraron que los perros tenía más probabilidades de acercarse a alguien que lloraba que a alguien que estaba tarareando o hablando. Además, llegaron a la conclusión de que este tipo de animales responde al llanto con un comportamiento sumiso.

En otras palabras, los perros tratan de aplacar a las personas que se encuentran trastornadas. Es más, se acercan de la misma manera a cualquier persona que se sienta mal, independientemente de si es su dueño o no.

Los perros perciben la maldad

Los caninos también pueden presentir tus intenciones. Todos hemos experimentado la capacidad casi psíquica de un can para detectar cuando algo desagradable está a punto de suceder.

Incluso antes de encender la ducha o tocar su toalla, tu perro sabe que la intención que tienes es darle un baño. Lo mismo ocurre cuando le vas a cortar el cabello o quieres administrarle un medicamento. ¿Cómo pueden saberlo?

El motivo de esta habilidad es que los perros domésticos son, más o menos, tan inteligentes como un ser humano de 2 años de edad. Eso significa que son capaces de entender el significado de aproximadamente 165 palabras y que pueden tener sentido del lenguaje corporal.

Los canes utilizan el contacto visual y la mirada para averiguar lo que la gente está pensando. Así como un mentalista seguirá tu mirada para determinar lo que está en tu mente, este tipo de animales también puede seguir tu mirada para obtener una lectura de lo que estás pensando.

En definitiva, la próxima vez que te preguntes por qué lloran los perros, ya contarás con más herramientas para arribar a una conclusión. De más está decir, claro, que lo ideal es contenerlo e intentar remediar esa situación que le está generando un mal.