Los perros mestizos son más saludables: ¿mito o realidad?

La endogamia que practican algunos criadores irresponsables podría ser la causa de que realmente los canes de raza sean más propensos a enfermedades; por otra parte, es cierto que los cruces pueden presentar un carácter más incierto

A la hora de elegir a tu nueva mascota es posible que te hayas planteado adquirir un animal de raza o adoptar uno mestizo. La información que encuentres puede resultar engañosa y, a veces, se basa en prejuicios sin ninguna base científica, como que los perros de raza son más inteligentes o que los perros mestizos son más saludables.

Por qué se dice que los perros mestizos son más saludables

Uno de los problemas más sonados en torno a la cría de animales de pura raza es la endogamia. Como en todo negocio, los criadores a veces optan por maximizar los beneficios a costa de poner en peligro la herencia genética de los cachorros y transmitirles enfermedades congénitas o hereditarias.

Un cachorro que nace con estos problemas puede exponerse a una serie de complicaciones de diversa gravedad:

  • Una de las enfermedades hereditarias más comunes y graves es la denominada ataxia cerebelosa. En torno al 40 % de los pitbull y los staffordshire terrier americanos y europeos se ven afectados por esta afección. Se trata de una enfermedad degenerativa del sistema nervioso que afecta a la movilidad del animal y reduce considerablemente su esperanza de vida; es prevenible mediante pruebas de ADN fiables.
  • La búsqueda de determinadas características físicas tradicionalmente asociadas con la ‘belleza’ del animal ha dado lugar a una pérdida colosal de otras destrezas, tanto mentales como anatómicas, así como a otro tipo de enfermedades. Uno de los casos más conocidos es el del carlino, cuyo hocico extremadamente corto (desarrollado gracias a prácticas endogámicas) le causa problemas respiratorios de por vida. Otro ejemplo es el pastor alemán, un perro que ha perdido equilibrio en su carácter y es propenso a la displasia de cadera, entre otros.
  • Otro factor es la tasa de incidencia del cáncer en perros. Desde que se popularizó la cría de animales de pura raza no ha dejado de aumentar. El golden retriever, por ejemplo, es propenso a padecer diversos tipos de linfomas, y la cantidad de muertes relacionadas con el cáncer es tal que en Estados Unidos se han invertido 35 millones de dólares en el estudio de la enfermedad.
Los perros de raza son más delicados

Con todo, las prácticas de los criadores influyen mucho en que los animales acaben padeciendo o no estos problemas. Un criador responsable y que sigue unos principios éticos básicos emparejará a animales no emparentados entre sí ni propensos a enfermedades.

También analizará a los posibles padres para buscar posibles defectos genéticos, y si descubriera su existencia no permitiría que tuvieran descendencia.

 

¿Es realmente mejor comprar a un perro mestizo?

A pesar de todo lo expuesto, hay muchos detractores de los perros mestizos, también denominados ‘chuchos’ o ‘mil leches’. Muchos arguyen que es difícil predecir tanto el tamaño como el carácter de estos ejemplares, y que tampoco es fácil saber si padecerán enfermedades en un futuro.

Esto puede ser importante para el adoptante de un cachorro que cree llevarse a casa un perro que en el futuro tendrá un tamaño mediano, y acaba con un perro del tamaño de un mastín.

En el terreno de lo temperamental también hay que tener cuidado con el animal que escogemos: muchas veces las familias acaban devolviendo perros demasiado volubles e impredecibles, que lo cierto es que podrían ser más compatibles con dueños que vivan en el campo.

Perros de raza o mestizos

Para no llevarse sorpresas es aconsejable o bien hacerles una prueba genética que determine su ascendencia, o bien pasar un tiempo conociendo al perro antes de adoptarlo.

Otro de los problemas que podemos tener con los animales mestizos es que se abandonan a muchos de ellos, lo cual puede modificar su carácter y convertirlos en perros ansiosos o nerviosos.

Algunos simplemente ponen como argumento que una persona que invierte tanto dinero en un animal de pura raza va a tener los medios y el interés necesarios para proporcionarle los cuidados pertinentes y que, si se abandona a un perro mestizo, es porque los dueños suelen estar menos preparados o ser menos responsables.

Si los perros mestizos son más saludables o no es irrelevante a efectos prácticos. Lo cierto es que tener un animal siempre tiene sus pros y sus contras, y debes estar preparado para afrontar tanto lo bueno como lo malo.

Te puede gustar