Las conductas compulsivas en perros más comunes

La mayor parte de los canes que presentan estos comportamientos han sufrido traumas y abusos físicos o emocionales; por lo tanto, estos suelen haber sido abandonados o maltratados

Aunque no lo creas, las conductas compulsivas en perros son más comunes de lo que parecen. Hoy queremos hablarte sobre ellas y darte algunos tips para que ayudes a tu mascota en caso de que sufra alguna.

Cuáles son las causas de las conductas compulsivas en perros

Las conductas compulsivas en perros se asocian en la mayoría de los casos a traumas y abusos, ya sean físicos o emocionales. Es más común que estas conductas se vean reflejadas en animales que provienen de la calle, de perreras o de protectoras; en la mayoría de los casos han sido abandonados o maltratados.

Aun así, las conductas compulsivas en perros podrían ser ocasionadas también por los propios dueños. Estas podrían verse en perros que están sometidos a un estado de ansiedad prolongado, a los que no tienen los instintos básicos cubiertos o los que pasan mucho tiempo encerrados.

En este último caso nos referimos a animales cuyos dueños dejan en una pequeña habitación durante horas o incluso en un balcón sin tener acceso al resto de la casa.

Debemos estar pendientes de no ser los responsables de originar una de estas conductas compulsivas en perros, pues esto se considera como una forma de maltrato camuflada.

¿Cómo puedes diferenciar las conductas compulsivas en perros?

Es esencial diagnosticar las conductas compulsivas en perros cuanto antes para que estas puedan tratarse de la manera adecuada, y ayudar así al animal a recuperar su estado y salud normal. Además, la mayor parte de estas conductas se transforman en destructivas, no solo con cosas de la casa, sino que tu mascota podría incluso atacarse a ella misma.

Perro compulsivo

Hay que tener en cuenta que cualquier conducta repetitiva no tiene por qué ser compulsiva, sino que habría que analizar una serie de factores que nos permitan tener una diagnosis clara.

No obstante, no dejes pasar mucho tiempo dando por sentado que es normal el gesto que tu perro hace. En cuanto veas alguna conducta repetidas veces, pregunta a tu veterinario para que pueda aclararte de qué se trata.

Hay varios síntomas que te pueden indicar que tu animal tiene tendencias compulsivas:

  • Llagas y heridas en el cuerpo. Estas serían consecuencia de rascado y mordidas compulsivas.
  • Sangre en patas o cola. Podrían ser motivo de haber mordido durante mucho tiempo esas zonas de forma repetida.
  • Pérdida de pelo. También tiene que ver con morderse o arrancarse el cabello.
  • Evitar el contacto físico con otras personas o animales. Las conductas compulsivas pueden implicar miedo a objetos inanimados o personas, y por ello tu perro podría volverse asustadizo.

Cuáles son las conductas compulsivas en perros más comunes

Incluso haciendo una lista es posible que no podamos reunir todas, ya que los animales nunca dejan de sorprendernos, y realmente hay muchas cosas sobre ellos que aún no entendemos.

Comportamientos compulsivos en perros

Aunque hablamos de perros, muchas de las conductas que te citamos a continuación pueden darse también en gatos. Estas son las más comunes:

  • Circling. Perseguirse la cola sin ningún objetivo.
  • Freezing. Carreras súbitas sin razón aparente, en cualquier momento y cualquier lugar.
  • Lamido excesivo sobre su cuerpo.
  • Lamido excesivo al aire u otro objeto.
  • Intento de caza de moscas sin que las haya.
  • Agresividad hacia objetos inanimados o personas de forma imprevisible.
  • Ladrido constante e incluso siguiendo un ritmo.
  • Asustarse de algo imaginario o seguimiento con la mirada de sombras.
  • Rascarse de forma compulsiva.
  • Chuparse o morderse heridas.

Estas son las conductas compulsivas en perros más comunes y por las que tendrás que ir a tu veterinario sin falta en cuanto veas que tu perro las tiene.

Tranquilo, si tu perro presenta alguna o varias de estas conductas compulsivas en perros, todo podrá solucionarse si estás atento a sus cambios y si acudes al veterinario con prontitud.

Te puede gustar