Cuál es la temperatura normal de un perro

La temperatura normal de los perros es algo más elevada que la de los seres humanos. Oscila entre los 38.5 y 39.5 °C. Cuando la temperatura corporal del can incrementa, suele ser un indicador de que existe una alteración en el sistema del animal. Normalmente es por una inflamación o una infección, que puede estar presente en cualquier parte de su cuerpo.

Los indicadores de la presencia de fiebre y alta temperatura

  1. El cuerpo del perro se encuentra más caliente de lo normal; las mejores zonas para corroborar esto son las orejas, las patas, las axilas y la ingle.
  • Las orejas y las patas

Las orejas y patas de los perros están repletas de vasos sanguíneos. Cuando nos encontramos en presencia de una anomalía en el sistema inmunológico del can, este suele defenderse mandando anticuerpos a través de la sangre, calentando así las zonas por donde pasan. Es por esta razón que las orejas y las patas suelen calentarse primero.

Si al tocar las orejas una está más caliente que la otra, significa que la infección está localizada en el oído que tiene mayor temperatura. Sin embargo, si ambas orejas están igual de calientes, la infección puede estar en cualquier lugar.

  • Axilas e ingle

Estas zonas tienen poco pelaje, por lo tanto, se puede acceder más fácil a la temperatura corporal y tener un resultado más fiable a través del tacto. Además, cuando en estas zonas se siente la presencia de ganglios linfáticos inflamados, son síntomas de que el sistema inmunológico está batallando con algún tipo de infección.

  1. Comportamiento extraño, es decir, el perro tiene una actitud anormal comparada a la cotidiana. Puede ser que muestre síntomas de cansancio reiterativo, menor socialización con el entorno, falta de apetito, diarrea, vómito o debilidad.
  1. Temblores en el cuerpo.
  1. Presencia de dolor en las articulaciones del perro. Este síntoma se puede comprobar a simple vista, como cuando “cojea” de alguna pata o a través del tacto, ya que el animal se quejará de dolor si se le toca en la zona afectada.

Algunos consejos con la fiebre del perro

Es preciso para el reconocimiento de los síntomas anteriores el conocimiento previo del comportamiento de nuestra mascota. Es muy importante que prestemos la atención necesaria y habamos un análisis rápido constantemente para tener presente los indicadores a tiempo.

Sin embargo, a pesar que se pueden observar los síntomas, es necesario corroborar la presencia de la fiebre utilizando un termómetro rectal, que se debe desinfectar antes y después de ser introducido en el orificio.

Se debe insertar en el orificio rectal o en el vaginal, en caso de ser hembra, durante un tiempo de 3 minutos; en caso de que este sea analógico, debe dejarse hasta que el mismo instrumento lo indique.

Es recomendable realizar el procedimiento de toma de temperatura 6 u 8 horas antes de comer, para que el proceso digestivo no interfiera con los resultados. También se debe tomar en cuenta que la primera vez que se realice este tipo de procedimiento debe ser bajo supervisión de un profesional, ya que estas cavidades son muy delicadas y un mal procedimiento puede tener efectos colaterales.

Algunas causas comunes de la fiebre en perros

Autor: Christine und David Schmitt
  1. Infección: Puede ser bacteriana, fúngica o viral, y estar alojada en cualquier parte del cuerpo. Los síntomas o causas específicas dependerán del tipo de infección.
  1. Vacunación: Es normal que el perro presente fiebre después de ser vacunado, ya que este procedimiento altera el sistema inmunológico. Este síntoma suele aparecer hasta después de 24 a 48 horas de ser recibida la vacuna.
  1. Consumo de sustancias no aptas para el consumo animal, ya que este puede envenenar o intoxicar a la mascota. Un ejemplo de esto son algunos medicamentos de consumo humano, como los antidepresivos o químicos, como los limpiadores.
  1. Trastornos en el sistema inmunológico, por ejemplo, problemas en la médula ósea, infecciones no diagnosticadas y cáncer.

Cuando el perro tiene la temperatura más elevada de lo normal, se considera fiebre y debe ser atendido inmediato en un centro veterinario. Sin embargo, si la temperatura oscila entre los 40 y los 41.5 °C, se tiene que tratar de bajar antes de ser trasladado a un centro de atención veterinaria.

Cómo bajar la fiebre

A continuación, algunas maneras de bajar la fiebre en casa:

  • Bañarlo con agua de temperatura natural por unos minutos.
  • Colocarle compresas húmedas.
  • Colocarlo frente a un ventilador o aire, para que se refresque.
Categorías: Salud Etiquetas:
Te puede gustar