Hombre compra avión para poder salvar la vida de muchos animales en situación de riesgo

Hay personas que están dispuestas a darlo todo por la vida de quienes más nos necesitan: los animalitos en situación de calle.
Hombre compra avión para poder salvar la vida de muchos animales en situación de riesgo

Escrito por Jhoan Adrian

Última actualización: 23 abril, 2022

El problema de la sobrepoblación de animales abandonados crece considerablemente día tras día. A pesar de que numerosas fundaciones se encargan de rescatar y conseguir hogar para estos animales, muchas veces terminan en perreras donde su destino será la eutanasia. 

Esta es una situación que para el veterano de la guerra, Paul Steklenski, se convierte en una terrible injusticia para estas inocentes criaturas. Sobre todo porque cada animalito callejero tiene una historia de maltrato y abandono.

Las medidas de varios condados en donde las perreras deben poner a dormir a estos animales es muy cruel y no termina de corregir el foco del problema: la irresponsabilidad de los dueños que terminan por abandonarlos. 

Una idea caída del cielo

Paul, de 45 años, aprendió a pilotear después de salir del ejército. Lo que comenzó siendo un hobby terminó convirtiéndose en una apasionante misión: la de salvar la vida de cientos de animales.

Tuvo la idea de rescatar a los animales en los refugios luego de adoptar a su perrito y ver la triste realidad que viven cuyo destino es muy incierto. Es por eso que con mucho coraje y valentía decidió comprar su propio avión en Schwenksville, Pensilvania, para encargarse por su propia cuenta de esta increíble labor.

“Cuanto más al sur se vaya, más hay un problema de superpoblación de mascotas. Es angustioso. Me di cuenta de que podía ayudar a hacer la diferencia al bajar allí, recogerlos y llevarlos a otros refugios”, dice Paul.

 

La idea era simple: viajaría una vez al mes por cada refugio de los Estados Unidos donde se sacrifiquen animales y los reubicaría a otros centros de rescate para ofrecerles una segunda oportunidad. 

Sin embargo, Paul tenía una dificultad. Necesitaba obtener una licencia que le permitiera volar por todo el país. Fue ahí cuando nació Flying Fur Animal Rescue como una organización de rescate de animales que hasta la fecha cuenta ya con 742 animales reubicados exitosamente y a la espera de un nuevo hogar. 

“Cuanto más al sur se vaya, más hay un problema de superpoblación de mascotas. Es angustioso. Me di cuenta de que podía ayudar a hacer la diferencia al bajar allí, recogerlos y llevarlos a otros refugios”, dice Paul.

 

Paul nos cuenta que, en un mismo vuelo, ha llegado a tener a más de 23 animales a bordo. Pareciera que ellos saben que los están salvando, porque muchos de ellos se quedan dormidos o simplemente admiran el paisaje a través de la ventana.

Ahora Paul, quien ya adoptó una segunda perrita para su familia, está muy feliz de saber que cientos de perritos y gatitos han podido encontrar una familia. Aplaudimos el esfuerzo y el amor con que Paul se dedica a una labor tan bonito para hacerle frente a una dura realidad.

Recuerda que adoptar siempre será la mejor opción, podrías salvarle la vida a un ser especial.