Descubren al primer animal del mundo

Eugenio Fernández · 27 septiembre, 2018
El dickinsonia, el primer animal del mundo, pertenece a un periodo histórico que se inició hace nada menos que 635 millones de años

Descubrir al primer animal del mundo siempre ha sido del interés de los científicos. Sin embargo, se hace complicado demostrar qué restos fósiles pertenecen a animales extintos y cuáles no, lo que no ha impedido que se encuentre el que de momento es el primer animal del mundo: el dickinsonia.

Dickinsonia, el primer animal del mundo

El dickinsonia es una de las criaturas correspondientes al período Ediacárico, el cual se inicia hace nada más y nada menos que 635 millones de años. De esta época proceden fósiles de extrema rareza, a los que se suma dickinsonia.

Dado el aspecto de estos seres vivos, se hace difícil su clasificación. Al carecer de extremidades, huesos u otros rasgos que poseen muchos animales, muchos fósiles como dickinsonia terminan siendo clasificados como hongos o líquenes.

Dickinsonia ha sido definido incluso como una especie de coral o gusano, o una medusa. No ha sido hasta ahora cuando un equipo de científicos ha descubierto la identidad de este ser.

Primer animal del mundo

¿Cómo sabemos que es el primer animal del mundo?

Hay algo que distingue al primer animal del mundo de otros hallazgos: este fósil contiene colesterol, una molécula que solo tenemos los animales y que convierten al dickinsonia en el animal más antiguo, al estar datado en 542 millones de años.

La presencia de colesterol no levanta las sospechas sobre la identidad de este animal, sino que las garantiza: la presencia de colesterol convierte al dickinsonia en el primer animal del mundo sin lugar a dudas. O mejor dicho, el primer animal del mundo de los que conocemos, ya que muchas especies aún no han sido clasificadas o descubiertas.

Lo cierto es que siempre se ha sospechado que dickinsonia era un animal, debido a que varios especímenes fosilizados parecían indicar un crecimiento y movimiento correspondiente a uno de estos seres vivos. Pero en 2018 se ha conseguido confirmar, lo que nos ha permitido descubrir nuevas características de nuestros más antiguos ancestros.

Primera especie en la Tierra

¿Cómo se ha descubierto este hallazgo?

El aspecto de estos animales los hace especialmente difíciles de clasificar; dickinsonia es una criatura de hasta un metro de diámetro y de forma ovalada, con un cuerpo dividido en segmentos. Fue descubierto por Ben Dickinson, en cuyo honor fue bautizado hace más de 70 años.

Los fósiles han sido localizados a una altura de 100 metros, en un acantilado del mar Blanco, al noroeste de Rusia, en pleno hábitat del oso pardo. Para obtener las muestras, los científicos tuvieron que descolgarse a través de la roca y extraer sedimentos, en una tarea entre barranquismo y paleontología.

El uso de biomarcadores como el colesterol abre la puerta a estudiar otros fósiles de este tipo, por lo que pronto otro organismo fosilizado podría ganarle la mención a dickinsonia como el primer animal en aparecer en nuestro planeta.

Se cree que este animal era una especie acuática, que pasaba la mayor parte de su tiempo anclada a los sedimentos de forma similar a las ostras o incluso a los líquenes, a través de hifas. Se cree que poseían una especie de recubrimiento de queratina, que ha permitido su correcta fosilización. Sin embargo, está claro que quedan muchos misterios por resolver sobre los animales más antiguos que pisaron el planeta.

Bobrovskiy, I., Hope, J. M., Ivantsov, A., Nettersheim, B. J., Hallmann, C., & Brocks, J. J. (2018). Ancient steroids establish the Ediacaran fossil Dickinsonia as one of the earliest animals. Science361(6408), 1246-1249.