¿Con qué sueñan los perros?

Francisco María García 2 marzo, 2016

¿Has pensado alguna vez con qué sueñan los perros? Su sueño es muy diferente del de las personas. Ellos tienen siestas por el día, de forma ligera y vigilante a la vez, de la que son capaces de salir rápidamente si hay un estímulo de voz, olor a comida o un roce.

Estos sueños que tienen por el día son períodos de descanso muy beneficiosos para nuestras mascotas, entre otras cosas porque contribuyen a mantener el brillo de su pelo y suponen para ellos un aporte de energía complementario.

Cuando llega la noche, la serenidad del ambiente y la ausencia de luz propician que el perro esté en una especie de duermevela permanente. Si se desvelara por cualquier motivo, realizará excursiones e inspecciones por toda la casa, aprovechando para acceder a todos los rincones prohibidos y revisando todos los objetos.

¿Con qué sueñan los perros? Fases del sueño

dormir con mascotas 2

En el tiempo de sueño, el descanso alcanza su plenitud cuando el animal duerme profundamente, pero ese período es corto, apenas unos 20 minutos. En esos momentos el animal tiene sueños que lo hacen mover muy deprisa los ojos con los párpados cerrados, y en su cerebro hay toda una actividad (igual que en el caso de los humanos), que provoca diferentes acciones en el can, como es el caso de lengüetazos, mover las articulaciones, levantar las orejas, ladrar o gruñir en función del objeto de sus sueños, que puede ser un día de caza, creer que escucha un ruido peligroso, encontrarse ante un apetitoso alimento, etc.

Si nuestro perro duerme en exceso, no es demasiado saludable porque puede tratarse de un indicio de falta de energía, y además puede derivar en sobrepeso. El animal tiene que descansar según la actividad que desarrolla y el ejercicio que hace.

En un análisis de las diferentes razas, podemos ver algunas más perezosas que otras; a modo de ejemplo, los de la raza San Bernardo, Basset Houng y Shar Pei tienen la pereza como una de sus características principales.

¿Con qué sueñan los perros? Insomnio y horarios

Cuando un perro padece de insomnio, puede salir su agresividad, pues no ha podido relajarse. Conocer los hábitos de sueño de nuestro perro es muy importante para mantener su bienestar. Respetar sus horas de sueño tiene tanta importancia como darle de comer o sacarlo de paseo.

En el análisis de horarios, los perros adultos duermen mejor entre las 9 de la noche y las 4 de la madrugada. Durante el día tienen un sueño muy ligero y están en vigilancia permanente para reaccionar rápidamente cuando algo les perturba.

Los perros tienen la fase REM, al igual que las personas, que mueven los ojos muy deprisa, corren, jadean, incluso ladran dormidos. Los canes, al igual que los seres humanos, sueñan. Los expertos aseguran que cuando un canino se queda dormido, al contrario de lo que puede parecer, su actividad cerebral se incrementa.

Aunque no sabemos con certeza lo que los perros pueden soñar, podemos imaginarnos por los gestos que hacen, así como los dibujos de un encefalograma. Además de sueños placenteros, también pueden tener pesadillas.

¿Con qué sueñan los perros? Velocidad del sueño

dormir a un perro

Igual que pasa en las personas, las fases rápidas y lentas del descanso del perro se van combinando durante el tiempo de sueño. Se ha estudiado que cuando nuestra mascota duerme toda la noche, únicamente una tercera parte del tiempo estará en la fase de sueño profundo, REM, el resto del tiempo será en onda lenta. Por la noche, el perro duerme entre cinco y veinte minutos seguidos, se va desvelando muchas veces, hasta coger el sueño, definitivamente, y dormir un buen rato seguido.

El rol del perro a la hora de dormir se parece mucho a sus ancestros, los lobos. A ellos deben muchas pautas de su comportamiento, y tienen muchas similitudes con ellos. Los perros son cazadores defensores y tienen que estar en alerta continua. Su instinto vigilante también los impide conciliar el sueño de una forma definitiva.

Por estas razones, su fase REM, de sueño profundo, dura mucho menos que en el caso de los humanos. Además, con su especial sensibilidad auditiva, pueden despertarse en cualquier momento si surgiera alguna amenaza. Si durmieran de una forma muy profunda puede resultar peligroso en el caso de que los perros estuvieran en un entorno de naturaleza, y ese es el instinto que ellos han heredado.

Te puede gustar