Una de cada 10 mujeres quiere más a su mascota que a su pareja

Mariela Ibarra Piedrahita · 23 noviembre, 2015

Una organización de defensa animal llamada “Brooke” ha realizado un particular estudio en el que concluye que una de cada diez mujeres quiere más a su mascota que a su pareja.

El estudio, que se realizó en Reino Unido, contó con la participación de 2000 mujeres que tenían una relación formal, ya fuese de noviazgo o matrimonio, y que además estuviesen cuidando a un animal.

De acuerdo con la investigación, casi un tercio de las encuestadas contestó directamente que tenían el mismo cariño por su mascota que por su pareja. Además, cerca del cuarenta por ciento se conforta con su mascota cuando no reciben afecto de su pareja.

gato mujer

Además, una de cada diez de las encuestadas dijo que creían amar más a su mascota que a su pareja, según lo revelado por el estudio. Muchas recurren a consentir a su mascota después de una pelea con sus parejas.

 

Igualmente, casi todas las mujeres (cerca del 81 por ciento) ve a su mascota como un miembro más de la familia, incluso muchas las consideran como sus hijos. Es más, cerca del catorce por ciento ha pensado hacerse o tiene tatuajes con el nombre de sus mascotas o alusivos a estas.

En caso de una posible separación de su pareja, el 38 por ciento dijo que tendría una batalla legal por la custodia del animal en caso de no llegar a un acuerdo.

De acuerdo con el portavoz de Brooke, encontraron muy satisfactorio que Reino Unido sea un país tan apasionado por las mascotas. Pero, ¿por qué se presenta esta situación?

Motivos para amar a mi mascota

Si bien, las relaciones humanas son necesarias, alimentan el espíritu y son una experiencia importante, muchas terminan siendo algo doloroso para los involucrados.

Lo anterior se debe a que, incluso las relaciones más perfectas, tienen sus altas y bajas, mientras que las relaciones con los animales no presentan este tipo de situaciones, pues el amor de los animales es, aunque más primitivo, más puro.

Igualmente, esta clase de afectos tienen mucho que ver con la parte psicológica de las mujeres, pues responden de esta manera ante la frustración de lo que no pueden controlar en sus propias relaciones, en especial en la parte afectiva, en contraste con el amor incondicionado de las mascotas, que es algo de lo que pueden estar absolutamente seguras.

Con tu mascota no discutes

Además, las mascotas no se quejan del estado de la casa o la apariencia de sus cuidadores, tampoco responden de mala manera o se enganchan en una discusión. Por eso, es mucho más fácil tener una relación feliz con un animal, o por lo menos una más cómoda.

perro y mujer

La lealtad parece ser también un factor importante a tener en cuenta cuando se trata de la comparación afectiva entre mascota y pareja. Algunas mujeres que desarrollan vínculos fuertes con animales lo hacen después de un ruptura, en especial cuando se ha tratado de una motivada por infidelidad.

Muchas mujeres manifiestan creer en el cariño incondicional de sus mascotas, mientras desconfían del afecto que les manifiestan sus parejas, aunque esto parece estar altamente condicionado por el tipo de relaciones que la mujer allá tenido.

Es más, existe un programa en el cual se ayuda a mujeres víctimas de violencia doméstica a volver a desarrollar vínculos de confianza y afecto utilizando canes, y los resultados hasta el momento han sido asombrosos.

Algo que Brooke ha querido dejar en claro al publicar este estudio es que no se trata de una demostración de misantropía. Por el contrario, busca exaltar, desde la condición humana, esos fuertes vínculos que se pueden lograr con los animales y que nos permiten conectarnos con esa parte más íntima y emocional de nosotros mismos.