Trucos para calmar a un perro asustado por los ruidos

Hay diferentes ruidos que causan ansiedad a nuestro perro e incluso le crean taquicardia. Una ambulancia, la lluvia, un portazo, los petardos… Algunos permanecen impasibles a estos. Sin embargo, otros parece que van a morir debido a ello. ¿Qué se puede hacer con un can asustado por los ruidos?

Te contaremos algunos trucos para ello. Recuerda que como su papi o mami humano, seguro que lo pasas mal viéndolo sufrir de esta manera.

¿Está tu perro asustado por los ruidos? ¡Mira estos trucos!

En Internet circula un vídeo que muestra cómo se relaja un perro después de atarle una banda de algodón de una forma determinada por todo el cuerpo. Parece que este truco funciona, pero no con aquellos más susceptibles a los ruidos.

Decimos esto porque dentro de los miedos que los perros pueden tener debido a los ruidos, los hay más o menos intenso. Y eso sin olvidar las fobias que deben ser tratadas por veterinarios y psicólogos.

Recuerda que su preciso sentido del oído les permite incluso anticiparse a los ruidos. Por eso es normal que se les vaya acumulando miedo y luego intenten huir o esconderse.

Pasos a seguir

Estos son los pasos a seguir:

  1. Lo primero que debes hacer es asegurarte de que el miedo de tu perro no es una fobia. Estos deben ser tratados de modo diferente. Una fobia es algo serio en lo que tendrán que intervenir médicos y profesionales.
  2. Crea una zona segura. Cuando tu perro escucha ruidos y estos le asustan, lo más normal será que quiera huir o esconderse. Recuerda que los animales no piensan, sino que actúan por instinto. Por ello no le importará si hay muebles u otras cosas que le impidan el paso y podría hacerse daño. Si crees que por ejemplo van a haber fuegos artificiales, despeja el paso para que tu perro se esconda debajo de la cama o donde sea que lo haga.
  3. Si crees que tu perro correría a su transportín, es mejor quitarle la puerta y dejarlo a su vista. Por supuesto sin ningún mueble u objeto que obstaculice el paso.
  4. Elige el lugar de la zona segura. Si ya llevas tiempo con tu perro, sabrás dónde suele esconderse por el miedo a los ruidos. Por tanto prepara la zona. tapa las ventanas con mantas ya que estas reducirán los sonidos. Sé previsor y es posible que tu peludo pase menos mal rato que de costumbre.
  5. Ten calma. No regañes a tu perro porque se asuste, esto solo generará más tensión en él. Tampoco debemos darle mimos en esos momentos, pues eso solo fomentaría la idea de que lo que está haciendo es normal, cuando en realidad no es así.
  6. Compañía. Si la zona de seguridad que has creado no es la misma al lugar en el que estás, podrías ir donde está él para que al menos se sienta acompañado. Pero recuerda: no fomentes su idea de que tener miedo es correcto.
  7. No lo obligues a salir. Aun cuando se hayan calmado los ruidos, dale tiempo a tu perro para que salga, él sabe cuándo hacerlo. No lo fuerces ni obligues, pues eso solo empeorará las cosas.

Concluyendo con el perro asustado

Si sigues estos consejos ayudarás a tu perro a que sobrelleve de la mejor manera posible los petardos de las fiestas, por ejemplo. Uno no puede anticiparse a otros ruidos, como petardos eventuales, ambulancias o demás, pero hacerlo en los eventos programados le hará sentir más seguro y confiado.

Y sobre todo, no te preocupes. El miedo a los ruidos es algo innato en los perros que aún está por descubrir. Porque si bien es cierto que les molesta y que ellos lo oyen con muchísima mayor precisión que nosotros, su miedo debe ser originado por algo… Quizá un día lo descubramos.

Categorías: Consejos y curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar