Qué saber sobre la raza Borzoi

Virginia Duque Mirón · 26 octubre, 2015

El Borzoi o Galgo Ruso, es el gran desconocido en el gremio de los perros. Quizá nunca hayas visto uno, pero es una raza interesante para conocer, así como para incluirla entre nuestras opciones si estamos pensando adquirir un perro. En este artículo hablaremos de sus características físicas, su carácter y los cuidados necesarios. Esperamos que este artículo te ayude si estás decidiéndote por una mascota o que al menos, amplíe tus conocimientos sobre esta raza.

Características

borzoi

El Borzoi es un perro ágil, fuerte y veloz. Sus medidas oscilan entre los 66 y 79 centímetros y su peso entre los 25 y 48 kilos.

Su cabeza es larga y estrecha, haciendo de su nariz una de las partes más prominentes de su cara. A diferencia de otras razas con estas características en su cabeza, sus orejas son pequeñas aunque caídas, pero es compensado por la elegancia intrínseca que su porte y su gran tamaño le hacen presentar.

Su cola es larga y peluda además de encorvada. Su pelo es suave y largo y, en raras ocasiones, puede ser un poco rizado. Casi siempre es de color blanco con manchas oscuras aunque también se dan unos especímenes de color canela o chocolate, pero estos son escasos.

Historia

El Borzoi es proveniente de Rusia y fue muy valorado entre los Zares, ya que lo amaestraron para utilizarlo en la caza del lobo siberiano. Haber sido criado entre la realeza y adiestrado como cazador real, puede ser la causa de su elegancia intrínseca y su caminar arrogante.

Cuando los Zares cayeron y con ello, todo el sistema político y real de Rusia, esta raza fue casi extinguida en su país de origen, aunque parece que algunos especímenes llegaron hasta Europa y propagaron la especie, por lo que aún hoy podemos verlos en Europa y América.

Carácter

Debido a haber sido criado durante toda su historia por su amo y quienes acompañaban a este, el Borzoi es muy cariñoso con quienes conoce pero muy desconfiado con los extraños, ya que su subconsciente no está preparado para recibir a nadie más en su vida. Tanto es así que puede llegar hasta a morder. Si alguna vez ves uno y te sientes tentado a acariciarlo, ¡cuidado!

No obstante, solo es cuestión de tiempo que tome confianza. Pero él será quien decida a quién se acerca y a quién no. No lo fuerces cuando tengas visita en casa a que se deje mimar por ellos, podrías tener un disgusto. Con respecto a los niños, si tienes hijos lamentamos decirte que el Borzoi no es el perro ideal para estar con ellos.

Su carácter no es muy juguetón y aunque sí es muy paciente, no le agradará que los niños lo agobien y no permitirá que se le suban encima.

Es un perro sigiloso al actuar y tiene una delicadeza excepcional a la hora de moverse. Esto te garantiza que no debes temer a que cuando llegues a casa tu gran mascota te tire al suelo por la alegría de verte, el Borzoi no lo hará. Sus gestos de alegría son más bien, por llamarlos de algún modo, reverenciales. Recuerda que fue criado en la nobleza.

En la relación con otros perros, los Borzoi no son agresivos, pero sí un tanto arrogantes, por lo que en según qué situaciones, la cosa podría agravarse. Tanto para rectificar esta actitud, como la de la relación con extraños, te recomendamos que cojas a un Borzoi desde cachorro y lo ayudes a socializar desde bien pequeño para evitar estos problemas después.

Cuidados necesarios

galgo español

El estómago del Borzoi es muy delicado por lo que deberás elegir muy bien el pienso que vas a darle, siempre sugerido por tu veterinario de confianza. Su gran tamaño exige una cantidad mínima de 700 gramos diarios de pienso, algo que tendrás que considerar si te decides a adoptar un perro de esta raza.

Otro de los cuidados esenciales del Borzoi es el relacionado con su pelo. Tu perro necesitará un cepillado diario por su largura y densidad, además de cuidados de peluquería, donde deberán cortar, suavizar y cepillar su pelaje a menudo.

A pesar de ser un perro grande, se adaptará a vivir en un pequeño apartamento, pero si es demasiado pequeño, se podría sentir incómodo. Necesitará salir y correr para sentirse libre.

Como ves, hay perros para todos los gustos. Si eres introvertido, no te gusta tener a un perro siempre encima y tienes dinero y tiempo para darle los cuidados necesarios, escoge un Borzoi como tu perro ideal.