¿Qué es un procurador de tribunales sobre animales?

La figura del procurador de tribunales es fundamental para el desarrollo efectivo de los distintos procesos en área judicial. En el caso de las mascotas no iba a ser diferente.
¿Qué es un procurador de tribunales sobre animales?
Francisco María García

Escrito y verificado por el abogado Francisco María García el 30 Noviembre, 2020.

Última actualización: 30 Noviembre, 2020

Un procurador de tribunales sobre animales es un profesional licenciado en Derecho, cuyo propósito principal es defender y cuidar los intereses de los seres vivos en la sede judicial.

Se trata de una figura de mucha importancia para velar por los derechos de los animales. El procurador es la persona que interactúa de forma directa tanto con los fiscales y magistrados, así como con el personal que conforma la Administración de Justicia. El apoyo de un procurador puede ser clave en la resolución de un juicio de este estilo.

Principales funciones de un procurador de tribunales sobre animales

El procurador es un licenciado en la carrera de Derecho y contribuye de forma directa con el personal que forma la Administración de Justicia. Se trata de un profesional de vital importancia; de hecho, en muchas ocasiones su presencia puede ser clave para que el abogado elabore una estrategia de actuación diferente.

Los procuradores sobre animales son personas que están sensibilizadas con los derechos de los seres vivos, especialmente por el problema que representa el maltrato y el abandono. El objetivo final es el de contribuir a que la legislación que protege los derechos de los animales se aplique de forma más efectiva.

Concepto de los derechos animales.

La representación animal en los jurados

Una de las funciones más desconocidas —pero de vital importancia— que pueden cumplir los procuradores es la elaboración de directrices sobre los procedimientos de desahucio en los que esté involucrado un animal; entendiéndose que no se trata de un bien inmueble, sino de un ser vivo que siente y que es vulnerable de quedar completamente desprotegido.

Además, el procurador es una figura de vital apoyo para el abogado. Con su experiencia y ayuda es más factible la elaboración de una estrategia con mayores posibilidades de éxito judicial.

Además de ello, el procurador es la persona que se involucra en el caso, pues llega inclusive a redactar diferentes escritos. También es una figura de vital importancia para aclarar dudas procesales, ya que conoce el criterio que suele aplicarse en cada uno de los juzgados.

Otra de las funciones del procurador es la de lidiar con secretarios, oficiales e incluso jueces. Es la persona que recuerda cuándo son los plazos de vencimiento, así como también las diferentes fechas de declaraciones, entre otros eventos relevantes.

En otras palabras, las principales funciones de un procurador pueden resumirse en: gestionar trámites, tasas, documentación, plazos y, por supuesto, ejercer como representante jurídico del animal.

Requisitos para poder ser un procurador de tribunales

Como ya se ha mencionado en líneas previas, los procuradores suelen ser profesionales que se licenciaron en la carrera de Derecho, pero también es necesario que el individuo que ejerce la profesión se especialice haciendo un Máster.

Además, el profesional debe inscribirse en el Colegio de Procuradores de la ciudad en la cual va a trabajar. También debe darse de alta como autónomo y tener un seguro de responsabilidad civil, entre otros documentos pertinentes.

Por otra parte, para ser procurador es necesario ser primero abogado. Para ello, se debe cursar la carrera de forma presencial u online. En España, por ejemplo, hay muchas opciones incluyendo universidades privadas y públicas, además, por supuesto, de todas las propuestas online.

En cualquier caso, esta carrera tiene una duración de cuatro años. Posterior a la graduación, lo recomendable es especializarse en el área que más le guste a cada persona.

En lo que se refiere a los honorarios, es importante destacar una vez más que los procuradores son trabajadores que en su mayoría trabajan como autónomos, es decir, por cuenta propia; por ello, sus honorarios percibidos pueden variar de forma significativa de un caso al otro.

En cualquier caso y en materia de honorarios, es necesario que el procurador establezca un importe máximo y mínimo de ganancia. La cifra más común es del 12 % con respecto a la cantidad definida de forma oficial.

El procurador de tribunales sobre animales es, sin lugar a dudas, una figura clave para la resolución exitosa de muchos casos en los que se vulneran los derechos de los seres vivos. Estos son procesos judiciales que cada vez se producen con mayor frecuencia y que protegen el bienestar de las mascotas.

El concepto del procurador de tribunales de los derechos animales.

Generalmente, la persona especializada en esta área siente una profunda empatía hacia los animales y cree fervientemente en que también tienen derechos y no deben, bajo ningún concepto, ser maltratados o abandonados. El procurador puede convertirse en la mano derecha del abogado que lleve el caso del animal en cuestión.

Te podría interesar...
Las fiscalías y el delito de maltrato animal
Mis AnimalesLeerlo en Mis Animales
Las fiscalías y el delito de maltrato animal

¿Cuál es el papel de las fiscalías con el delito de maltrato animal en la actualidad? Aquí te contamos un poco más sobre el tema.