Un perro no reconoce su dueño después de que este perdió 20 kilos

Yamila 20 mayo, 2017

Es sabida la conexión que existe entre los animales y las personas. Muchas veces nos llama la atención cómo una mascota puede identificar a su familia después de varios días sin verla. Incluso puede detectarla a kilómetros cuando regresa de un viaje. En este caso nos sorprende la historia de un perro que no reconoce a su dueño después de que este perdió 20 kilos. Te contamos esta historia a continuación.

El perro que no reconoce a su dueño

Desde hace siglos los perros y las personas se han llevado de maravilla. A tal punto llega que es normal decir que son los mejores amigos del mundo. Pero a veces esta “conexión” puede fallar un poco, sobre todo si el dueño ha cambiado tanto su aspecto.

Un hombre estuvo varias semanas en el hospital. Por causa de una enfermedad bajó mucho de peso. Con más de 20 kg de menos, regresa a casa esperando poder disfrutar de un poco de mimos y juegos con su perro.

Sin embargo, apenas pone un pie en el hogar no recibe la bienvenida que esperaba. ¡Su perro no lo reconocía! Él lo llamaba por su nombre y el animal intentaba encontrar al dueño de la voz que sonaba igual que la de su amigo…

Mientras tanto, ladra a ese “intruso” que se ha colado en su casa y no sabe de quién se trata. Todo cambia cuando por fin el perro se anima a acercarse a la persona en cuestión y a olfatearlo un poco.

¡Ahí se da cuenta de que era su dueño aunque estuviese algo cambiado! En ese momento no puede disimular su alegría y comienza a dar saltos alrededor de él.

Es muy divertido ver la reacción del animal. Al principio es algo desconfiado, luego está confundido, después curioso y por último muy feliz.

Los perros reconocen el rostro de sus dueños

¿Qué le sucedió a este perrito que no pudo identificar a su dueño porque éste había adelgazado tanto y se veía diferente? Pues algo que seguramente le pasaría a otras mascotas en su lugar. Según los estudios, los canes tienen la capacidad para distinguir las facciones de las caras “conocidas”, ya sea de personas o de otros perros.

Hasta el momento se creía que esta habilidad sólo era de los primates y los seres humanos. Pero ahora, una investigación confirmó que los perros también la tienen. El contacto visual con el can es muy importante. Por eso muchas veces nos asombra la forma en que nos mira fijamente cuando le hablamos.

Es que de esta manera puede “recordar” las facciones de esa persona conocida. Así también sus movimientos típicos: mover la boca cuando sonríe, fruncir el entrecejo cuando está enojado, etc.

Para poder realizar esta investigación se evaluaron las reacciones de un grupo de perros voluntarios cuando veían fotografías de sus dueños, de personas desconocidas y de otros caninos.

El estudio reveló que los peludos se detenían a mirar con más atención el rostro de los que les eran “familiares”. Mientras, cuando no reconocían a la persona o al perro en la imagen, les prestaban menos atención y se “desviaban” en cosas del ambiente.

Uno de los aspectos que más asombró a los investigadores es que aunque pueden reconocer a los humanos, se interesan más en otros perros. Sean conocidos o no. Esto puede deberse a que se sienten más identificados. Analizan si se trata de una amenaza o de un líder y cómo actuar ante ellos.

Así que ahora ya lo sabes. Si tu perro te mira fijo, es porque está retratándote en su memoria y reconociendo tus facciones. Salvo que adelgaces muchos kilos en poco tiempo y no te vea por algunos días, como le sucedió al hombre de la historia. Si no, tu mascota te reconocería entre millones de personas.

Fuente de la imagen: https://i1.wp.com

Te puede gustar