¿Tu perro está solo? Aquí te dejamos la solución

Luis Francisco · 23 febrero, 2016

Una de las situaciones más delicadas para el canino es cuando tu perro está solo en casa, ya que esto es algo que puede generar serios inconvenientes tanto a él como a ti.

Y es que en esta situación es muy común que se sienta triste, o hasta deprimido, ya que cuando te ausentas tu pequeño amigo sufre de ansiedad por separación, lo cual es algo que le genera una angustia tan fuerte que una de sus formas de drenarla es destrozando todo lo que encuentra a su alrededor.

Si quieres hacer que tu canino no sufra y sepa comportarse adecuadamente cuando esté solo, aquí te dejamos algunos consejos que debes seguir.

Si tu perro está solo, proyéctale calma y serenidad

perro triste

La peculiaridad más increíble de la inteligencia de los canes es que puedes educarles no solamente con palabra y amaestramiento, sino también dando el ejemplo.

Cuando estés en casa no solo es importante darle cariño y ternura a tu pequeño amigo, sino también proyectar siempre una actitud de tranquilidad, lo cual hará en el medio plazo que tu mascota se comporte de esa misma forma en el hogar. Así le ayudas a sentirse más calmada y segura cuando no estés.

Si alguna vez has escuchado que los perros se parecen a sus dueños, no es mentira, ya que nunca podrás ver a alguien irracional y agresivo con un canino sereno y equilibrado mentalmente.

No dejes que tu perro se vuelva muy dependiente de ti

Aún cuando pueda parecer tierno que tu perro se sienta triste y te extrañe muchísimo cuando no estás, esto solamente demuestra que no sabe estar solo, lo cual es algo que puede ser perjudicial para su salud, además de demostrar que existen algunas cosas que no estás haciendo bien como amo.

Y es que por muy severo que pueda leerse, enseñarles a estar solos es algo que debes hacer desde que son cachorros, no solamente para que no se sientan mal cuando no te encuentres con ellos, sino para que sean un poco más independientes y desarrollen mayor seguridad en ellos mismos.

Para lograrlo, solo debes hacer que valoren su propio espacio, también has de invertir el tiempo que pases con ellos en jugar, darles cariño, cuidarlos, alimentarlos.

Si por ejemplo ya le diste cariño y jugaste con él, y tu canino te pide que le des atención, simplemente ignóralo, ya que de esta manera lo acostumbrarás desde pequeños a ver la soledad como algo completamente natural.

¿Piensas que esto es algo cruel? Para nada, solo debes recordar que las madres de los perros no les prestan atención algunas veces, luego de que ya no les dan leche, todo con el fin de evitar que se vuelvan muy dependientes y no puedan valerse por sí mismos.

Haz que se sienta cómodo y entretenido cuando tu perro está solo

Si se te hace muy difícil lograr lo anterior, lo mejor que puedes hacer es convertir su soledad en un momento en el que pueda divertirse y relajarse, ya que de esta manera no se sentirá triste ni ansioso.

Una buena opción es comprarle un juguete tipo mordedor para que juegue con él en tu ausencia, estos duran mucho tiempo y tu canino la pasará en grande.

De igual forma, otra gran opción es habilitarle un espacio cómodo, cálido y acolchado en el cual pueda descansa, para que, una vez te ausentes, tu mascota tenga un sitio especial en el cual tener un sueño plácido.

Es importante destacar que uno de los trucos que muchos amos emplean es darles de comer antes de irse, ya que de esta forma el can se sentirá lleno y querrá dormirse, por lo que no habrá ningún problema cuando no estés en casa.

Mantén una actitud normal cuando llegues y cuando te vayas

perro y familia

Esto es lo mejor que puedes hacer, ya que cuando eres muy cariñoso con tu perro cuando llegas de un sitio o cuando te tienes que ir ellos se sentirán condicionados y sufrirán mucho la ausencia.

Es por ello que en vez de actuar de esta forma, lo preferible es no saludarlo ni despedirte, ya que de esta manera ellos verán todo como algo muy normal.

Con estos trucos, tu pequeño amigo de cuatro patas no tendrá ningún inconveniente. Cuando tu perro está solo no habrá condicionamiento especial y lo sentirá como algo habitual y rutinario.