Mi perro ataca a otros perros: ¿cómo puedo solucionarlo?

Si tu perro ataca a otros perros  debes buscar una pronta solución antes de que el problema pase a mayores.

Si bien es cierto que no todos los canes se llevan bien entre sí, lo normal debería ser que se mostraran amigables entre ellos.

No olvides, además, que tú eres responsable de tu mascota y que las cosas pueden terminar en una denuncia por lesiones y con el pago de gastos médicos o indemnizaciones.

Cómo identificar a un perro con conductas agresivas

agresividad en perros

Si un perro es agresivo con sus pares seguramente manifestará alguna de estas conductas ante la presencia de otro can:

  • Ladrará de forma frenética.
  • Parecerá un caballo desbocado.
  • Dará dentelladas al aire.

Y, si cometiste el error de soltarle la correa, lo más probable es que salga corriendo hacia el otro animal para atacarlo. Ten presente que separar a dos perros o más que se pelean no es tarea fácil y más de uno puede salir lastimado, sea animal o sea humano.

Posibles causas por las que los perros atacan a sus congéneres

Las conductas agresivas de los canes pueden tener motivos diversos. Entre ellos:

  • Falta de socialización con otros perros cuando era cachorro.
  • Miedo a causa de una experiencia traumática. Por ejemplo: una pelea con un perro que lo atacó.
  • Que el perro esté alterado y se sienta amenazado por todo.
  • Educación inadecuada con respecto a la relación con otros perros.
  • Dominancia.

Primeras medidas

Si tu perro atacó a otros canes o sospechas que puede llegar a hacerlo, tienes que prevenir esas situaciones. Lo primero que se impone en estos casos es el uso del bozal hasta que logres ir modificando sus conductas agresivas.

Son ideales los bozales de cesta ya que, si agrandas un poco el agujero frontal, podrás recompensarlo con un premio comestible a medida que avance en la modificaciones de estas actitudes.

También es recomendable que utilices un arnés es lugar de una correa, de esos que permiten maniobrar con el animal para desviarlo fácilmente de su objeto de agresión.

Errores que debes evitar si tu perro ataca a otros perros

Hay actitudes muy comunes que los dueños suelen tener con sus mascotas para intentar reprimir y enmendar las conductas agresivas pero que, lamentablemente, suelen lograr el efecto contrario.

Debes evitar:

  • Corregirlo. Tu perro está nervioso ante la presencia de otro perro y no entenderá el motivo de la corrección.
  • Castigarlo. No le grites ni le pegues.Tampoco utilices collares de castigo, de ahogo o de impulso. Solo conseguirás agobiarlo más ante una situación de por sí estresante.
  • Tironear de la correa. Puedes lastimar su cuello.
  • Llevarlo a un parque canino o a otro lugar donde haya muchos perros. Generarás más experiencias traumáticas.

Soluciones para que tu mascota no sea agresiva con otros canes

perros

Con mucha paciencia puedes ir disminuyendo las conductas agresivas de tu peludo hacia sus congéneres. Presta atención a los siguientes consejos:

  • Sé previsor. El mantenimiento de una rutina le quitará estrés a tu mascota.
  • Aprende a identificar las señales de calma y de nerviosismo de tu perro. Así podrás adelantarte a posibles situaciones conflictivas y evitarlas a tiempo.
  • Programa paseos cortos por lugares poco transitados. Debes lograr que el animal se relaje.
  • Practica órdenes básicas de adiestramiento para que empiece a acatarlas también en situaciones posibles de enfrentamiento con otra can.
  • Utiliza siempre el refuerzo positivo. Recompénsalo cada vez que cumpla correctamente una orden.
  • Haz que se ejercite físicamente y estimúlalo mentalmente.

Cómo dejar atrás las conductas agresivas

Cuando creas que ya has avanzado lo suficiente para modificar las conductas de tu mascota, pídele a algún amigo o familiar que tenga un perro del que estés seguro que no responderá ante actitudes agresivas que te ayude.

¿Cómo?

La idea es que, a una distancia controlada y en lugares que puedas manejar los posibles desbordes, tu peludo intente comenzar a relacionarse con el otro animal de una forma más normal, dejando de lado la agresión.

No creas que sucederá de inmediato. Pero, paso a paso, y día a día, seguramente las cosas se irán normalizando y ese estigma de que tu perro ataca a otros perros se irá desvaneciendo para dar lugar a una mascota feliz que disfruta de los paseos junto a su dueño.

Categorías: Control de la agresividad Etiquetas:
Te puede gustar