¿Cómo hacer las mejores fotos de tu mascota?

Tomando una foto a un perro

Hacer que tu mascota se quede quieta mientras intentas tomarle una foto es una odisea sin fin. No importa si quieres salir en la imagen con ella o si simplemente deseas hacerle una instantánea. Intentas pillarla desprevenida, pero parece como si oliera el objetivo y se moviera cada vez que vas a disparar. Por eso hoy te enseñamos cómo hacer las mejores fotos de tu mascota.

No entiendes como la gente publica fotos de sus perros o sus gatos en las redes sociales que son dignas de una revista. Increíble pero cierto, tú nunca has podido conseguir nada similar. Pues bien, tranquilo, estamos aquí para ayudarte, y como hemos dicho, vamos a darte unos consejos sobre cómo hacer las mejores fotos de tu mascota.

Trucos para hacer fotos de tu mascota

fotografiar a tu mascota

Pronto tú serás uno de esos reyes en las redes sociales, de esos que hacen fotos de tu mascota sacadas de película. Tan solo sigue estos consejos:

  • Nunca uses flash. Lo mejor es que escojas una hora del día en la que haya suficiente luz para evitar usar el flash. ¿por qué? Porque el flash hará que tu mascota se asuste y se mueva, o peor aún, que salga corriendo. Además, logrará que sus ojos salgan rojos y brillos innecesarios en la cara. No será una foto digna de compartir a no ser que evites el flash, tenlo claro siempre.
  • Enfoca a sus ojos. No importa si te está mirando o no, enfoca a sus ojos y obtendrás una foto maravillosa. Las expresiones y sentimientos más profundos están en su mirada, y ahí es donde debes centrar el objetivo.
  • Ponte a su nivel. Si le intentas hacer fotos desde arriba, el animal se puede sentir intimidado. Recuerda que él no sabe lo que es una cámara ni para lo que sirve, así que cuando te vea sobre él con algo extraño y desconocido en tu mano, lo más lógico será que eche a correr.
  • Enfócate en sus rasgos personales. La foto será mucho más divertida si destaca un aspecto de la personalidad de tu mascota. Por ejemplo, si tu gato es un comilón, hazle la foto mientras come de manera ansiosa. O si tu perro no deja de dormir, toma una foto en una postura extraña que haya cogido en uno de sus profundos sueños.

Otros detalles importantes para tomar fotos de tu mascota

  • Busca el fondo. No os lo mismo un fondo de un color que haga resaltar a tu mascota, que uno que puede mezclarse con ella. Ambas fotografías pueden ser bellas, de ti depende saber qué buscas. Si lo desenfocas, tu mascota resaltará en toda la foto y será la protagonista.
  • Utiliza objetivos diferentes. A veces el éxito proviene de la originalidad. Atrévete a probar cosas nuevas y cambia el objetivo a tu cámara. Usa un ojo de pez o una panorámico, prueba a poner filtros de colores… ¡Nunca se sabe si la foto perfecta vendrá de la situación más original!  Y si no tienes cámara, no te preocupes, ahora hay unos objetivos adaptables a tu teléfono móvil que te ofrecen estas opciones.

foto perro

  • Planifica. No puedes llegar así, de cualquier forma, y querer hacer una foto a tu mascota, no te dejará. Lo recomendable es que tengas la cámara en la mano mientras estás cerca de tu animal. Dispara tomas a otras cosas e incluso muéstrale las imágenes. Así verá que no es un objeto peligroso y se irá familiarizando con él. De ese modo, cuando le toque ser el modelo, seguro que todo será más fácil.
  • Utiliza los disparos múltiples. Estos captan todos los momentos mientras tu mascota se mueve. ¿Quizá en una de esas captures la mejor foto de las redes? ¡Quién sabe!
  • Inspírate. Si no sabes por dónde empezar, busca imágenes de mascotas en Internet y copia algunas en las posturas o los lugares de aquellas que te gusten.
  • Diviértete. Pon todo tu amor y disfruta del momento y haz disfrutar a tu mascota. Si lo conviertes en una competencia por hacer una buena foto, es probable que tu amigo no se deje hacérsela y que al final termines disgustado.

¡Ánimo! Hacer una foto a nuestra mascota no tiene por qué ser tan difícil. Si sigues estos consejos es posible que la próxima imagen que se viralice sea la tuya, ¿te animas?