Mejora la convivencia con tu mascota

Virginia Duque Mirón · 27 enero, 2017

Si tienes una mascota, lo más seguro es que te desvivas día a día porque vuestra convivencia sea lo más placentera posible. Quieres ser el mejor “papi o mami” que exista, pero esto en ocasiones no es suficiente. De hecho, no sientes que las cosas marchen como deben.

El problema de comunicación que existe entre mascotas y personas puede favorecer a este hecho. Incluso podrías sentir que tu perro es más pasota contigo o que te molestan cosas de él que antes no lo hacían. No te preocupes, todo tiene arreglo, y esto también.

Haz que la convivencia funcione

Para que tanto tú como tu animal estéis contentos y la convivencia vaya sobre ruedas, solo sigue estos consejos. Recuerda que como para todo, necesitarás tiempo, cariño y paciencia.

Olvida por un momento los dispositivos

perro que logra volver a casa

Hoy día en una era llena de tecnología, nos sumimos en aparatos electrónicos olvidando todo lo demás casi sin darnos cuenta. Medítalo bien. Si tuviste una mascota antes de que toda esta tecnología existiera, ¿qué hacías al llegar a casa?

¿Acaso no era jugar y pasar tiempo con ese ser que te roba el corazón cada día? ¿Qué haces ahora cuando llegas a casa? ¿Prestas atención a tu mascota? Si no es así, es hora d que cambies esto.

No importa la mascota que tengas, ellas son dependientes de nosotros en todos los sentidos, también en el emocional. Por tanto, aparta tiempo para tu amigo, al menos un poco cada día. No tienes que hacer nada especial, quizá solo hablar con ella mientras la acaricias, o jugar con ella dentro de casa.

No importa lo que sea, pero dedícale tiempo.

Vigila su salud

No esperes a que pase algo para buscar un veterinario. Desde el momento que adoptas una mascota, ya debes buscar un profesional de su salud al que acudir siempre que lo necesites. Te podrá asesorar sobre la comida, la cual es importante para que sea completa y lo ayude a mantenerse en el peso ideal.

También podrás acudir ante cualquier anomalía con urgencia y no perder tiempo en el último minuto buscando un doctor de confianza.

Déjalo interactuar

Los animales son de manada, casi todos. Los perros especialmente. Si tu mascota es un can, déjalo que juegue con otro y que interactúe con otras personas.

En ocasiones muchos dueños tienen miedo de que su mascota vaya hacia otros de su especie en un parque, por ejemplo, por temor de que se ensarten en una pelea. Esto no es beneficioso para el animal en absoluto, sino todo lo contrario. Necesitan relacionarse con otros.

No lo lleves a la soledad

Muchas personas creen que los animales son para tenerlos en el jardín o la terraza, pero ya te decimos: si piensas hacer eso, mejor no adoptes. Las mascotas están hechas para vivir con nosotros, en casa, dormir a nuestros pies, sentarse a nuestro lado.

Puede que te preocupe la higiene, pero si mantienes limpio y sano a tu animal, no habrá problemas. Sin embargo, no puedes negarle la oportunidad de interactuar con personas, pues es algo que necesitan. Todo esto sin contar que los climas extremos les afectan y podrían dañar su salud.

Que no te importen lo que digan

perro-nuevo-en-casa

Es posible que amigos o familiares, quizá en tono sarcástico o incluso con las mejores intenciones, no entiendan tu actitud hacia tu mascota. ¡Que te dé igual!

Tú sabes que merece la pena dedicar un poco de tiempo y esfuerzo a reforzar vuestro vínculo y sabes que además tu mascota lo merece. No todos entienden, ni entenderán nunca, lo especial que es la convivencia con un animal que te adora y al que adoras.

Defiende tu relación y olvida los malos comentarios. Esfuérzate cada día porque la convivencia con tu mascota sea mejor y al final obtendrás buenos resultados.