La almeja Ming, el animal más longevo

Este peculiar molusco tenía más de medio milenio de vida en el mar cuando fue hallado.
La almeja Ming, el animal más longevo

Escrito por Celeste Cervera

Última actualización: 12 junio, 2022

En el año 2006, una expedición científica en Islandia que iba a estudiar con atención la vida de los moluscos halló una almeja de características especiales. Al observarla con detalle se encontraron con que este era un ejemplar único. Fue bautizada como almeja Ming y resultó ser el animal más longevo.

¿Qué buscaba la expedición que halló la almeja Ming?

Los científicos de todo el mundo suelen realizar expediciones en Islandia y alrededores con la intención de estudiar sus moluscos. En aguas frías se han hallado especies muy longevas y esto ha movilizado a la comunidad científica que intenta comprender el proceso de envejecimiento.

Con sus anillos conocemos los cambios que se han dado en el mar y en su clima durante la vida de este molusco.

Las almejas de Islandia son estudiadas porque son bivalvos muy longevos. Pueden responder a ciertas incógnitas sobre el proceso de envejecimiento. Esto es debido a que cada año añaden un nuevo anillo a su caparazón, como los árboles, y al analizar estos anillos podemos conocer la historia de los océanos. 

Con sus anillos conocemos los cambios que se han dado en el mar y en su clima durante la vida de este molusco.

¿Por qué fue bautizada como almeja Ming?

Cuando los científicos comenzaron a estudiarla se percataron de que la almeja tenía cientos de años.  Se creyó en un inicio que había nacido cuando la dinastía Ming reinaba en China y por eso la bautizaron con ese nombre.

Al avanzar con las investigaciones se descubrió que podía tener más de 500 años, es decir más de medio milenio.

La muerte de la almeja Ming

Al ser parte de un estudio de muchos moluscos recolectados, la almeja Ming se incluyó entre los mismos. Estas investigaciones consisten en tomar muestras de su caparazón y una vez que este se abre, el animal muere.

El equipo de investigación de la Universidad de Bangor declaró que se desconocía aún la peculiaridad del bivalvo al iniciar los análisis y que por ello cuando descubrieron su importancia ya era tarde para salvarlo.

La almeja Ming, el animal más longevo, murió antes de que se llegase a conocer su valor.

¿Cómo se estudian las almejas?

El método de estudio es la esclerocronología y consiste, en el caso de las almejas, en abrir la concha. No siempre se sabe si el molusco está aún con vida. Pero de estarlo, morirá al abrirlo. Con este método se cuentan los anillos de la concha desde el interior. 

Por todo ello, los científicos que estudiaron la almeja Ming no sabían que estaba aún con vida y que tenía tantos siglos entre nosotros.

En su defensa, comentaron que animales de la misma especie se consumen de manera comercial a diario, y que podemos estar almorzando almejas de cientos de años. Su argumento más fuerte fue que solo notaron que la almeja podía ser muy mayor cuando los estudios ya se habían iniciado.

La almeja Ming, el animal más longevo, en los titulares

Al conocerse la noticia de la edad de la almeja Ming, su hallazgo invadió los titulares. Así como también la desafortunada noticia de su fallecimiento en la investigación. Esta situación dio lugar a varias protestas contra la Universidad de Bangor que estaba a cargo de la investigación.

Aun así, su estudio permitió la publicación de un trabajo de gran calidad en la revista científica Age, en el año 2013. En él, los autores describieron la relación entre la longevidad de todas las especies estudiadas.

El animal más longevo no utilizaba demasiados recursos como respuesta a los estresores externos. La almeja Ming había tenido una existencia pacífica.

Puede haber más almejas Ming en el mar

Es muy probable que la almeja Ming no sea la única que ostente longevidad. La comunidad científica muestra una opinión unánime al asegurar que en Islandia y las costas árticas existirían almejas aún más viejas.

Y tan importante como los bivalvos longevos es la información que pueden darnos. Puesto que los océanos han experimentado cambios en las corrientes, el último hace unos 400 años, en la Pequeña Edad de Hielo.

El caparazón de ostras, almejas, mejillones, langostas y caracoles marinos, en las especies longevas, atesoran la historia de los océanos y muestran la rapidez de los últimos cambios.

El futuro de la investigación marina

En la actualidad los océanos reciben el impacto de las emisiones de CO2 y los corales y caparazones de moluscos lo atestiguan. La acidificación de las aguas marinas puede perjudicar la reproducción de las especies y la supervivencia de las economías que dependen de la pesca. Las altas temperaturas que impactan en el océano están afectando a las poblaciones de su fauna marina.

Teniendo en cuenta que las especies marinas aportan a la dieta humana también ácidos grasos insaturados, beneficiando al sistema cardiovascular, se comprende la importancia de apoyar la investigación científica y de encontrar métodos más seguros de estudio para la vida marina.

Te podría interesar...
4 especies de cangrejos marinos
Mis Animales
Leerlo en Mis Animales
4 especies de cangrejos marinos

De todas las especies de cangrejos marinos que existen, hemos elegido cuatro debido a sus características curiosas. ¡Conócelos a continuación!