¿Juegas con tus mascotas? Consejos para disfrutar del juego con tu perro

Antonia Tapia · 7 abril, 2015

Muchos animales, sobre todo los perros, disfrutan al máximo jugar con sus dueños. Ya sea a la pelota, al juego del tirón o al frisbee, las mascotas necesitan al menos dos veces al día tener una sesión de juegos. A continuación, compartimos algunos trucos para que saques todo el provecho de un momento tan especial.

Elige el mejor juguete

perro y ejercicio

Escoger el juguete adecuado para tu mascota puede que no resulte tan sencillo. Algunos prefieren un pelota de tenis y otros un pedazo de rama. Experimenta con diferentes juguetes y observa con cuál de ellos se excita. Evita las pelotas pequeñas o lisas que pueda tragar y aquellas que puedan resultar comestibles como las de cuero crudo. Si el disco volador es su preferido, escoge uno especialmente diseñado para perros.

Si a tu perro no le gusta poner los juguetes en su boca, intenta empapar el peluche o la pelota de tenis en caldo de pollo. Esto lo atraerá.

Si a tu mascota le gusta jugar al tira y afloja, enséñale un juego corto con un juguete suave que a tu perro le guste tirar. Luego toma el objeto de su boca y échalo a solo unos centímetros de distancia. Si tu perro corre hacia el juguete, inmediatamente arrebátalo y empieza otro divertido juego del tirón. Si solo se queda ahí y mira el juguete que has tirado, extiende la mano y muévela por el suelo de nuevo hasta que la encuentra irresistible. Tan pronto como él va por el objeto, tíralo unos cuantos centímetros de distancia. Sigue haciendo esto hasta que persiga el juguete. Cuando lo haga, puedes recompensarlo con otro juego rápido. Estará ansioso por correr y buscar el artículo. Esto lo animará a correr más rápido.

Si tu perro ama perseguir y recoger el juguete, pero no tiene mucho interés en traerlo de nuevo, prueba con dos juguetes idénticos. Muéstrele a tu mascota uno de los juguetes y aliéntalo a que lo tome. Cuando él lo recoja, llámalo, muéstrale el otro juguete y actúa como si lo fueras a tirar en la dirección opuesta. Este ejercicio hará que se acostumbre a recogerlo.

Consejos para jugar a la pelota

perro jugando

Si jugáis con una pelota y tu perro deja caer el juguete, pero luego trata de arrebatarlo hasta conseguirlo, enséñale a sentarse y quedarse quieto mientras tú lo recoges. Él probablemente tratará de agarrarlo. Si no lo hace, recuérdale que debe sentarse y quedarse quieto. Una vez que así sea, intenta lanzar nuevamente el objeto. Si lo agarra y te lo regresa, puedes felicitarlo y darle su golosina favorita de regalo. Continúa repitiendo esta secuencia hasta que se de cuenta de que para que le tires el juguete él tiene que sentarse y quedarse quieto mientras lo recoges. Si asume estas reglas, con el tiempo, podrás recoger el juguete mientras tu perro espera educadamente.

Si tu mascota se convierte en un genio, va a buscar la pelota y  te la regresa sin problema, puedes hacer el juego más difícil con unos simples trucos. Trata de lanzar el juguete en subida para que él tenga que correr más. Si juegas en casa, puedes lanzarlo por una escalera. Si tu mascota persigue una pelotas de tenis, utiliza una raqueta para enviar la bola más lejos.

En caso de que su juguete favorito sea perseguir un disco volador, ten cuidado de no tirarlo demasiado alto. Los perros pueden lesionarse. En ese sentido tira el frisbee a ras del suelo para que tu perro pueda arrebatarlo en el aire.

Mantén sesiones cortas de juego, para que tu mascota no se aburra y siga jugando.  Si es todavía un cachorro (menores de 6 a 12 meses de edad), ten cuidado de no hacer ejercicios demasiado fuertes, ya que podrían dañar permanentemente sus articulaciones.

Si tienes un gato, puedes realizar un par de sesiones de juego en diferentes momentos del día. Quizás si lo haces durante la noche, puedas obtener mejores resultados. A lo felinos les gusta jugar durante las horas de luna. Se sienten más activos y posiblemente puedas captar su atención más rápido. Recuerda escoger su juguete favorito, que se adapte a sus necesidades. Si notas que no te hace caso, prueba con un poco de hierba para gatos.